Noticias Uruguayas 4 mayo 2019

The Washington Post: Más de 10 mil mentiras en 800 días, récord de Donald Trump // Renuncia Fiscal General Adjunto de Estados Unidos antes de ser despedido por Trump // EE.UU. despide a responsable de la Base Naval de Guantánamo por pérdida de confianza // Trump en jaque por medida impuesta por California // Maduro: Venezuela recibirá el equipamiento militar ruso más moderno del mundo // Trump amenaza con imponer «un embargo total» y sanciones a Cuba por el apoyo militar a Maduro // Cuba: en fotos, casi un millón de trabajadores desfilan en la Plaza de la Revolución // HONDURAS: “La revolución es inevitable en Honduras para sacar al tirano”: Mel Zelaya // Llegó la hora de tumbar a JOH // URUGUAY: A treinta años de la muerte de Raúl Sendic – El interpelador imprescindible // Trabajadores del gas entran en el cuarto día de huelga de hambre

 

URUGUAY

A treinta años de la muerte de Raúl Sendic

El interpelador imprescindible

PÀGINA 12 – 30 de abril de 2019
Hay personas que logran movilizar y transformar la existencia de miles. Los y las imprescindibles de siempre. Su paso por la vida perduran por décadas. En Uruguay habitó uno de ellos. El 28 de abril se cumplieron treinta años de su muerte.
Raúl Sendic, como dice la gran biografía de Samuel Blixen, “fue un agitador, un luchador social, un político, un dirigente partidario y un organizador sindical; un combatiente y un jefe guerrillero; un teórico y un conductor”. Todas estas facetas hacen que sea imprescindible conocerlo a ambos lados del Río de la Plata y en el continente. Mientras la publicidad neoliberal anuncia que la historia es caduca y sólo vale el puro presente, aprendemos que ese presente es obstinadamente una existencia del pasado. Sin esa tozudez no habría futuro. O al menos, sería absolutamente banal pensar en él.
Hombre del interior, hacedor de las legendarias luchas cañeras de Bella Unión, fundador del Movimiento de Liberación Nacional Tupamaros, se formó en el Partido Socialista y pasó gran parte de su vida política clandestino o preso. Integró el grupo de rehenes de la dictadura cuya historia –¡qué paradoja!– se hizo más conocida a partir de la película “La noche de 12 años” que  emite la plataforma Netflix. Pero además, “El Bebe” fue clave en la difícil reconstrucción a la salida de la cárcel. Hay que insistir en ese tiempo, el de “la difícil reconstrucción”, porque puede haber lecturas románticas que a veces impiden tomar nota de la enorme gesta que significó no quedar paralizados ni esclavos de la propia historia, ni de los honores ya alcanzados. Si Sendic ocupa un lugar en el panteón de los revolucionarios más célebres de América Latina es –precisamente– porque a su historia le sumó seguir dando la lucha organizadamente a la salida de la cárcel.
Era persona sencilla, de mucho de silencio y escucha. Y también de fuerte temperamento, con el que alimentó durante años un combate cotidiano con los militares que le impusieron condiciones infrahumanas. Deteriorado, disminuido físicamente y casi sin posibilidades de hablar, se las arregló para insultar a más de uno de sus carceleros, y hasta llegó a propinarles alguna merecida trompada.
¿Cómo logró casi desde la discreción y la clandestinidad, conmover los corazones y el pensamiento de una cantidad importante de uruguayas y uruguayos? ¿Qué sueños y esperanzas encarnaba ese indiscutido al que pocos le conocían la voz? Sendic fue, sí, un líder guerrillero que nunca se arrepintió ni aceptó rendición. Pero su liderazgo no se limitó a eso. Era un hombre con amplitud para el diálogo y generosidad para la construcción de amplias alianzas y consensos. “Las palabras nos separan, las acciones nos unen” dijo alguna vez. Y siempre insistió en que cualquier proyecto emancipatorio debía incluir la lucha por la tierra. Su mirada muy certera medio siglo atrás, cobra enorme valor histórico en tiempos que lxs trabajadorxs rurales y la agricultura familiar sufren como nunca el avance de las corporaciones multinacionales.
Hay mucho de su trayectoria, acciones y palabras que siguen planteando preguntas sobre el presente. Y nos vuelve a poner sobre la mesa conceptos como clase social, capitalismo, combatientes, deuda externa, contradicción, marxismo, ganancia, teoría, valor, socialismo, banca financiera o liberación. Palabras que se han ido banalizando o que se pronuncian con cierto reparo. Sin embargo, y aunque produzcan alguna molestia –y tal vez por eso– nos recuerdan de dónde venimos y qué hacemos en el siempre contradictorio presente.
La necesidad de autonomía y pensamiento propio es otro aporte fundamental a la tradición popular latinoamericana. Defensor de las características particulares de la lucha en cada sociedad, no sucumbió a las imposiciones del modelo de mundo que planteaba la Unión Soviética, o sus partidos comunistas y satélites. El abrazo de Fidel Castro en 1986 fue una forma de reconocimiento, cuando el propio Partido Comunista de Cuba había ayudado, años antes, a la creación de una escisión del MLN en el exilio.
Es difícil pensar que la historia del Uruguay y, en particular de su izquierda, sería la misma sin Sendic. Porque más allá de posibles críticas y contradicciones (¿quién está exento de ellas durante la vida?), la fuerza política que en sus últimos respiros ayudó a constituir tuvo su impronta frentista y de diálogo a diversos sectores. Ese legado tiene mucho que ver –quizás en forma determinante– con que el Frente Amplio gobierne Uruguay desde marzo de 2005, y haya generado el proceso de mayor inclusión y justicia social del que tengan memoria todas las generaciones con vida del otro lado del río.
A treinta años de que una malvada enfermedad nos despojara de su presencia física, sigue siendo imprescindible volver a Sendic. Volver porque sigue produciendo esperanzas y provocando molestias. Volver porque su presencia reivindica mucho de los caminos recorridos en Uruguay y el continente, en el mismo acto que nos recuerda los pendientes y que hubo límites y problemas en nuestros gobiernos que hay que seguir enfrentando. Volver porque siempre plantea un horizonte anticapitalista y nos recuerda formas de organización hoy difíciles de comprender. ¿Se habrá adelantado a su tiempo cuando pensó la posibilidad de un MLN con una dirección sólo de mujeres? ¿Habrá sentido la injusticia del poco reconocimiento histórico?
Volver a Sendic interpela el posibilismo, la zona de confort y enseña que las metodologías de lucha no son imprescriptibles, pero sí lo es la búsqueda de justicia que las motivan. Cuando sus ojos miran desde fotos, afiches o adhesivos pegados en termos y heladeras, es importante no ver una estampita sagrada, sino encontrarse con quien nos recuerda que hay caminos por continuar. Quizás ese sea el gran mandato de Sendic después de tanto tiempo. Un interpelador que insiste sobre las causas que nos motivan a seguir caminando y aquellas que la izquierda y los movimientos populares siguen teniendo como deuda. Por eso mismo Sendic es tan imprescindible a treinta años de su partida.
* Periodista y docente.

Madres y Familiares de Uruguayos Detenidos Desaparecidos

Toque contra la impunidad

Invitamos y agradecemos difusión

 

 

Pidió que se revoquen «insultantes» prisiones domiciliarias para José Gavazzo y Gilberto Vázquez

Violaciones a DDHH: “Hay 60 individuos con pedidos de procesamiento de Fiscalía pendientes”

El abogado del Observatorio Luz Ibarburu Pablo Chargoñia indicó que hay “aproximadamente 60 individuos que tienen un pedido de procesamiento fiscal pendiente” por delitos de lesa humanidad y la mayoría de ellos “no tienen ningún juicio todavía”.
El profesional especialista en derechos humanos lamentó que la justicia avance “a paso de caracol” ya que ha significado que muchas víctimas que pudieron denunciar los hechos hace décadas hayan muerto “sin haber visto justicia”.
Chargoñia explicó que las actas de tribunales militares que fueron reveladas semanas atrás pueden ser una oportunidad para impulsar causas que estaban paralizadas o abrir nuevas investigaciones, como por ejemplo el caso de Roberto Gomensoro.
También cuestionó la existencia de los tribunales de honor militar. Son “un indicador de una casta dentro de un sistema democrático republicano” que “hace ruido”, porque son tribunales paralelos a los judiciales y porque se refieren a un honor que sería exclusivo de los militares, distinto al de las demás áreas del Estado y de la sociedad.
Se refirió además a la marcha de algunos casos concretos como el de Vladimir Roslik o las denuncias contra el jefe de seguridad de la selección uruguaya de fútbol Miguel Zuluaga, de quien dijo que se pudo averiguar que “se especializaba en el submarino”.
Por otra parte dijo que deberían “revocarse las insultantes prisiones domiciliarias de que gozan estos sujetos” – en referencia a José Gavazzo y Gilberto Vázquez- ya que no se justifican por razones humanitarias. “En este caso estamos en presencia de privilegios para los autores de los crímenes más aberrantes que conoce la historia del Uruguay”, señaló en Radio Uruguay.

Trabajadores del gas entran en el cuarto día de huelga de hambre

Sostienen que el Poder Ejecutivo debería intervenir ya que se trata de un servicio público.

Trabajadores del gas en huelga de hambre en la esquina del Cabildo. (Foto: Verónica Caballero)

3 mayo, 2019 – CARAS Y CARETAS
“Huelga de hambre” anuncia un cartel colocado en la esquina del Cabildo, en Sarandí y Juan Carlos Gómez. Abajo, una carpa negra, bancos largos y mesas de madera. Algunas personas sentadas conversan entre si. Una bandera rojinegra indica que se trata del sindicato del Gas. Allí tres trabajadores de MontevideoGas entraron en el cuarto día de huelga de hambre en demanda de soluciones para el conflicto generado en esa empresa.
Según indicaron los trabajadores a Caras y Caretas Portal la situación se mantiene sin cambios. “Tuvimos una reunión con el Ministerio de Industria en la que se nos transmitió, por parte del ministro (Guillermo) Moncechi y el director de Energía -Rubén García-, que la cartera no tenía nada para hacer”.
“Nos plantearon que no estaba en sus manos buscar una solución a este conflicto porque para ellos se trata de un conflicto del ámbito laboral y que además no puede intervenir en conflictos de empresas privadas. Grave error, porque esto no es una empresa privada, es un servicio público que está concesionado. La demostración más clara de eso es que ante el anuncio de Petrobras de querer retirarse del país necesita el aval del Ministerio de Industria y Energía que tendría que controlar la buena gestión por parte de la empresa”, agregaron.
Petrobras ya anunció al Poder Ejecutivo su decisión de retirarse del país y dejar sus negocios. Esto, para los trabajadores, obliga a renegociar la concesión.

Foto: Verónica Caballero.
Recordaron que el deterioro de la empresa arranca desde el momento en que los servicios de la vieja Compañía del Gas fueron entregados en concesión a Gaz de France. “Nosotros advertimos los riesgos de conceder este servicio público a privados y los resultados están a la vista: la gestión de Petrobras arroja una pérdida de 7 mil usuarios, la falta de un plan de inversiones y el intento de despido del 25% de la plantilla de trabajadores”.
A esta situación se agrega que en breve termina el periodo en seguro de desempleo de 20 funcionarios que deberán reintegrarse a trabajar, o de lo contrario ser despedidos por la compañía. Esto, a juicio del sindicato, agravará el conflicto y puede determinar la adopción de nuevas medidas.
Controlados por el SMU
Mientras tanto, tres trabajadores de MontevideoGas permanecen en huelga de hambre, en una medida tendiente a buscar una intervención del gobierno en el tema.
Los trabajadores están siendo chequeados todos los días por el Sindicato Médico del Uruguay (SMU), pero se estima que en breve comenzarán a presentar algunas consecuencias de la medida.
La Unión Autónoma de Empleados y Obreros del Gas (Uaeogas) reclama el cese de los envíos al seguro de paro y negociar un nuevo marco para las condiciones de trabajo.
En el marco del conflicto, la semana pasada los trabajadores ocuparon la planta para hacerse cargo de la gestión. Horas después desalojaron las instalaciones y decidieron iniciar la huelga de
hambre.
ecos uruguay

MontevideoGas: “El ministro de Industria dijo que no va a hacer nada”

30/04/2019 19:05

MontevideoGas: “El ministro de Industria dijo que no va a hacer nada”

ECOS (archivo)
Trabajadores se reunieron con el ministro Guillermo Moncecchi y no recibieron la respuesta que esperaban.
En la tarde de este martes, integrantes del Sindicato del Gas y los tres trabajadores de MontevideoGas que iniciaron la huelga de hambre fueron recibidos por el ministro de Industria, Guillermo Moncecchi.“Salimos muy mal de esa reunión, no fue lo que esperábamos. Pensamos que íbamos a tener algún tipo de respuesta y el ministro nos dijo que no va a hacer nada”, dijo a ECOS Alejandro Acosta, integrante del Sindicato del Gas.

Ante el anuncio de Petrobras sobre su intención de retirarse del país, los trabajadores plantearon que la cartera tomara algún tipo de iniciativa para que los funcionarios no se vean afectados.

“La semana que viene entran en vigencia los seguros de paro de 16 compañeros y es una situación que nos preocupa. A eso se suma que está sobre la mesa el despido de 36 funcionarios”, explicó Acosta.

Moncecchi les confirmó que existe una intención de retiro por parte de la empresa, pero que el ministerio no va a intervenir en ese proceso. “Podemos entender que existe un momento de transición que se tiene que respetar, pero nos parecía conveniente que el ministerio interviniera”, agregó el sindicalista pensando en el retiro de los seguros de desempleo.

Ante la respuesta negativa por parte del ministro, los trabajadores decidieron retirarse de la reunión. “Tampoco nos dieron explicaciones de por qué se tomó esa postura”, señaló Acosta.

Por otra parte, existe una intención por parte del diputado Luis Puig de plantear que el Frente Amplio intervenga desde el partido. “Es algo que está muy en pañales y nosotros necesitamos respuestas más rápidas”.

Los trabajadores seguirán con la huelga de hambre y no descartan tomar más medidas. Este miércoles marcharán desde la Ciudad Vieja (donde instalaron la huelga de hambre) hasta la plaza 1° de Mayo para participar del acto del Día del Trabajador.

“Vamos a estar acompañados por nuestras familias y escucharemos el discurso de Fernando Pereira (presidente del PIT-CNT) que tocará este tema”, indicó Acosta.

 

2.9.1.0
NOTICIAS ANTICAPITALISTAS