Refundar IU. Repensar IU desde abajo

REFUNDAR IU-REPENSAR IU DESDE LA BASE

“Si los que están en las cimas del Estado tocan el violín ¿qué cosa más natural sino que los que están abajo bailen?” Karl Marx (18 Brumario de Luís Bonaparte)

En estos días tras la hecatombe del 9 M para IU toca desde todos los ámbitos ejercicio de reflexión, opiniones para todos los gustos desde variados puntos de vista –interesados o por interés-, nos están llegando para leer y escuchar, a todos aquellos que tenemos voluntad real de que el proyecto de movimiento político a la izquierda el PSOE no se diluya como azucarillo en el vaso o tsunami bipartidista, usando la tan manida frase de Gaspar Llamazares. Desde la dirección federal de IU como último recurso o clavo ardiendo al que agarrarse para salvar una impresentable gestión al frente de la formación, maquinan de cara a la militancia sobre la idoneidad de la ley de reparto electoral de escaños la más que famosa ley D´hont, que por injusta no es el cajón “desastre” donde ocultar nuestras miserias. Lo último que se les ha ocurrido es promover en este preciso momento una recogida de firmas para cambiar la citada ley de reparto ¿Se han dado cuenta del momento real en cuanto a aceptación por parte de la sociedad? ¿menos de un millón de votos, no les es suficiente prueba de la falta de credibilidad en su forma de actuar? ¿No comprenden que ahora es el momento de reflexionar, de dar paso a “lo político”? ¿Quizás es su cortina de humo o tinta de calamar con la que distraer a la militancia sobre la cuestión del pacto con ERC: político o técnico?

La plutocracia –como modo de oligarquía- mando por parte de elites sobre la voluntad general, es en su variante como forma de partitocracia en la que dirigentes del partido o coalición asumen la soberanía efectiva sobre las bases es –en mi opinión- el principal de los males que aquejan tanto a IU, como al PCE, mal aplicada peor entendida, ya que nuestros cuadros a parte de creerse formar parte de un cuerpo de funcionariado político –perpetuarse en el poder-, cuando han recogido el mandato efectivo de la militancia se han encargado solo de representar a los que lo apoyaron, cercenando la democracia interna, con ello la voluntad del conjunto de nuestra militancia. Los componentes de estos búnker de poder de los distintos grupos, corrientes o partidos que conforman IU federal, han obrado con la máxima que Marx pretendió reflejar en el párrafo con el que da comienzo el presente artículo, eso de que las elites toquen y las bases bailemos a su son, ahora es el momento de que pare la música, no por que estos “músicos” dejen de tocar, sino que por el contrario las bases les quiten los instrumentos; “Si los que están en la base tocan el violín ¿qué cosa más natural sino que los que están en la cima bailen? Democratización real, efectiva y desde la base, ¿cómo pretendemos vender al conjunto de la sociedad nuestra propuesta democrática participativa, si nosotros continuamos con la representativa en la vida interna de la formación? La democracia capitalista por clases, donde solo los poderosos mandan, nos demuestra que no es plenamente un real poder del demos. Por esto no es coherente, ni ético ni honesto siga formando parte como mecanismo de funcionamiento interno de nuestra propuesta política.

Refundar, repensar es volver al origen de todo, pero siempre con la máxima de que nos encontramos dentro de otra época, otro estadío político, distinta coyuntura socio-política, pero con las ideas claras en cuanto a quines somos, de donde venimos:


“La historia de todas las sociedades hasta el día de hoy es historia de luchas de clases.

Libre y esclavo, patricio y plebeyo, señor y siervo, maestro y oficial, en suma opresores y oprimidos, han estado y están enfrentados entre sí, han mantenido una lucha ininterrumpida, ya oculta ya abierta, una lucha que en todos los casos terminó con una transformación revolucionaria de toda la sociedad, o bien con el hundimiento conjunto de las clases en lucha. El Manifiesto Comunista: 1. Burgueses y Proletarios.

El fracaso electoral debido a un cúmulo de circunstancias una cuantificación de las mismas, de las que como resultado tenemos la cualificación en forma de fracaso ante la sociedad, en su conjunto. Distintos artículos con infinidad de opiniones, todas respetables, con razonamientos que por conocidos no viene mal repetirlos, por que en numerosas ocasiones nuestro subconsciente tiende a no ver las cosas en tanto no las tengamos en forma tan evidente como lo es la escrita, frente a nuestras narices. De entre estos factores, por supuesto que destaca la “jodida” ley electoral en el reparto del pastel del mana de los puestos representativos y su carga económica –para hacer política no solo hace falta el dinero-, también resalta la derechización de gran parte de la sociedad española, que reconozcámoslo se ha escorado en demasía hacia la derecha. Ejemplo claro es la postura rancia del PP y la neoliberal del PSOE. Bueno pues hagamos una relación por puntos, sin dejar de admitir que la cuestión, es para analizar en profundidad, objetivo que se pretende activar con el presente. Bien, vayamos pues con la relación de alguno de los agentes coadyuvantes al resultado 9M:

-Perdida de identidad política por seguidismo a las políticas neoliberales del PSOE, por convertirnos en fuerza subalterna y no alternativa.

-Pésima gestión en cuanto al mensaje a la sociedad durante la campaña electoral.

-División interna, desde las bases agudizada tras las antidemocráticas, precipitadas primarias.

-Gran afección en la formación por el virus de la partitocracia.

-Sistema electoral; LEY D´HONT

-La falacia del voto útil por miedo a la derecha, anti-PP.

-Derechización de la sociedad, por conservadurismo ante inmigración, derechos de los homosexuales, seguridad ciudadana, genero.

-Consumación del proyecto de la transición diseñado por el aparato del antiguo régimen –atado y bien atado- en convivencia con el departamento de estado de los EEUU, en pos del bipartidismo. En la llamada transición nos tragamos el “pulpo como animal de compañía” y el “barco como animal acuático”, se apostó por el menor de los males; monarquía parlamentaria, ya que sino “Juanito” se llevaba el Scattergories.

-Se ha perdido la calle a favor de la derecha: iglesia, AVT….

-No recordamos el funcionamiento de la izquierda combativa, desde que los sindicatos se han convertido en corporaciones de negociado y viven de la mano de la patronal.

A posteriori destacable la falta de honestidad del actual coordinador, que no ha tenido la dignidad y valentía necesarias para renunciar a su acta, marcharse a casa o volver a la base –de la que quizás nunca tuvo que salir- para aportar desde allí argumentos constructivos.

Contradicciones enraizadas en nuestra sociedad como vivienda, precariedad laboral, ecología, genero… no superadas pueden llegar a ser la palanca que impulse un movimiento de izquierda real alternativa, si somos capaces de articularlo, parirlo y lograr que un amplio espectro de la sociedad oprimida por el sistema lo adopte como propio, como señas de identidad política.


Quisiera terminar el presente articulo con una serie de propuestas como inicio o apertura del debate necesario para la refundación desde la base de este movimiento socio-político, ya que no podemos consentirnos y sería un error fraguar los cambios necesarios desde las elites de mando o limitar todo el debate a nombres, esto es a cambiar el coordinador, con lo que sería más de lo mismo, perdiendo las posibilidades que la coyuntura actual nos presenta. El temor que me ha obligado a la redacción del presente es ver como desde las primeras filas de los cuadros dirigentes en: PCE/A, IULV-CA, y tantos otros , se están comenzando a realizar movimientos entorno a postularse para la sucesión. Pobre el legado que nos deja Gaspar, más pobre aun si limitamos la acción-reflexión a un mero cambio de nombres y que vuelvan a ser los “nombres” los que marquen la hoja de ruta política. Aquí les dejo algunas aportaciones sobre puntos a debatir en la necesaria reflexión, regenerativa:

-Refundación desde las bases, dar voz voto a las mismas, ya que es el tiempo de la elaboración de propuestas políticas no de nombres.

-Debate real interno, dialéctico que nos lleva a la elaboración de la necesaria praxis marxista.

-Vuelta de compañeros que algunos motivos se han quedado en sus palacios de invierno, (los que han abrazado la propuesta socialdemócrata ya tienen su lugar, mejor que sigan en su línea y los que tienen en mente abandonar el barco rumbo a aguas más calidas institucionalmente y económicamente, es el momento de valentía y honestidad ¡que den el paso de una vez!), o de los que ahora pertenecen a otras formaciones de la atomizada izquierda alternativa, o en formaciones marxistas, como también dar participación en el debate de construcción a todas aquellas fuerzas antisistema ejemplo; las del ámbito del FSM. Así como ecologistas, de genero y más de un largo etc.

-Tenemos un amplio potencial humano, una red de sedes por todo el estado en las que se debe de hablar de política, debatir, exponer, y abrirlas al conjunto de la sociedad como casa común de todos los que luchan contra el sistema. Siempre al lado de los oprimidos.

-Formación de la militancia, para contrarrestar el poder mediático en pos del bipartidismo y la bipolarización de nuestra sociedad, tenemos la capacidad intelectual y medios a nuestro alcance a poco que nos fijemos para poner en valor actuaciones de contra información.

-La limitación en cuanto a los mandatos de los cuadros dirigentes debe de ser real y efectiva, recuerdo unas frases de D. Julio Anguita, que leí en alguna parte en las que decía que la formación política que no sea capaz de generar dirigentes esta –más o menos en esta palabras- muerta o goza de mala salud o lo que es lo mismo la salud de una formación política se mide en el grado o capacidad de generar cuadros dirigentes.

Con la puesta en practica de estas y otras aportaciones, el debate interno necesario la elección de coordinador o coordinadora vendrá rodada, como resultado de salubridad en ejercicio de vida política, ya que por ahora lo de menos es saber quién recoge el mandato efectivo de la militancia para dirigir, y lo de más es marcar el rumbo hacia ¿qué? Horizonte político nos encaminamos: DEBATE-DEBATE, PROGRAMA-PROGRAMA.

SALÚ, PRAXIS Y BUEN TRABAJO.

Miguel A. Jordán

Militante IU

NOTICIAS ANTICAPITALISTAS