Nueva escalada de la guerra multiforme en Venezuela: la guerra eléctrica

Publicidad

Espero que esta lección nos deje algún aprendizaje y tomemos las previsiones correspondientes con las telecomunicaciones, el sistema de radares de la aviación civil y militar, los sistemas de distribución de agua potable, de gas doméstico y espero que se hayan dado cuenta que las telecomunicaciones se caen porque las antenas repetidoras de las empresas que prestan este servicio no tiene baterías de emergencia y cuando se cae el servicio eléctrico se cae la señal de telecomunicación.

Yo no dejare de defender la revolución y el proyecto de sociedad que implica la construcción del socialismo, pero no voy a defender mediocridades y la falta de previsión en el contexto de una amenaza de guerra es la peor mediocridad que puede existir. Llamemos las cosas por su nombre. El ciberataque al sistema eléctrico fue una agresión militar contra Venezuela. Un crimen de agresión dirigido a cuasar sufrimiento masivo y poner en riesgo la integridad física y mental de la población civil. Otra «obra» del «gobierno» de Guaidó. Regresaron los días de odio desatados. Es obstinante para un pueblo que quiere vivir en paz, quiere trabajar, quiere producir tener que lidiar con un Guaidó pela nalgas de Voluntad Popular que sólo quiere traer guerra, guarimba y desestabilización a nuestro país. Esa teoria de que hay que dejarlo para que sea la nada no me convence después de estos largos días sin luz en el país donde los que gritan por las redes sociales que la gente muere de hambre eran los primeros en ir a los super mercados y llenar los carritos de comida. Nada me hará apoyar a un titere de Trump, Marco Rubio y Pence. En Venezuela estamos sin luz, sin internet, sin comunicación telefónica ni fija ni celular. Solo cuando restablecen la energía es que podemos comunicarnos!. Muchas versiones sobre el hecho, sobre todo la versión de «ataque» que ha acompañado al gobierno durante toda su gestión como justificador de su desastre. Por otro lado, la oposición, aglutinada alrededor de Guaidó, pide una intervención militar a gritos. Ninguna de las dos opciones representan los intereses de los trabajadores y el pueblo oprimido que sufre las consecuencias de sus negocios y disputas. Exhorto hacia la profundización del proceso socialista desde la perspectiva de los trabajadores! No al injerencismo gringo, ni Guaidó como un titere y concubina política de Marco Rubio.

Según un artículo publicado en la edición digital Forbes.com, la idea de un estado nación extranjero que manipule la red eléctrica de un adversario para forzar una transición gubernamental es muy real.

El autor Kalev Leetaru exploró en 2015 el concepto de «primer ataque cibernético», en el que los gobiernos recurrirían cada vez más a la guerra cibernética por su cuenta o como parte de una guerra híbrida para debilitar a un adversario antes de la invasión convencional o para efectuar una transición forzosa y negativamente en un gobierno extranjero.

De acuerdo con Leetaru, interrumpir el suministro de energía y agua, los patrones de tráfico, frenar o interferir con el acceso a Internet, hacer que los hogares inteligentes se desordenen e incluso, desencadenar remotamente los derrumbes en las centrales nucleares fueron temas cada vez más discutidos en la comunidad de seguridad nacional.

En el caso de Venezuela, la idea de que un gobierno como el de Estados Unidos interfiera de forma remota en su red eléctrica es algo bastante realista. Las operaciones cibernéticas a distancia rara vez requieren una significativa presencia en tierra, lo que las convierte en la operación ideal.(1).

 

FUENTE CONSULTADA:(1). http://espanol.almayadeen.net/news/Venezuela/283903/forbes–manipular-la-red-el%c3%a9ctrica-de-un-adversario-para-for

(*) Ramiro Gómez es un comunicador alternativo latinoamericano experto en temas como el Medio Oriente, la revolución cubana, Nicaragua, Colombia, la revolución Bolivariana, la Unión Soviética y la Guerra Civil española.

También podría gustarte

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More