Solidaridad con la revista Crisis y la prensa libre en Ecuador

NOTA DE PRENSA  (02/12/2019)

Publicidad

 

Las organizaciones sindicales, políticas y sociales abajo firmantes expresamos nuestra más firme solidaridad con los redactores de la Revista Crisis de Ecuador y, concretamente, con Carlos Pazmiño, editor de dicha publicación cuyo domicilio fue allanado por efectivos de la policía ecuatoriana el pasado día 19.

Las fuertes protestas sociales llevadas a cabo en octubre por los movimientos populares e indígenas ecuatorianos frente a las medidas de ajuste implementadas por el gobierno de Lenín Moreno en seguimiento de las recomendaciones del Fondo Monetario Internacional para el país latinoamericano, han sido seguidas por una brutal ola represiva por parte del Estado, consistente en múltiples detenciones de opositores y en allanamientos, amenazas y cierre de emisiones de los medios independientes.

Así, cadenas internacionales como RT, Telesur o Hispan TV han visto interrumpidas sus emisiones en Ecuador por dar voz en sus noticieros a los grupos sociales convocantes de las protestas y a los representantes políticos de la oposición partidaria del expresidente Rafael Correa.

Además, medios independientes vinculados con los movimientos sociales como Wambra o la Revista Crisis han sido acosados, amenazados y perseguidos de diversas formas, incluyendo, finalmente, el registro del domicilio de Carlos Pazmiño, un valiente periodista independiente que participó en su momento en diversas actividades culturales organizadas por los sindicatos de Madrid y Barcelona.

La Revista Crisis, en la que hemos participado como colaboradores escribiendo textos algunos militantes de las organizaciones abajo firmantes, ha venido realizando una honesta y democrática denuncia pública de las políticas implementadas por la presidencia de Lenín Moreno, previendo de manera clara las consecuencias desastrosas para el pueblo ecuatoriano de los acuerdos con el Fondo Monetario Internacional y dando voz a los movimientos sociales de base del país. Sus actividades han sido siempre publicas y se enmarcan en del ejercicio de las libertades de información y de expresión que constituyen derechos fundamentales reconocidos internacionalmente.

Ante la actual coyuntura latinoamericana, en la que asistimos a un pulso a escala continental entre las fuerzas reaccionarias antidemocráticas y las organizaciones populares, es cada vez más importante que los pueblos del resto del mundo manifestemos nuestra solidaridad con los luchadores y los medios de comunicación de los movimientos sociales latinoamericanos. Gran parte del futuro de nuestro mundo se está jugando en esa Patria Grande Latinoamericana que, una vez más, nos enseña a los trabajadores de Europa como se puede luchar por la dignidad colectiva, incluso en las peores y más duras condiciones de represión y violencia.

Defender la libertad de palabra y la posibilidad de la acción política, sindical y social de los movimientos sociales latinoamericanos es una necesidad histórica que deben asumir nuestros pueblos y organizaciones populares, así como todas las personas con valores democráticos y dispuestas a la defensa de los derechos civiles en todo el mundo.

Defender la prensa libre. Defender la prensa desde abajo. Defender la palabra. Defender a los compañeros y compañeras que nos cuentan la verdad de lo que pasa en los rincones del mundo donde se ejerce la mayor opresión y en los que las grandes empresas del Ibex hacen pingües negocios sin preocuparse del respeto de los derechos humanos.

Por todo ello, las organizaciones abajo firmantes:

-Manifestamos nuestra absoluta solidaridad con todos los medios de comunicación represaliados por el gobierno ecuatoriano y, muy concretamente, con Carlos Pazmiño y las redactoras y redactores de la Revista Crisis, a quienes consideramos militantes de nuestra misma lucha y honestos representantes de la palabra popular.

-Llamamos a todos los movimientos populares españoles y a todas las personas de buena voluntad a participar en la construcción de un amplio movimiento de solidaridad con las luchas de los pueblos latinoamericanos por su soberanía, por las libertades y la democracia reales, y por el derecho a poder construir una sociedad nueva en favor de las clases populares, en todos los países de América Latina.

En Madrid, a 29 de noviembre de 2019.

Alternativa Sindical de Trabajadores AST – Coordinadora Sindical de Clase CSC – Confederación Nacional del Trabajo CNT (CNT Comarcal Sur y CNT Sierra Norte) – Plataforma Sindical EMT – Sindicato Asambleario de Sanidad SAS – Sindicato Único de Trabajadores Solidaridad Obrera.

Comunicado completo.

Enlace web SAS.

Publicidad

También podría gustarte

Publicidad

Los comentarios están cerrados.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. AcceptRead More