Ridícula protesta en Miami contra concierto de Juanes en La Habana

Sonidos guturales espumosos y sórdidos, olor a suela de zapatos y chancletas quemadas por las patadas contra el piso, dejaron en una céntrica avenida de Miami, FL, representantes de una organización contrarrevolucionaria terrorista, que la emprendieron contra un icono del pop, Juanes, por su decisión personal de ofrecer un concierto junto a otros famosos en La Habana.

A la pataleta asistieron menos personas que la cantidad de Grammy Latinos y éxitos internacionales que acumula el valiente cantante latino y ningún público, según imágenes de fotógrafos que dieron cobertura al nuevo chillido anticubano.

Los gruñidos emitidos, también iban contra otros famosos que convocados por Juanes, vendrán a La Habana a cantar la víspera del Día Mundial por la Paz, a conmemorarse el venidero 21 de septiembre.

Resultó otro ejemplo de extravagancia e impotencia, que tuvo amplia cobertura por los medios de comunicación de esa urbe del este norteamericano.

Ninguno de los endemoniados manifestantes era joven, un testimonio elocuente de cómo piensa en 2009 la inmensa mayoría de los habitantes de origen cubano en la vecina Ciudad, en cuanto a política hacia Cuba.

Tal acción revela, una vez más, el odio visceral que tienen hacia su propio país y contra quienes lo visitan respetuosa y amigablemente, los miembros de las organizaciones anticubanas fascistas cobijadas en esa gran ciudad de la Florida.

También descubre lo que harían contra el pueblo cubano, en caso de que se le aflojasen las piernas y temblaran las manos y permitieran que su Revolución se desmerengara.

Asimismo, reafirma el porqué hombres como Gerardo Hernández Nordelo, Ramón Labañino Salazar, Antonio Guerrero Rodríguez, Fernando González Llort y René González Sehwerer, los cinco Héroes de Cuba que cumplen injustas y desmesuradas condenas en cárceles norteamericanas, defendieron a hombres, mujeres y niños de su país, en esa propia jungla.

Chilló Vigilia Mambisa y su repercusión solo fue mediática. No cambian, tampoco lo harán.

NOTICIAS ANTICAPITALISTAS