[Tribunal amigo] Ana Botella absuelta por la venta de vivienda a un fondo buitre

Publicidad

Ana Botella, ex alcaldesa de la ciudad de Madrid, ha salido indemne del Tribunal de Cuentas. Este ha revocado la condena por la venta de 18 promociones de viviendas de la Empresa Municipal de Vivienda de Madrid (EMVS) al grupo societario Fidere, sociedad de inversión inmobiliaria del fondo Blackstone.

De modo que el fallo inicial, dictado el 27 de diciembre, que cifraba en casi 25,8 millones de euros el perjuicio que esta operación ocasionó a la EMVS, queda revertido. La revocación también se ha hecho extensible para los concejales del equipo de gobierno de la señora Botella.

Según se ha podido saber, el Tribunal de Cuentas considera que la enajenación se realizó mediante concurso público y que no se puede imputar «negligencia grave» a los apelantes al constar en la venta que se aprobó un plan de viabilidad financiera, sin que fuera «impugnada en ningún modo».

Se refiere también a la existencia de informes, el más relevante el de Intervención Municipal aunque también otros de instancias no municipales, que «no cuestionaron la operación inmobiliaria ni dictaminaron en su contra».

Desde luego, el Ayuntamiento de Madrid no recurrirá la sentencia… La portavoz del Gobierno municipal en el Ayuntamiento de Madrid, Inmaculada Sanz, ha valorado este miércoles que la sentencia «deja claro que existió un concurso público» y ha reprochado a la izquierda poner en duda a los tribunales.

«No hemos tenido demasiado tiempo para estudiar esa sentencia; sí parece que deja claro que existió un concurso público, con una serie de informes , entre ellos el de la intervención, que abalaba ese proceso como hemos defendido desde el PP. En todo caso como portavoz del Gobierno, acatar, respetar la sentencia, y aceptaremos las conclusiones que ya se han dado», ha expresado ante los medios de comunicación desde el hall de Cibeles.

Contrariamente a la actitud tomada ante la sentencia judicial de dos jueces por el caso de Madrid Central, en que no les faltó tiempo no solo para presentar las alegaciones, sino que ha conformado una comisión para recurrir ambas sentencias desfavorables, en este caso han declarado:   «No vamos a entrar en eso, acatamos y respetamos la sentencia. Somos firmes defensores de la justicia, y acatamos cuando nos gustan y cuando no. Es mal camino poner en duda a los tribunales y el de cuentas».

Lo dicho, los personajes de Ayuntamiento de Madrid, siguen en la línea de avalar casos de evidente corrupción, mediante el «respeto» de la sentencia del tribunal amigo, nada que sorprenda, pero sí que hastía y repugna a seres  más honestos y ávidos de justicia. No la GRAN justicia, que no se sabe si existe, sino la justicia del mero sentido común y la honradez…

Fuente: Agencias, Prensa

También podría gustarte

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More