Yo de mayor quiero ser encuestador

Yo de mayor quiero ser encuestador.

 

Encuestador es una persona que lleva a cabo consultas e interrogatorios para una encuesta. Una encuesta puede ser un cuestionario que recoge los datos para una consulta o el conjunto de los datos obtenidos mediante esta consulta o interrogatorio a un número determinado de personas sobre un asunto.

 

Esta claro que mis ambiciones futuras no pasan por ser esa persona que a pie de cañón va desgranando las preguntas que recoge ese formulario y va anotando cruz tras cruz las respuestas desganadas de los encuestados, esta claro que mi ambición en esto de las encuestas apunta un poco mas alto.

 

Algunos bienintencionados, que dicho sea de paso y mientras no se demuestre lo contrario son la mayoría, pueden pensar que el resultado de las encuestas es manipulado y manipulable según quien la potencie o pague, que muchas de ellas han sido extrapoladas de forma anterior a la propia consulta en si, es parte de la desconfianza endémica que nos acompaña.

 

Estoy de acuerdo que nadie pregunta aquello que no quiere oír. Que las preguntas en si no son ni delito, ni ofensivas cosa que si pueden serlo las respuestas.

 

El anterior ejecutivo popular intento legislar contra la posibilidad de un referéndum nacional para Euskal Herria mucho antes de conocer el contenido de las preguntas, la encuesta como cuestionario en si. Amenazo con cárcel y mas guerra si esta se llevaba a cabo a pesar de estar contemplada su posibilidad en la legislación actual. El ejecutivo socialista en la oposición callo y con ello otorgo.

 

Muchas de las encuestas que nos asaltan, o aquellas que me han hecho a mí, preguntan intenciones. Es el mercado del marketing que busca el cliente potencial al que dirigir la propaganda de sus productos, el producto es si no es ni maleable, ni mutable. La propaganda que nos lo vende es la que se alimenta de ese tipo de encuestas.

 

Las encuestas no solo condicionan nuestra vida social o política, lo hacen con nuestros gustos, los colores con los que van ha obligarnos a vestir, los alimentos que preferimos, donde debemos comprarlos, si estamos de acuerdo con la pena de muerte, con la guerra de Irak, con la monarquía franquista, con la constitución(es), con la ley de enseñanza, con la ley de parejas.

 

También hay otras leyes que no nos preguntan si estamos de acuerdo o en desacuerdo. La Ley de Partidos o la que rebaja el impuesto sobre el capital y los capitalistas, la ley que congela los salarios o aquella que contempla que productos entran o salen a la hora de calcular el IPC, la ley que dice quien es victima del terrorismo y quien siendo victima no merece tal label porque ello es potestad y consenso de los partidos políticos.

 

Hay encuestas que nunca se llevaran a cabo no por temor a las respuestas que siempre son interpretables y extrapolables, no se materializaran por no dar que pensar a los encuestados. No hay pregunta indiscreta pero si pueden haber millones de respuestas.

 

Cuando me dicen que hoy en día, después de mas de un año en el poder el Partido Socialista Obrero Español y mas de un año en el pataleo del Partido Popular, en el Estado Español la intención de voto varia hacia el PP tengo que pensar que la intención de la encuesta ha sido también proPP.

 

Si quiero una opinión contraria contra la inmigración lo mejor que puedo es mandar a mis encuestadores a las colas del paro del INEM.

 

Si quiero una encuesta contra la ley de enseñanza que deja a la religión como asignatura optativa los enviare a la salida de la misa de 12 de los domingos.

 

Si quiero una encuesta que vote PP enviare a mis encuestadores a las sedes del Partido Popular.

 

Si quiero una encuesta que niegue los derechos históricos y culturales de las nacionalidades del estado no enviare a mis encuestadores a ninguna de estas naciones ninguneadas, creo que los dejare en las sedes del PP.

 

Y los volveré a enviar a estas únicas direcciones para mostrar en sentir popular frente a la Ley de Parejas, contra el aborto, por la libertad y por la paz, contra el dialogo o la negociación.

 

Si tengo que dejar “libertad” a mis encuestadores lo único que tengo que hacer es pulir un poco mas las preguntas y delimitar las respuestas.

 

¿Esta vd. de acuerdo con la monarquía?. Si o Si.

 

¿Esta vd. a favor de la negociación con los terroristas?. No o No.

 

¿Valore del 1 al 5 a José Luís Rodriguez y del 6 al 10 a Mariano Rajoy?.

 

¿Apoya vd. la guerra contra los terroristas o esta con los terroristas?.

 

Por favor no se olvide de firmar la encuesta, anotar su dirección actual y el DNI.

 

Sobre todo y ante todo la libertad de opinión y expresión, confidencialidad y secreto profesional.

 

Yo de mayor quiero ser encuestador, antes pensaba que el 3% de las comisiones era mas que suficiente para enriquecer a cualquiera ahora soy consciente que una pregunta a tiempo merece o se cotiza mucho mas que ese corto porcentaje.

 

Aquellos que no estén de acuerdo con los 25 años de paz pueden recoger la papeleta con el NO en los cuarteles de la guardia civil, no olviden llevar sus propias mantas y el cepillo de dientes.

 

Si no quieren que España se rompa pregunten señores, pregunten y hágannoslo saber. La mayoría nunca puede estar equivocada.

 

2005.11.25

Intxaurrondo (Euskal Herria)

 

NOTICIAS ANTICAPITALISTAS