Un repartidor de Domino’s Pizza denuncia su despido tras “casi perder la vida“ en un accidente

Publicidad

Paco tiene 23 años, vive en Murcia y el pasado 6 de diciembre tuvo un fuerte accidente mientras trabajaba en Domino’s Pizza como repartidor. Llegó al hospital inconsciente, una brecha de siete centímetros en la mandíbula, un edema pulmonar, un traumatismo craneoencefálico y varias contusiones.

“Me desperté en el hospital cuando me estaban cosiendo la brecha e la barbilla y después de más de un mes sigo en rehabilitación”, explica.

Además, hace una semana tuvieron que operarle de urgencia porque le salió un bulto en la mano y al hacerse pruebas, los médicos descubrieron que tenía un cristal incrustado.

“Mis padres vinieron al día siguiente del accidente y mi padre intentó hablar con la empresa, pero no le cogían el teléfono. Cuando fue a por varios papeles, la jefa no estaba y todo lo que se encontraba eran problemas. Finalmente me llamó para ver como estaba, pero fue después de que yo le llamase varias veces y no contestase”, cuenta.

Paco tenía un contrato temporal el 10 de septiembre del 2019 al 9 de enero del 2020 y la empresa, tras el accidente, no han renovado al trabajador.

“Hay jefes que te meten muchísima prisa para repartir. Yo mismo he tenido que pedirles que trabajando no me pongan nervioso porque con los nervios me puedo caer en la moto. Aunque este accidente haya sido el peor, no ha sido el único. Me he caído varias veces y todas lloviendo. Aquí se trabaja haga el tiempo que haga. Fíjate, con decirte que yo empecé a trabajar con el temporal Dana te digo todo”, asegura Paco.

“Vas con miedo y si encima te están metiendo prisas y estrés tienes más posibilidades de tener un accidente. Yo porque soy más mayor y me enfrento a la situación, pero hay chicos muy jóvenes que tienen miedo a los jefes y van corriendo de un lado para otro con la moto”.

Paco también ha querido denunciar en Público que la empresa nunca le dio pantalones de agua para trabajar, algo que, en principio, es obligatorio.

«Imagínate lloviendo a mares y trabajando empapado. Así he tenido que estar yo muchas veces».

La empresa ha traslado a Público que «todos sus equipos son formados en riesgos laborales», aunque el repartidor accidentado asegura que dicha formación es online.

También han añadido que «en el caso de que algún colaborador sufra lamentablemente un accidente laboral se activa inmediatamente el protocolo que tenemos establecido, realizando una investigación interna del accidente», pero lo cierto es que, según traslada el repartidor, la investigación la está llevando a cabo la policía.

Como Paco, muchos repartidores denuncian la peligrosidad a la que se encuentran sometidos.

«Soy repartidor de Domino’s y por favor si llueve no pidáis, da un miedo que te cagas ir todo el rato en tensión porque sabes que si te hacen frenar de golpe te la pegas seguro», ha explicado Iñaki en su cuenta de Twitter.

Las fotografías de los repartidores jugándose la vida en redes sociales corren como la pólvora y, pese a la consciencia que se está adquiriendo sobre esta realidad, muchas empresas hacen trabajar a sus repartidores en situaciones en las que su vida corre un serio peligro.

 

Público

 

 

 

 

También podría gustarte

Los comentarios están cerrados.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More