¿Que qué me ha parecido 2019?

Publicidad

Por Acratosaurio

Si tuviera que hacer un resumen, así a voz de pronto, de lo acontecido en 2019, empleando la memoria, me sale un galimatías que no sé si mezclo asuntos con cosas de otros años… Sé que el PSOE ha ganado las elecciones, que Podemos le apoya y que ERC negocia su abstención a cambio de una mesa. ¿No conocen IKEA?, ¿no saben hacer una con palé? Yo no he visto cosa más ridícula después de la que liaron para proclamar un Estado Central. Pero es que además toda la propaganda a favor del parlamentarismo de la izquierda es surrealista. Después de poner durante años verde a Albert Rivera, ese de Ciudadanos, diciéndole niñato cocainómano, resulta que su partido se viene abajo y dimite. Pero aparece uno de ultraderecha que viene con fuerza. Quitan a Susana Díaz, para meter un trifachito en Andalucía, y gracias a la división de la derecha, es posible un Gobierno Nacional y Socialista… ¿De izquierdas? En fin, que quitan a unos y ponen a otros. Quitan a Aguirre, a Rajoy, a Cifuentes, enorme logro democrático, y nos cae encima como una plaga Casado, Díaz Ayuso, Martínez Almeida y gente de ese tipo. Fenomenal. Me pregunto… ¿Ha cambiado algo? Es que yo diría que estos son incluso peores que los anteriores, y todo, incluyendo a la izquierda y sus votantes, es más de derechas que antes, gracias a la política y sus misterios. Porque Pedro Sánchez, el del PSOE, no sé yo, ¿eh? ¿Alguien sabe qué va a hacer? Y todo ello siguiendo la tónica dominante mundial, donde Trump hace de las suyas, Bolsonaro en Brasil, en Bolivia ni te cuento, y en Reino Unido arrasa Johnson, una especie de mandril que es votado de manera masiva por el pueblo obrero, cualquier cosa con tal de salir de la UE y no entrar en el euro, ahí va. En fin, que tanto la política nacional como la mundial, es la hostia en verso, y no entiendo cómo puede haber fanáticos de izquierdas que sigan diciendo que hay que presentarse a las elecciones, para perderlas y ser más de derechas cada vez. Pero qué digo, si hay hasta anarquistas que aconsejan votar, como el Moore… Sí amigos y amigas, algo muy raro está pasando.

Hostias, que me olvidaba. También recientemente, lo del cambio climático. La solución que propone la izquierda es el decrecimiento y la transición energética, a una vida menos consumista y más ecológica. Yo quisiera manifestar mi escepticismo con lo del decrecimiento ese, porque parece que estamos metidos en una nube consumista conspicua, cuando un tercio de la población no tiene más que para pan con margarina. Oye, que hay quince o veinte millones de paisanos, a los que les gustaría poder consumir un poco de vez en cuando, ir al dentista y arreglarse los dientes. Y a esa gente más que de decrecimiento, lo que habría que aportarles es algo de crecimiento. En cuanto a los funcionarios de nómina, a los profesionales de seguro privado, y a los ricos podridos de dinero, a esos no les hace decrecer ni Procusto en la cama. Digo yo… que decrezcan los de más p’arriba, ¿no?

En fin, que los diputados llevan un año sin hacer el huevo con el bla bla bla. ¿Y quienes son los que levantan día tras día la bandera de la izquierda? Pues los de siempre: los manifestantes, los trabajadores, las mujeres, los pensionistas, los ocupas, los jóvenes… Esos titulares son los que dan alegría… Porque hasta Greta Thunberg con su cara de mala leche, hace más para que todo vaya a mejor, que el parlamentario más conspicuo de la izquierda más extrema, que a día de hoy…, ni a socialdemócrata llega. Y la Fuerza, como siempre, está donde se mueve el pueblo.

O sea: Felices Años Veinte. Por fin llegaron. De nuevo.

También podría gustarte

Los comentarios están cerrados.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More