«Querida Bamako», mejor largo de ficción en el Festival de Cine Pobre de Cuba

La cinta «Querida Bamako», dirigida por Txarli Llorente y Omer Oke, se alzó con el máximo premio en largometrajes de ficción en el Festival Internacional de Cine Pobre Humberto Solás, clausurado anteayer en el pueblo cubano de Gibara. Mientras, el documental «Sicarios del capital», del navarro Gregorio Subersiola, se hizo con el Premio Pobreza Zero.

Anartz BILBAO | BILBO | GARA

El cubano Festival Internacional de Cine Pobre Humberto Solás clausuró ayer en Gibara su séptima edición, tras conceder el galardón más importante a «Querida Bamako». La película vasca, codirigida por Txarli Llorente y Omer Oke, consiguió el principal premio para largometrajes de ficción, además de la mención especial de la prensa extranjera, mientras que el documental «Sicarios del capital», del navarro Gregorio Subersiola ,logró el Premio Pobreza Zero para documental, videoarte u obra experimental.

Omer Oke, quien en su día fue Director de Inmigración del Gobierno de Lakua, se mostraba contento ayer en Cuba, «porque el galardón es un reconocimiento muy importante para nosotros». El festival de Gibara, «a pesar de llamarse Festival de Cine Pobre, es un certamen al que acuden muchas películas y con mucho talento, porque cuando se dice pobre lo es únicamente por presupuesto».

El foro de Gibara «es un festival que implica a todo el pueblo», según relata Oke, quien «no había visto otro así». En otros certámenes, «el pueblo sirve de público pero no está implicado en otras actividades, y el de Gibara es un festival comunitario». Por otra parte, prosigue Oke, «me he encontrado con gente que viene de muchos paises, que tiene buenos trabajos pero no la producción que puedan tener otras muchas películas que, aunque sean independientes, cuentan con más medios». En definitiva, en Cuba se han juntado realizadores que cuentan con películas de calidad a pesar de disponer de pocos medios. «Este certamen es una plataforma que nos proyecta y que además permite conectar nuestro cine con el pequeño pueblo de Gibara, para quien el festival es el único gran acontecimiento del año».

Distribución alternativa

Estrenada en el festival de Donostia en 2007, Oke realiza una valoración muy positiva del recorrido de «Querida Bamako». «Aunque en las salas y los circuitos oficiales no ha tenido una gran presencia, en parte por ser de un estilo no muy convencional, ha circulado bastante en ambientes paralelos, incluso alternativos. Gracias a una subdistribución, la ha visto muchísima gente en los múltiples festivales en los que ha participado, en las escuelas, en reuniónes de o­nGs…». La película aborda un tema vigente, «porque la inmigración es una realidad universal y constante, una realidad diaria no sólo en Europa sino en el mundo». Por lo tanto, «aquí hay gente que se ha identificado con la película por la historia de los balseros y, si visitamos México o Guatemala, también se identifican con ella. Todos los lugares que están en el círculo de las inmigraciones aceptan muy bien esta película, y qué lugar no está incluido en ese círculo actualmente».

En cuanto a proyectos futuros, «tengo una película ya rodada, que espero esté en el mercado o en un festival en verano -apunta-. `La causa de Kripan' trata de la ablación y, sobre todo, de cómo la gente afectada lo vive. El primer montaje está hecho y estoy buscando financiación para acabarla, porque no he tenido los apoyos que me hubieran gustado. A pesar todo, seguiremos haciendo cine pobre pero de mucho talento».

Además de las obras citadas, «El Súper», de los chilenos Fernanda Aljaro y Felipe del Río, y «La Anunciación», del cubano Enrique Pineda Barnet, se hicieron con el galardón para la mejor maqueta de largometrajes de ficción. El premio al mejor cortometraje lo consiguió «Café com leite (Tú, él y yo)», del brasileño Daniel Ribeiro, y el de documentales, obras experimentales y de videoarte fue para «Bilal», del indio Sourav Sarangi.

El resto de premiadas fueron: «El camino», del costarricense Ishtar Yasin Gutiérrez, como largometraje del jurado de prensa extranjera; «Humillados y ofendidos», de los bolivianos Javier Horacio Álvarez, César y Pablo Brie, mejor documental hispanoamericano; y la cinta cubana «Los Dioses rotos», de Ernesto Daranas, que obtuvo el premio especial del público.

IMPLICACIÓN

Según Omer Oke, codirector de «Querida Bamako», el de Gibara es un festival «comunitario que implica a todo el pueblo» y constituye una buena plataforma de repercusión.

INMIGRACIÓN

«Todos los lugares que están en el círculo de las inmigraciones aceptan muy bien esta película, y ¿qué lugar no está incluido en ese círculo actualmente?», se pregunta Omer Oke sobre la película.

«Sicarios del capital» lanak ere jaso du saria

Gregorio Subersiolak zuzendu «Sicarios del capital» dokumentalak ere jaso du saria Kubako jaialdian, baina berak ez du bertara joaterik izan. Eguzki Bideoak ekoiztetxearen bitartez, «gurean ditugun gai soziopolitiko eta ekologikoak jorratzen ditugu -AHT, Itoizko urtegiari edo besteri buruzkoak-, orokorrean hedabideetan agertzen ez den ikuspegia plazaratuta».

Kubako jaialdiaren helburuekin guztiz bat egiten du Eguzki Bideoak kolektiboak: «saiatzen gara, jaialdirik egin ez arren, zine txiroa deitzen diogun modu horretan, baliabide urriekin egindako ikus-entzunezkoak plazaratu eta jendeari ezagutarazten». «Sicarios del capital» bakarkako lehen lana du Subersiolak, Kolonbiako egonaldi batean gauzatua, eta bertako paramilitarrek herriari pairarazten dioten indarkeria du mintzagai, «Kolonbiak zirrara handia eragiten baitu, batez ere bizi duen egoera politikoagatik». Subersiolak ez dio saritua izateari garrantzia handirik ematen, bai ordea, «Amerikako arazo bat kontatzen duen lan bat» bertako jaialdi batean o­nartu eta harrera o­na jaso izanari. &nbsp &nbsp &nbsp &nbsp &nbsp &nbsp &nbsp &nbsp &nbsp &nbsp &nbsp &nbsp &nbsp &nbsp &nbsp &nbsp &nbsp &nbsp &nbsp &nbsp &nbsp &nbsp &nbsp &nbsp &nbsp &nbsp &nbsp &nbsp &nbsp &nbsp &nbsp &nbsp &nbsp &nbsp &nbsp &nbsp &nbsp &nbsp &nbsp &nbsp A. B.

NOTICIAS ANTICAPITALISTAS