Panamá: A (H1N1), el Gobierno de Varela debe responder

Publicidad

Genaro López

Sigue el irrespeto a la población. La atención gubernamental al problema del A (H1N1), deja en evidencia la improvisación que impera en materia de salud. Más haya, los hechos demuestran la falta de políticas de Estado para enfrentar cualquier tipo de emergencia nacional.

Las preguntas sobran: ¿cuál ha sido la estrategia para concienciar a la población de la necesidad de vacunarse? De haber sido consistente como alegan las autoridades (‘la población no acudió a vacunarse ‘), entonces ¿por qué la compra de la vacuna no cubría ni a medio millón de los habitantes en el país? Si las hospitalizaciones y muertes iban en ascenso ¿por qué tardaron tanto en solicitar una nueva remesa? La estrategia de concienciación fracasó hasta en su entorno inmediato, autoridades del Minsa reconocieron que apenas un 23 % de los trabajadores de la salud se vacunaron antes de la crisis.

Por otro lado, si la situación que confronta el país es delicada ¿por qué persiste la visión de la salud como negocio? Ante la especulación en los precios de la vacuna en clínicas y hospitales privados, que oscilan en un precio de hasta 90.00 balboas, ¿cómo es posible que las autoridades gubernamentales lo toleran bajo el argumento del mercado ‘libre oferta y demanda ‘. Para los sectores de poder económico y político, la salud del pueblo es un negocio, una mercancía que puede ser adquirida por quienes tienen para pagarla y que debe generar la mayor ganancia para los empresarios.

Aunado a ello, miles de denuncias por parte de panameños en torno al uso selectivo de la vacuna para favorecer a sectores vinculados con el poder económico y político, al punto tal que hasta se ‘vacuna en domicilio ‘. Contrario a ello, un pueblo que hace largas fila desde las tres de la madrugada para que se le atienda y que recibe como respuesta ‘se terminaron ‘.

La improvisación y desinformación es tal, que el presidente llama a toda la población a vacunarse, mientras que las autoridades de salud dicen que solo deben vacunarse los estratos poblacionales en riesgo. Ello demuestra el irrespeto a las grandes mayorías de este país.

El Gobierno de Juan Carlos Varela debe responder al pueblo panameño muchas dudas: ¿Por qué se desautorizó a las autoridades de la CSS a dar información sobre este caso? ¿Por qué a más de un mes de la grave situación, 18 muertos, más de 600 hospitalizados y casos en todo el país, es que se crea una Comisión de Salud que pone al director del Instituto Conmemorativo Gorgas como coordinador y único vocero para dar información? ¿Es cierto o falso que en medio de la crisis de la salud el exministro se encontraba disfrutando de la Copa América? ¿Renunció o lo renunciaron al exministro de Salud? ¿Cuáles son las causas de las discrepancias entre el exministro y el actual ministro de Salud?

Si en los planteles educativos se ha suspendido todo evento que implique aglomeración, entre ellos el canto del Himno Nacional, ¿porqué se mantiene el evento del 26 de junio que lleva inmerso la presencia de miles de personas?

En el abordaje del tema de salud, es inconcebible que siendo Panamá uno de los países de mayor crecimiento económico de América Latina en los últimos años, el presupuesto en salud esté por debajo de países como Costa Rica, Chile y Brasil. El problema estriba en la concepción que se tiene de la salud, esta es vista como gasto y no como inversión.

Alrededor de 1955-59, surgieron a nivel internacional diversas declaraciones que defendían los Derechos Fundamentales del Ser Humano, esto es, derechos positivos, inherentes a la propia naturaleza del ser humano, que bajo ningún concepto debían ser cuestionados y que todos los seres humanos debían gozar. El derecho a la salud fue indiscutiblemente uno de esos derechos fundamentales y básicos. La situación actual, de 22 defunciones en el país por el A (H1N1), demuestra la profunda violación al derecho a la salud.

SECRETARIO GENERAL DE CONUSI-FRENADESO.

 

También podría gustarte

Los comentarios están cerrados.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More