Venezuela. Pdvsa y Pemex

Publicidad

Paco Ignacio Taibo II y los amigos de la Brigada para Leer en Libertad me invitan a la Feria del Libro de Puebla, a presentar mi último volumen y hablar sobre lo que pasa en Venezuela. También converso con Ana Lidia Pérez, quien presenta El Cartel Negro: cómo el crimen organizado se ha apoderado de PEMEX. Obsesión de Imperios es robarnos nuestras nacionalizadas compañías de hidrocarburos: mediante golpes de Estado o con el hampa común.

Nos cuenta Ana Lidia que en México “huachicoleros” conectaron tomas clandestinas en los ductos de la estatal Pemex, vendieron los hidrocarburos adulterados a una red de 12.000 gasolineras poseídas por alcaldes corruptos, desaparecieron los activos de los almacenes e incluso construyeron oleoductos propios que los llevaban fuera de las fronteras, al punto de que los carteles entraron de lleno al nuevo negocio, más productivo que la droga.

Así, desde 2011 “el robo de combustible es otra batalla perdida por Felipe Calderón, una batalla donde lo que está en juego es gran parte del gasto público del país, un 40% del PIB”. No lo reseñamos por demeritar a México, cuyos reveses nos duelen como propios, sino por plantear la posible afinidad con lo que nos ocurre. Afirma el Presidente Maduro que 40% de lo que Venezuela produce o importa desaparece por nuestras fronteras ¿Cuál porcentaje de gasolina nuestra motoriza el parque automotriz y la refinación de cocaína de países vecinos hostiles?

¿Quién permite que tales magnitudes salgan sin registro de los depósitos de PDVSA? ¿Quién posibilita que buques completos entreguen cargamentos que no figuran en su contabilidad? ¿Cuántos contratos celebró la estatal con empresas de maletín, con sobreprecios o precios indebidamente reducidos; en cuántos se remuneran prestaciones o bienes ficticios? ¿Por qué ha disminuido la producción de cerca de tres millones de barriles diarios a menos de millón y medio? ¿Cómo estuvo conducida tanto tiempo por funcionarios que cometieron o ignoraron irregularidades semejantes?

¿Es posible que institución de tal importancia económica y estratégica funcione sin actualizados sistemas de control previo, concomitante y posterior de gastos e ingresos y del cumplimiento de las metas y objetivos en función de los cuales se realizan? PDVSA es de todos: todos tenemos derecho a saber.

.

ultimasnoticias.com.ve/noticias/opinion/pdvsa-y-pemex/

También podría gustarte

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More