Sahara Occidental: CODAPSO recoge en su informe anual la constante violación de los Derechos Humanos en el Sáhara Occidental ocupado

El informe anual de la asociación Comité de Defensa del Derecho de Autodeterminación del Pueblo del Sahara Occidental (CODAPSO), se centra en la violación, por parte de Marruecos,  de los derechos civiles de los ciudadanos saharauis en las zonas ocupadas, la también violación de las leyes nacionales e internacionales por parte de las autoridades de ocupación marroquíes, y las actividades de esta asociación.

En cincuenta páginas, CODAPSO resume la situación de los derechos humanos en los territorios ocupados del Sáhara Occidental durante el periodo comprendido entre mayo de 2014 y abril de este año. El informe resalta las violaciones más graves que han padecido lapoblación saharaui a manos de las fuerzas de ocupación marroquíes en ciudades como El Aaiún, Smara, Al-marsa, Bojador y Dajla.

CODAPSO pidió –y así lo recoge en su informe- “que se amplíe el mandato de la Misión de Naciones Unidas para el Referéndum en el Sahara Occidental (MINURSO) para que incluya la protección de los civiles saharauis, así como la supervisión y el seguimiento a la situación de los derechos humanos en el territorio”.

La agencia de noticias SPS (Sahara Press Service), recoge que esta asociación  “exigió que se ponga fin al fenómeno de los arrestos por razones políticas y las detenciones arbitrarias que llevan a cabo las fuerzas de seguridad marroquíes como parte de su política de intimidación y castigo a los civiles saharauis, así como la liberación inmediata y sin condiciones de todos los presos políticos, defensores de los derechos humanos y presos de conciencia confinados en las cárceles marroquíes”.

Desde este digital incidimos una vez más que, además de denunciar estas constantes violaciones, hay que insistir e insistir en que Marruecos debe abandonar lo antes posible los territorios saharauis que ocupa ilegalmente.

espacioseuropeos

——————————————–

SAHARAUI

Joel Linares Moreno
Las olas de arena,
ondulan en tu espalda castigada
y se arrastran los pasos de tus miles
por los caminos perdidos del desierto.
Las coronas se suceden para subyugarte,
las botas que pretenden pisarte solo cambian de bandera,
la hipocresía que pretende invisibilizarte se viste de diplomacia.
Pero hay una historia no escrita,
la que esculpes en el Sahara eterno, caminante,
la que escriben tus madres nómadas,
las de los pechos secos por el hambre y la indiferencia,
la de tus niñas esclavizadas al olvido colonial,
la de tus niños que gritan “NO” a la ocupación,
la de tus hombres que perforan la arena buscando agua…
para un día más de vida,
la de los que empuñan fusiles,
por el derecho a existir.
Tu arena sangra Saharaui,
tus poros sudan la lucha de tus ancestros,
el sol te espera Saharaui,
como espera a Palestina y al Mapuche,
la tierra es tu derecho Saharaui.
¡No se apagará esta noche el palpitar de tus coronarias!

————————————-

“Los contrastes de mi infancia”

10648335_872836586061510_8803821639797672587_o
Sin saber el por qué, con 7 años y al igual que la mayoría de los niños refugiados saharauis, vivía con intensidad cada mes del año, esperaba con ansia que llegase febrero el mes en el que todos los días nos levantábamos sonreíamos, quizás era por que esperábamos que en cualquier día nos iban a llamar en el colegio “madrasa” nos iban hacer la foto individual, la cual cuatro meses más tarde se a iba a transformar en nuestro pasaporte colectivo, un gesto que se traducía en que a partir del 15 de junio todos y cada uno de nosotros, se iba a empezar a prepara la mochila, y a soñar con un verano diferente, piscina, fuentes de agua, playa, helados, gominolas, aquello que nos parecía diferente, aquello que era lo interminable, mirabas por donde mirabas, aquello era otro mundo y tan diferente, que lo contemplábamos como si fuera el paraíso.
Aún 13 años después recuerdo aquella primera vez que sentada en una mesa, al lado de una compañera de clase me llamaron, y rápidamente me puse a hacer la fila para que nos hicieran la foto, todos empezábamos a imaginar nuestra familia, cómo sería? Como será? Aquello se acercaba y se alejaba cada vez más, según nuestros nervios.
Se trataba de una rutina, te levantabas, desayunabas un trozo de pan untado en un poco de aceite de oliva, y si había suerte con que tus padres estén despiertos igual tomabas un vaso de té, e igual llegabas tarde a clase y te tocaba echar la carrera de tu vida, para evitar que tu profesor con un palo te diese, o que te mandase a limpiar la clase durante una semana, “aguba” algo así como castigo, y así pasamos nuestra infancia, año tras año, el niño refugiado vivía a la espera de un pequeño cambio, a la espera se decía que todo lo bueno se hace esperar, que gran verdad.
Año tras año, veníamos veraneábamos con la familia española dos meses, y a la vuelta el mismo día en el aeropuerto todos contábamos nuestra experiencia, había quien le habían puesto gafas, y aquello era el chiste del viaje, a quien le habían cortado el pelo, o simplemente había estado todo el verano en la piscina y volvía “más negro” aún. Aquello era un sueño hecho realidad, entre la nostalgia por irnos y la alegría de volver a casa todo era un mundo de sensaciones diferentes, nada más ver la carina de cada uno de nosotros, digo de nosotros porque a pesar de estar aquí en España “el paraíso, de mi infancia” aún recuerdo aquello como si fuese ayer, es sin duda el contraste de mi infancia.

Benda Lehbib Lebsir.

———————————————

Venezuela defiende en ONU derecho de saharauis a autodeterminación

saharalibre

Venezuela defiende en ONU derecho de saharauis a autodeterminación
 http://www.prensa-latina.cu/
Naciones Unidas, 23 jun (PL) Venezuela abogó hoy en Naciones Unidas por la materialización del derecho del pueblo saharaui a la libre determinación, tras más de un siglo de ocupación extranjera.Durante la segunda jornada de una nueva sesión del Comité de Descolonización de la ONU, el embajador venezolano aquí, Rafael Ramírez, advirtió que el caso del Sahara Occidental es un proceso inconcluso, de cara al fin del dominio foráneo, que ejerce Marruecos desde 1975.

Esa situación contraviene el derecho a la autodeterminación de los pueblos, afirmó en el foro del órgano creado en 1961, el cual tiene en su agenda a 17 territorios que no se autogobiernan.

Ramírez exigió el cese de las tácticas dilatorias aplicadas por la potencia ocupante, para impedir el referendo reclamado por la comunidad internacional para que los saharauis decidan su estatus.

De acuerdo con el embajador, pese a esos obstáculos, el pueblo árabe sigue defendiendo con valentía su derecho inalienable a la soberanía y a vivir con libertad y justicia.

Asimismo, demandó voluntad política para evitar que la dominación extranjera sea perpetua, con maniobras como la modificación de la demografía, las detenciones arbitrarias, la explotación de los recursos naturales y las acciones violentas contra los manifestantes.

Venezuela reconoce oficialmente a la República Árabe Saharaui Democrática desde 1983, y continuará apoyando a la ONU en las acciones necesarias para alcanzar un acuerdo entre el Reino de Marruecos y los representantes del Frente Polisario, aseguró.

En 1991, fue creada la Misión para el Referéndum del Sahara Occidental (Minurso), a partir del cese de hostilidades entre el Frente Polisario -que defiende la independencia del pueblo saharaui- y los ocupantes, con el compromiso de celebrar al año siguiente una consulta popular sobre el estatus del Sahara Occidental (la subordinación a Marruecos o la autodeterminación).

Desde entonces, Rabat con sus obstáculos ha impedido la consulta, y su postura genera denuncias de maltratos y agresiones que causan el desplazamiento de miles de personas.

Tras el fin de la colonización española en 1975, Marruecos invadió el territorio saharaui por el norte, mientras Mauritania lo hizo por el sur.

Las negociaciones de 1991 fijaron el referendo, pero Rabat pone obstáculos en temas como el censo de votantes, en aras de mantener el dominio sobre la última colonia del continente africano.

La víspera, el Comité de Descolonización, integrado por 29 países, trató el caso de Puerto Rico, y aprobó una nueva resolución que insta a Estados Unidos a permitir a los boricuas ejercer su derecho a la independencia.

Con estados latinoamericanos como punta de lanza, sobre todo Cuba, Venezuela, Bolivia, Nicaragua y Ecuador, el órgano de la ONU exige el fin del colonialismo en el planeta.

mem/wmr10799746_10152833960332370_1400616028_n

NOTICIAS ANTICAPITALISTAS