Partidos de izquierda brasileños articulan un frente de oposición para el próximo año

Por Brasil de Fato

Los partidos PT, PSOL y PCdoB fortalecen la unidad contra el gobierno de Bolsonaro y la ofensiva derechista.

Aun antes de la toma de posesión, el presidente electo de Brasil, Jair Bolsonaro, del Partido Social Liberal (PSL), y su equipo anunciaron su plan de implementar políticas ultraliberales que pueden afectar profundamente a la clase obrera del país. Como respuesta, tres partidos de izquierda, el Partido de los Trabajadores (PT), el Partido Comunista de Brasil (PCdoB) y el Partido Socialismo y Libertad (PSOL) organizan una fuerte articulación del frente de izquierda en la Cámara de Diputados y en el Senado.

Otros partidos de centroizquierda, como el Partido Socialista Brasileño (PSB) y el Partido Democrático Laborista (PDT por sus siglas en portugués) también empiezan a reunirse con el mismo objetivo. Para Juliano Medeiros, presidente del PSOL, la disputa institucional será esencial para el próximo período.

“El PSOL trabajará por una amplia unidad formal, como bloque o frente o, al menos, una unidad política en el plan institucional. Para nosotros es muy importante que la izquierda pueda superar los ocasionales resentimientos del proceso electoral, pues en este momento eso no nos ayuda”, afirma Medeiros.

En opinión de Luciana Santos, presidenta del Partido Comunista de Brasil (PCdoB), la oposición a la ofensiva de la derecha y del conservadurismo en el país y en la política nunca fue tan necesaria. “La primera palabra es resistencia, sabemos el perfil del presidente electo, lo único que produjo en la Cámara fue odio”, resalta Santos.

“Por el conjunto de las fuerzas que lo apoyaron [al ex militar] viene la imposición de un modelo. El sistema se apropiará de su candidatura para imponer su agenda, más liberal que la del propio (Michel) Temer, será una agenda ultraliberal en Brasil, agenda conservadora y autoritaria, al estilo del propio candidato”, comentó.

El presidente del PT, Paulo Teixeira, también asevera que es importante crear esa articulación. “Este frente va a proteger a la clase obrera de la mayor ofensiva que ella enfrentará en los próximos años”.

Oposición popular

Según Juliano Medeiros, más allá de un frente de izquierda para actuar en el Congreso brasileño, tras la elección de Bolsonaro, la movilización de los movimientos sociales, organizaciones de la clase obrera, partidos políticos, artistas e intelectuales también es necesaria.

“Nuestra posición es de construir un frente democrático y creemos que los movimientos sociales cumplen un papel muy importante en ello. Incluso si se considera que serán las primeras víctimas de la criminalización que el gobierno de Bolsonaro ya explicitó formar parte de la estrategia de persecución a su adversarios políticos”, comenta el presidente de PSOL.

Edición: Brasil de Fato | Traducción: Luiza Mançano

.

www.brasildefato.com.br/2018/11/30/partidos-de-izquierda-articulan-un-frente-de-oposicion-para-el-proximo-ano/

COLABORA CON KAOS