UNA OPINIÓN SOBRE LO QUE UGT Y CC.OO NO HAN CONTADO DEL CONFLICTO DE LA LIMPIEZA DE MADRID

 

 

 

 

El reciente conflicto “no nato” en las contratas de la limpieza y jardinería de Madrid, ha ocultado otra realidad, de la que ni UGT ni CC.OO han querido hablar. Les ha interesado a estos sindicatos centrar toda su presión mediática en unos supuestos 1.400 despidos, algo incierto y sin la mínima base real sobre la que sustentar tal afirmación.

 

Cabe señalar que las contratas, que están despidiendo trabajadores en contra de lo dicho por los sindicatos UGT y CC.OO como el caso de OHL, el número real se cifraba en poco más de 400 empleados, muy por debajo de los 1.400 anunciados por UGT. Y que han hecho UGT y CC.OO, seguidos por CGT, con el acuerdo, asumir una posición de defensa de los intereses muy particulares de sus delegados y de ciertos afiliados, que dado su bajo rendimiento les coloco en el punto de mira de quienes deben gestionar unos servicios que han visto rebajados sus presupuestos.

 

No vendré a recordar que tanto UGT como CC.OO solo miran por sus intereses, y en este caso pasa más de lo mismo, pues en modo alguno se ha puesto sobre la mesa el presunto fraude cometido durante los últimos años por las empresas, que si nos atenemos a los plenos de concisiones económicas, deberían haber dado empleo a un total de 8.000 operarios. ¿Y cuantos realmente han tenido en sus plantillas?, pues en ningún caso se han superado los 5.200 trabajadores/año. Eso sí, el Ayuntamiento de Madrid ha pagado religiosamente el número de empleados que supuestamente realizaban los servicios “privatizados”.

 

Así pues donde estaban UGT y CC.OO cuando las empresas hacían estas trampas económicas?, donde estaban los que ahora se alarman porque se reduzca el presupuesto y se elimine la necesidad de tener una plantilla mínima para la prestación de los servicios, algo que desapareció de los plenos de las recientes licitaciones. No cabe duda que junto a los “particulares” intereses de UGT, CC.OO y de la patronal, también hay otro elemento que en modo alguno ha salido a la luz, y que debe ser que se da por hecho que es algo consustancial a las privatizaciones, las haga el PP, el PSOE o IU.

 

Me refiero a las contrataciones de cuadros medios por parte de las empresas, que curiosamente unen en muchos casos parentesco con técnicos y cargos de confianza, cuando no con concejales del PP, que deben ser los que controlen la ejecución de los contratos, o sea de los servicios privatizados. Eso no se denuncia, eso UGT y CC.OO lo callan, porque ellos mismos también tienen su “sistema” que en el fondo garantiza la Paz Social y miran hacia otro lado cuando se “roba” a los ciudadanos de Madrid con el fraude que supone frenar las sanciones a las contratas desde abajo por esas espumeas relaciones entre ejecutivos/mandos intermedios de las empresas y los responsables municipales de vigilar el cumplimiento de los servicios encomendados a estas empresas.

 

Así no queda más que recordar que las buenas palabras y promesas, como el aceptar una rebaja salarial del 15 por ciento a cambio de no despedir a nadie, es en si una mentira más que solo permitirá precarizar más aun las condiciones de los compañeros, y sin garantía de que se produzcan despidos como esta pasando ahora.

 

No debe pues esperarse a que lo dicho y lo pactado entre Patronal y UGT y CC.OO, con CGT como invitado de piedra, sirva para garantizar todos los puestos de trabajo, sino solo los de ellos, como se esta viendo cada día en los cantones y bases desde donde se trabaja DIA a DIA por el mantenimiento de las zonas verdes y la limpieza de la ciudad.

 

NOTICIAS ANTICAPITALISTAS