Tiempos de elecciones, tiempos de hipocresia: el PP anuncia que los inmigrantes irregulares tendran acceso a atencion primaria

Publicidad

No nos sorprende.  Forma parte del juego.

El anuncio hecho a la agencia EFE por el Ministro de Sanidad, en el sentido de que los inmigrantes “irregulares” volverán a disponer de acceso a atención primaria, forma parte del espectáculo por el que políticos de todos los pelos y pelajes realizan promesas (este año la más socorrida es la de la vuelta al “estado del bienestar”) para que la población participe en el juego cediéndoles la gestión de sus asuntos por 4 años más.

Según el Ministro de “Limitación de la Atención Sanitaria» (inmigrantes sin papeles, pacientes de hepatitis C, pacientes en interminable lista de espera….), los inmigrantes que se encuentren en España en situación irregular “volverán a tener derecho a la atención primaria en el Sistema Nacional de Salud (SNS), pero no recuperarán la tarjeta que les fue retirada con la aprobación de la reforma sanitaria en 2012”. Las razones aducidas son “de salud pública», porque es «más práctico» y para «no saturar las urgencias»…………………llegando a afirmar que “no tiene sentido que no puedan ser atendidos en atención primaria».

Sin embargo, el ministro manifiesta estar «completamente en contra» de que los «sin papeles» sean titulares de una tarjeta sanitaria que «les daría un derecho en Europa que no existe en ningún otro país».

Hay que recordar que en abril de 2012, mientras muchos de los grupos que utilizan este asunto ahora como baza electoral guardaban silencio, hicimos un llamamiento a la insumisión de los profesionales, por diferentes razones:

1) Se excluye al sector de población más desprotegido de la asistencia sanitaria que, entendemos es un derecho humano básico. La mayor parte de estos inmigrantes “irregulares”, sin permiso de trabajo oficial, trabajan en la economía sumergida y pagan algunos impuestos como es el caso del IVA, contribuyendo en parte a la financiación de los servicios públicos.

 

2) Gran parte de los inmigrantes “irregulares” que han logrado llegar al estado español son jóvenes y sanos. Existe evidencia científica de que los inmigrantes no utilizan con más frecuencia los servicios hospitalarios con ingreso (donde se produce la mayor parte el gasto sanitario), ni de que estén realizando un abuso o uso excesivo.

 

3) La falta de atención sanitaria en patologías crónicas en una primera instancia, provocará complicaciones que requerirán la utilización de la vía de urgencias hospitalarias (dado que es la única posibilidad que les queda), incrementando la presión asistencial. Se generará un incremento de ingresos hospitalarios, que posiblemente provoque un mayor gasto final, en contra de lo que se dice pretender.

 

4) Podrá tener efectos negativos sobre la salud de la población general, ya que sienta las bases para el incremento de las enfermedades transmisibles y la pérdida de su control (tuberculosis, HIV….). El aumento de enfermedades infecciosas, en general de tratamiento barato en una primera fase, ocasionará probablemente un mayor gasto debido a las complicaciones que finalmente precisarán ingresos hospitalarios, que como todo el mundo conoce, son mucho más caros que la prevención o el tratamiento precoz.

 

Ver:       Ante las medidas inhumanas del Gobierno con los inmigrantes “irregulares”.

http://www.casmadrid.org/index.php?idsecc=comunicados&id=86&titulo=COMUNICADOS

 

Enlace con el comunicado

También podría gustarte

Los comentarios están cerrados.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More