Publicado en: 22 enero, 2019

Terminó el lamento boliviano, afirma Evo en mensaje a la nación

Por PL

El presidente de Bolivia, Evo Morales, expresó que con los logros de los últimos 13 años el país suramericano sale de una etapa de victimismo, de sentirse lo peor del mundo. La realidad demuestra que se acabó el lamento boliviano. Ahora vamos adelante, porque tenemos cómo salir adelante. En esta generación todos hemos aportado a […]

El presidente de Bolivia, Evo Morales, expresó que con los logros de los últimos 13 años el país suramericano sale de una etapa de victimismo, de sentirse lo peor del mundo.

La realidad demuestra que se acabó el lamento boliviano. Ahora vamos adelante, porque tenemos cómo salir adelante. En esta generación todos hemos aportado a la nueva imagen. Nunca más seremos humillados, sometidos y saqueados, añadió el mandatario.

Los extranjeros nunca más serán dueños de nuestros recursos naturales, manifestó al dirigirse a la Asamblea Legislativa Plurinacional.

Morales afirmó que actualmente Bolivia no solamente depende del gas, porque cuando bajaron los precios en el mercado internacional siguieron a la vanguardia en el crecimiento económico de América Latina.

En la historia nunca fuimos primeros en nada bueno. Vamos a seguir distribuyendo la riqueza, luchando contra la discriminación, por una educación de calidad, empleo digno y vivienda digna. Mantendremos los bonos y rentas y los mejoraremos, y los servicios básicos mantendrán precios asequibles a la población, prometió.

Morales recordó que los créditos del sistema financiero crecieron durante su gestión 568 por ciento, las utilidades de empresas privadas subieron 4,4 veces desde 2005, y las reservas internacionales netas de la nación son las más altas de Suramérica.

Esto dignifica a los bolivianos, es el colchón financiero, la base de la economía nacional. Decían que la tumba del proceso de cambio sería la inflación, que superaría el 20 por ciento, y estamos actualmente segundos en la región, con 1,51, comentó.

Más adelante recordó que en 2005 Bolivia era el segundo país con mayor deuda externa con respecto al Producto Interno Bruto (PIB), por encima del 50 por ciento, y hoy con el 24 por ciento ocupa el séptimo puesto.

Asimismo, señaló que durante su mandato, se entregaron 3,2 veces más transferencias económicas a gobernaciones, municipios y universidades públicas para programas sociales, lo que permitió rebajar la extrema pobreza a nivel nacional del 38,2 al 15,2 por ciento.

Ahora el 62 por ciento de la población tiene ingresos medios, era el 35 en 2005. El desempleo era de 8,1 por ciento, ahora 4,27, el más bajo de la región. El salario mínimo nacional subió 4,7 veces, enumeró el jefe de Estado.

En educación, afirmó que durante su mandato existen más de mil unidades educativas nuevas y 400 mil nuevos maestros.

Las tasas de abandono se redujeron notablemente; eso significa que no habrá analfabetos en Bolivia, añadió.

Sobre la salud, rememoró que en 180 años de vida republicana se construyeron dos mil 870 unidades de salud, y en los últimos 13 años, mil 61.

Agregó que el Sistema Único de Salud (SUS) permitirá al 51 por ciento de la población atención médica gratuita, y que se prevé la construcción de 34 hospitales de primer nivel, 17 de segundo y cuatro de tercero, además de tres centros de medicina nuclear, la mayoría ya en ejecución, a un costo de más de mil millones de dólares.

Por último, se refirió también al aumento en las conexiones de gas domiciliario, el número de viviendas con acceso a electricidad y agua potable y a la reducción de brechas de género en cuanto a poseedoras de tierra y presencia en el parlamento (segundos en todo el mundo).

Como prioridades en el futuro cercano garantizó que gracias a la nacionalización de hidrocarburos se logró una bonanza, pero que con la producción de etanol y otros derivados seguirán siendo líderes económicos porque poseen un plan y proyectos como las plantas de carbonato de sodio, de litio, biocombustibles y otras.

Seguiremos priorizando la inversión tecnológica, las becas en instituciones prestigiosas del mundo. Seguiremos la batalla por la salida al mar, una demanda indeclinable, pero estamos fortaleciendo la vinculación de Bolivia con el mundo tanto por el océano Pacífico como por el Atlántico, dijo.

Finalmente, reiteró que en la lucha contra la corrupción se mantiene la política de cero tolerancia, tanto a personas como a instituciones, y debe fortalecerse la batalla contra el contrabando.

Yo no pude estudiar, pero llegué a la presidencia con la verdad y la honestidad, concluyó, antes de salir a presenciar el desfile cívico-militar previsto para celebrar los nueve años de la proclamación de Bolivia como Estado Plurinacional.

rgh/lp

plbolivia.bo/index.php?o=rn&id=18087&SEO=termino-el-lamento-boliviano-afirma-evo-en-mensaje-a-la-nacion

COLABORA CON KAOS