Por la defensa del Agua y la Biodiversidad

Soñamos con nuestros Montes, el Agua y Territorio para todos. Territorio que junto con los recursos naturales, día a día los sentimos más lejanos, lejos de gozar su pureza y de realizarnos en su paisaje, en esencia de realizar la vida y todo lo vivo. En los ciclos naturales del agua, los bosques, el suelo, las comunidades &nbsp hacen parte y deben ser partícipes de su recuperación y conservación, sin embargo las políticas ambientales se imponen desde afuera desconociéndolas.

Valorando que una cuarta parte de la población mundial (más de 1.250 millones de personas) carece del suministro de agua potable, para nuestro caso es una contradicción, sabiendo que nuestra Región y Macizo son ricos en nacimientos, ojos de agua, quebradas, riachuelos y ríos. No podemos olvidar que en esta imponente Región nacen los ríos más importantes de Colombia: el Cauca, Magdalena, Patía y Caquetá. Pero los ojos avaros de los explotadores, están puestos en esta Región queriendo saquear la naturaleza de forma descarada, con la benevolencia de gobiernos que conceden lo que las comunidades hemos cuidado, conservado y convivido por años, y por tanto nos da derechos sobre ellas y sobre el territorio.

No podemos olvidar la deuda que los países desarrollados y sobre todo los países del norte, tienen con las comunidades del mundo por el deterioro ambiental. Y ante los diferentes abusos y atropellos que nos ocasionan, hoy queremos reclamar y protestar entre otras razones por lo que esas potencias están presionando:

·&nbsp &nbsp &nbsp &nbsp &nbsp &nbsp &nbsp La privatización del agua y la naturaleza por grandes empresas nacionales y multinacionales, entregando aguas superficiales a través de Consejos de Cuencas y Planes Departamentales de Aguas.

·&nbsp &nbsp &nbsp &nbsp &nbsp &nbsp &nbsp Los impactos sociales y ambientales, que se generan por la realización de megaproyectos sin Estudios de Impacto Ambiental ni Consulta a las Comunidades.

·&nbsp &nbsp &nbsp &nbsp &nbsp &nbsp &nbsp La degradación de suelos y cuerpos de agua (como páramos, lagunas) para establecer monocultivos (plantaciones de pino y eucalipto, fresa, tomate de árbol) con proyectos como el de Frutimacizo o el de Smurfit.

·&nbsp &nbsp &nbsp &nbsp &nbsp &nbsp &nbsp Las Declaratorias de Áreas Protegidas por el Ministerio del Ambiente y al mismo tiempo de Zonas de Interés Minero-ZIM por el Ministerio de Minas, como Doña Juana-Cascabel y las Minas de Curiaco en Santa Rosa.

·&nbsp &nbsp &nbsp &nbsp &nbsp &nbsp &nbsp Los permisos de exploración y concesiones para explotación de los recursos naturales a Empresas Transnacionales, en el caso del Cauca a Smurfit (Bosques Andinos), Anglo Gold Ashanti-Kedahda (minerales principalmente oro, plata, bauxita), Unión Fenosa (Agua, Represa de Salvajina, Desvío Río Ovejas-Proyecto DROES y Salud)

·&nbsp &nbsp &nbsp &nbsp &nbsp &nbsp &nbsp El desplazamiento de las comunidades para el arrebato y venta de sus tierras a consorcios. Saqueo promovido por la aplicación de políticas del Banco Mundial, usando grupos paramilitares, como ha pasado en el caso de comunidades indígenas, afros y campesinas del Naya o Chocó, acciones que concluyen con el robo de sus riquezas y la imposición de grandes proyectos como Hidroeléctrica de López de Micay o Plantaciones de Palma Aceitera en la Costa Pacífica para producir agrocombustibles con destino a reducir la crisis petrolera de Estados Unidos.

Todas estas agresiones son posibles, ya que los gobernantes del país y de nuestro Departamento hacen mangüalas, promueven alianzas de los gremios económicos que representan con empresas extranjeras para hacer negocios ventajosos a su favor con las riquezas de la Nación, adecuando la Constitución Nacional e imponiendo Leyes como la Forestal, la de Páramos, la del Agua, el Estatuto de Desarrollo Rural, con lo que niegan derechos a las comunidades, establecen precios a la naturaleza, se aprovechan nuestras necesidades, amenazan la vida y se llevan las ganancias.

Ejemplo de ello son las intensas rondas y gestiones del Presidente Uribe por firmar el Tratado de Libre Comercio-TLC con Estados Unidos. Donde sin consultar al País, unos cuantos empresarios y el gobierno entregan la soberanía nacional, el mercado interno y casi todos los sectores de la economía, a pesar de las protestas, consultas y movilizaciones realizadas. Expresión y aplicación de estas iniciativas entreguistas son las Estrategias impuestas en la Agenda Interna, como en la Agenda de Productividad y Competitividad para el Cauca, Documento CONPES 3297, donde aparecen Proyectos Estratégicos, algunos de los cuales como el Minero, Papelero y Alcohol Carburante en el Norte, son plenamente compatibles con los Planes Invasores de Empresas Nacionales y Extranjeras, que nos siguen viendo en su afán de ganancias como proveedores de materias primas y mano de obra a bajos precios.

Con el Alcohol Carburante se hace entrega a los Ingenios de fuentes de agua (Ríos Palo y Desbaratado); en el Proyecto Papelero, la Corporación Regional del Cauca-CRC, aprobó en Noviembre de 2006 la siembra de 10.000 has con pino y eucalipto a Smurfit, que estableció campamento en la localidad de Chiribío-Sotará. En Abril de 2007 esta multinacional papelera ya había plantado 5.217 has, 2.570 de las cuales, cerca del 50%, se concentraron en el Municipio de Sotará, donde han estimado que la plantación puede cosecharse en 5 años, 2 menos que en otras regiones por la calidad de los suelos y la disponibilidad de agua, mejorando su rentabilidad en un 20%. Tengamos en cuenta que en Sotará nacen las fuentes de agua que alimentan acueductos rurales y municipales del sur de Popayán, La Sierra, Rosas, Timbío y El Tambo, y que de seguir la expansión del pino y eucalipto no solo se estarán generando conflictos con las comunidades por tierras sino sobretodo por el abastecimiento de agua para consumo humano.

Fomentamos y recuperamos valores de solidaridad, respeto, justicia y cooperación, en torno al manejo social y ambiental del territorio, con voluntad política y empoderamiento local para definir el uso racional de la naturaleza, en particular del agua, y prevenir conflictos por la misma, estableciendo una utilización participativa, equitativa y responsable de los recursos naturales y del preciado líquido, pero sobre todo entender que el agua y la naturaleza son derechos fundamentales, patrimonio común, inherente a la vida y a la calidad de la misma de las persona y de los pueblos. El manejo del agua y la naturaleza son asuntos de justicia ambiental y su aplicación son una obligación compartida entre el Estado y las comunidades. ¡El agua bien común, derecho y riqueza de todos!

Convocamos a las familias y comunidades a Asamblea Permanente en defensa de nuestros bienes naturales y territorios, que deben ser libres de multinacionales y de gran minería.

¡¡¡DEFENDAMOS LA VIDA, DEFENDAMOS EL AGUA, DEFENDAMOS NUESTROS TERRITORIOS!!!

¡¡¡CUESTA ARRIBA POR VIDA DIGNA, INTEGRACIÓN DE LOS PUEBLOS Y DESARROLLO PROPIO DEL MACIZO Y SUROCCIDENTE COLOMBIANO!!

&nbsp

&nbsp

La Depresión, Imponente Macizo Colombiano, Noviembre de 2007

NOTICIAS ANTICAPITALISTAS