Una de cada 8 personas en el mundo padece hambre crónica

Agencias

En un mensaje con motivo de la celebración este miércoles del Día Mundial de la Alimentación ha hecho especial hincapié en que dar prioridad a la nutrición es fundamental para conseguir un futuro mejor. «Los niños y niñas malnutridos afrontan obstáculos en salud, en las escuelas y, después, en el lugar de trabajo, que limitan su potencial humano y su capacidad para contribuir a las sociedades en las que viven», ha asegurado la directora ejecutiva del PAM, Ertharin Cousin.

   Cousin ha asegurado que «priorizar la nutrición hoy es una inversión en nuestro futuro colectivo global. La inversión debe comportar alimentos, agricultura, salud y sistemas de educación», ha explicado. En la actualidad, unos 842 millones de personas –más de una de cada ocho personas en el mundo– padecen hambre crónica. Además, en torno a 2.000 millones de personas adolecen de falta de vitaminas y minerales necesarios para la vida diaria.

   Según los datos del PAM, si la comunidad global destinara 1.200 millones de dólares al año (unos 899 millones de euros al año) en reducir las deficiencias de micronutrientes, los beneficios en mejora de la salud, reducción de las muertes infantiles y el aumento de avances futuros generarían unas ganancias por valor de 15.300 millones de dólares (unos 11.345 millones de euros).

   El lema del Día Mundial de la Alimentación de este año es ‘Sistemas de alimentación sostenibles para la seguridad alimentaria y la nutrición’. El PAM, que proporciona ayuda alimentaria a 97 millones de personas en todo el mundo, estima que hay una serie de medidas que se deben adoptar en materia de nutrición. En primer lugar, impulsar un rápido aumento del número de niños y madres primerizas que reciben productos alimentarios reforzados. Además, hay que centrarse en la alimentación de los más pequeños, desde la concepción hasta que cumplen dos años, para garantizar que tienen suficientes nutrientes y calorías para tener un crecimiento completo.

   El PAM también reclama que se refuerce la asistencia alimentaria en dinero en metálico o en vales canjeables por comida para que los receptores puedan tener alimentos frescos. De igual modo, considera necesario fomentar una dieta variada y el consumo de alimentos frescos en los comedores de los colegios, así como impulsar la investigación de institución y centros privados para evaluar el impacto de las comidas con arroz.

   Por último, aconseja la elaboración de una guía para guiar a los países en sus políticas y estrategias de alimentación, como el estudio el Coste del Hambre en África, desarrollado por la Unión Africana. El PAM celebrará el Día Mundial de la Alimentación junto con otras agencias alimentarias de la ONU, como la Organización para la Alimentación y la Agricultura (FAO) y el Fondo Internacional para el Desarrollo Agrícola (IFAD).

NOTICIAS ANTICAPITALISTAS