Trabajo rebajará las cotizaciones hasta en un 10% a las empresas que reduzcan la siniestralidad

Trabajo rebajará las cotizaciones hasta en un 10% a las empresas que reduzcan la siniestralidad

El Ministerio se reunirá esta tarde con los interlocutores sociales para presentarles el proyecto

MADRID, 21 (EUROPA PRESS)

La Seguridad Social reducirá las cotizaciones sociales hasta un máximo del 10% a las empresas que se distingan por sus buenas prácticas en la lucha contra la siniestralidad laboral, a través del sistema ‘bonus-malus’, para el que el Ministerio contará con una partida de más de 90 millones incluidos en los Presupuestos del Estado de 2008.

Este sistema, que también penaliza a las empresas que incumplan la normativa en materia de prevención con un posible aumento de la cotización de hasta el 20%, afectará a 170.000 empresas de diferentes sectores y a más de seis millones de trabajadores.

Según explicó el director general de Ordenación de la Seguridad Social, Miguel Angel Díaz Peña, en rueda de prensa, la cantidad presupuestada para poner en marcha el proyecto variará cada ejercicio, puesto que se corresponde con el 15% del 80% de los excedentes de las mutuas de accidentes de trabajo registrados en 2006 (último ejercicio liquidado), unos 600 millones de euros.

De esta forma, Díaz Peña concretó que la cifra puede variar año a año en función de la efectividad de los resultados obtenidos por las mutuas, y aseguró que el sistema de financiación del ‘bonus-malus’ comporta unos mecanismos contables y financieros que serán objeto de regulación por parte de la Secretaría de Estado de la Seguridad Social.

Según el director general de Ordenación, el objetivo del sistema es conseguir la disminución real de los accidentes de trabajo vinculando la reducción del peso de las cotizaciones de las empresas a los resultados positivos de las mismas en materia de prevención de riesgos.

Así, el Ministerio utilizará diversos indicadores que permitirán evaluar los resultados de cada empresa dentro de su sector de actividad, para no primar a unas empresas o sectores frente a otros, y distinguir "de forma contrastable" las compañías que "contribuyen eficazmente" a la reducción de la siniestralidad laboral.

Entre estos indicadores, que se elaborarán con la base de datos de la Seguridad Social, destacan el grado de cumplimiento de la normativa vigente, la constitución de servicios de prevención propios dentro de la empresa, la existencia de planes de movilidad o las inversiones en esta materia más allá de lo legalmente exigible, entre otros.

Díaz Peña explicó también que se excluirán del sistema las empresas de menos de diez trabajadores, que tendrán un tratamiento diferenciado, y que no se tendrán en cuenta los accidentes de tráfico y cardiovasculares, casos en los que, a su parecer, no es posible la acción preventiva de las empresas.

"MEJORA GLOBAL DEL SISTEMA".

El director general de Ordenación consideró que la medida supone un "esfuerzo social importante" que permitirá, además del retorno de las cuotas a las empresas, una reducción del coste sanitario y de las pensiones derivadas de los accidentes laborales (viudedad o incapacidad permanente), por lo que supondrá la "mejora global del sistema". "No es un mero ahorro contable, sino un ahorro muy importante para todo el sector", señaló.

Finalmente, Díaz Peña, indicó que el Ministerio presentará esta misma tarde el proyecto a los interlocutores sociales, aunque insistió en que las conversaciones hasta ahora han sido "buenas" y que se trata de un proyecto "muy maduro" que podría aprobarse "muy rápido, en un mes o un poco más" si se elabora la norma necesaria para ponerlo en marcha. "Sólo hay que conseguir el acuerdo con los interlocutores", concluyó.

NOTICIAS ANTICAPITALISTAS