Telefónica: se realizó el juicio contra los despedidos y sancionados

La Empresa a través de sus abogados volvió a acusar a los compañeros de violencia, de ocupación ilegal del edificio Este-2, de atacar a los vigilantes de seguridad y de insultar al Presidente de la compañía y a los sindicatos CC.OO. y U.G.T. e incluso llegó en su alegato final a clasificar el sindicalismo alternativo como un claro caso de Kale Borroka. Presentó como prueba las intervenciones de los jefes de CC.OO. y U.G.T. en la mesa de negociación del convenio colectivo del día 2 de julio, así como la carta de contestación de otro dirigente de CC.OO. a uno de los sancionados. Llamó como testigos a los tres coordinadores de seguridad de la empresa Iberseguridad y a una cuarta persona: ésta última se presentó como guardaespaldas y no quiso aclarar ni para quién trabajaba ni lo que supuestamente hacía allí el día de la manifestación. Los vigilantes dijeron lo que se esperaba de ellos: que fuimos violentos, que insultamos, etc. Pero uno de ellos sí que reconoció que la intención de la concentración era entregar un escrito a los sindicatos mayoritarios y que él mismo permitió el acceso de cuatro representantes de los trabajadores.

Ahora hay que esperar unos días a que el juez dicte sentencia. No sabemos cuál será el resultado, pero nuestra apreciación es que ha quedado clara la “inocencia” de los despedidos y sancionados, y el intento de la Empresa de criminalizar a los compañeros con la intención de frenar la resistencia al desarrollo de la clasificación profesional y la doble escala salarial. No lo han conseguido, ya que al&nbsp menor intento de la Empresa de avanzar en ese camino responderemos convocando a toda la plantilla para pararlo.


comunicado íntegro en formato PDF adjunto

NOTICIAS ANTICAPITALISTAS