Publicado en: 29 mayo, 2015

Noticias Uruguayas 28 mayo 2015

Por Colectivo Noticias Uruguayas

Uruguay: Huidobro debe ser destituído (FA México) // Crece choque de Huidobro con grupos de la izquierda // Basta de secretismos por Wladimir Turiansky

Expertos: “EE.UU. está a punto de desatar la Tercera Guerra Mundial” // Excanciller alemán: “El contrapeso de Rusia salva a EE.UU. de perder el juicio” // Helmut Schmidt: “Megalomanía de la UE provocaría la Tercera Guerra Mundial” // “Ante las amenazas de EE.UU. y la OTAN, Rusia y China forman un nuevo bloque” // Abogada estadounidense, defiende los prisioneros políticos puertorriqueños // Kerry visita España para convertir base de Morón en una “super-base” // El PP buscará ahora pactos en toda España para frenar a Podemos // Todos los líderes políticos menos Podemos, en la cumbre empresarial // Perú militariza siete regiones por paro // Chile: Confech convoca paro nacional // Uruguay: Huidobro debe ser destituído (FA México) // Crece choque de Huidobro con grupos de la izquierda // Basta de secretismos por Wladimir Turiansky

 

URUGUAY
Tal como lo hicieran los “frenteamplistas por izquierda en México”, ahora es todo el Comité del FA el que da a conocer su reclamo

HUIDOBRO DEBE SER DESTITUIDO

mayo 27th, 2015

www.faurumex.org.mx                 famexico@faurumex.org.mx

El Secretariado del Comité del Frente Amplio de México “Gral. Víctor Licandro”, ante las muy lamentables y reiteradas declaraciones del Ministro de Defensa, Eleuterio Fernández Huidobro,
DECLARA:
Su TOTAL APOYO A LA SOLICITUD DE DESTITUCION DEL MINISTRO DE DEFENSA, ELEUTERIO FERNANDEZ HUIDOBRO por sus reiteradas declaraciones que irrespetan los lineamientos políticos del  FA en materia de Derechos Humanos y, en este sentido:
  1. Se suma a lo expresado por nuestra presidenta Mónica Xavier en su señalamiento al Ministro de Defensa en cuanto que “debe volver a las definiciones del FA”,
  2. A la declaración de la Mesa Política del FA en relación a su rechazo a las declaraciones de Huidobro y a su irrestricto apoyo a las políticas asumidas por el Presidente cro. Tabaré Vázquez en lo referente a Derechos Humanos y Verdad y Justicia.
  3. Se suma muy especialmente a las declaraciones de las organizaciones frenteamplistas espacio Casa Grande liderado por la Senadora Constanza Moreira, Vertiente Artiguista y a las organizaciones de Derechos Humanos,  solicitando su DESTITUCION.
Por  Secretariado
Comité Frente Amplio de México “Víctor Licandro”
México, 27 de mayo de 2015

Casa Grande, sector de Constanza Moreira, se suma a pedido de remoción de Fernández Huidobro

mayo 27th, 2015 Boletín del Comité del FA en México
 HACEN FILA
Casa Grande, sector de Constanza Moreira, se suma a pedido de remoción de Fernández Huidobro
MONTEVIDEO (Uypress) — El espacio Casa Grande, que nuclea a diversos sectores y que es encabezado por la senadora Constanza Moreira, se sumó a la Vertiente Artiguista y al Proyecto Miramar, que solicitaron la salida de Fernández Huidobro del Ministerio de Defensa.
Casa Grande, el espacio político conformado en torno a la senadora Constanza Moreira, emitió un comunicado en sintonía con los ya emitidos por la Vertiente Artiguista y la red Proyecto Miramar, en el que solicita la remoción de Eleuterio Fernández Huidobro de su cargo de ministro de Defensa Nacional.
Texto completo del comunicado
Ante las recientes declaraciones públicas del Ministro de Defensa Nacional, Eleuterio Fernández Huidobro, Casa Grande-Frente Amplio expresa lo siguiente:
  1. Desde la primera hora estamos comprometidos con la necesidad de un profundo debate sobre las políticas de defensa nacional y sobre el rol que deben cumplir, en el Uruguay de hoy, las Fuerzas Armadas.
  2. La discusión de estos asuntos no es patrimonio de unos pocos, ni puede procesarse desde las lógicas del interés corporativo.
  3. El Ministro de Defensa Nacional, una vez más, ha realizado declaraciones injuriosas y gratuitas que no sólo violentan su investidura, sino que además entran en flagrante contradicción con el pensar y sentir de los frenteamplistas.
  4. Apoyamos la declaración emitida por la Mesa Política del Frente Amplio y suscribimos el comunicado dado a conocer por la Vertiente Artiguista.
  5. Entendemos que  la presencia de Eleuterio Fernández Huidobro al frente del Ministerio de Defensa Nacional, es una señal muy negativa que colide contra los avances en materia de verdad y justicia en el País.
  6. Le solicitamos el Presidente de la República, Dr. Tabaré Vázquez, la inmediata remoción del Ministro de Defensa Nacional como forma de restituir una conducción que represente los principios del Frente Amplio en la materia, pero por encima de todo como vía de respeto a las víctimas del terrorismo de Estado y la sensibilidad democrática de todo un país.
CASA GRANDE

Los gráficos de Gabriel “Saracho” Carbajales

El MPP se la juega:
“Para el senador del MPP, Ernesto Agazzi, la gestión de Huidobro no está “para nada en duda”Agazzi defendió la gestión del Ministerio de Defensa.” “Siempre ha colaborado en lo que institucionalmente le compete en cuanto a la violación de los derechos humanos en el pasado reciente.”
y volverá a perder

Vázquez mantiene al ministro; MPP cuestiona a los que piden que se vaya

Crece choque de Huidobro con grupos de la izquierda

Eleuterio Fernández Huidobro seguirá en el Ministerio de Defensa, al menos por un tiempo. El presidente Tabaré Vázquez hace oídos sordos a los reclamos de sectores minoritarios del Frente Amplio para que saque al ministro, en tanto el Movimiento de Participación Popular (MPP), el sector liderado por el expresidente José Mujica, también se apartó de la posición de esos grupos.
“Grupos que piden renuncia piden que Uruguay no tenga Fuerzas Armadas”. Foto: G. Pérez.
mié may 27 2015 El País uy
De todos modos, la polémica en torno a Fernández Huidobro dejó al descubierto dos posiciones bien marcadas en el Frente Amplio sobre las Fuerzas Armadas.
En los últimos dos días, tres sectores de la coalición de izquierda (Casa Grande de la senadora Constanza Moreira, el PVP y la Vertiente Artiguista) pidieron la remoción inmediata de Fernández Huidobro, quien trató de “enfermitos”, “mentirosos” e “intoxicantes” a organizaciones vinculadas a los derechos humanos.
“Le solicitamos al presidente de la República la inmediata remoción del Ministro de Defensa Nacional como forma de restituir una conducción que represente los principios del Frente Amplio en la materia, pero por encima de todo como vía de respeto a las víctimas del terrorismo de Estado y la sensibilidad democrática de todo un país”, dice la nota del sector Casa Grande de Moreira.
Para el MPP, en cambio, el tema quedó saldado con la declaración de la Mesa Política del Frente Amplio, que expresó su rechazo a los dichos del secretario de Estado. “No comparte ni representa a esta fuerza política, las expresiones del ministro”, decía la declaración de la Mesa Política, además de pedir una entrevista con el presidente Vázquez para abordar el tema.
El MPP intenta correr la mira a la gestión del Ministerio de Defensa. De hecho, ayer la cartera difundió un comunicado, firmado por el ministro y publicado en el sitio web de la Presidencia de la República, que detalla las actividades que se realizaron con el objetivo de encontrar información que permita dar con el paradero de los detenidos desaparecidos durante la dictadura.
Para el senador del MPP, Ernesto Agazzi, la gestión de Huidobro no está “para nada en duda” y “mucho menos cuando los grupos que piden la renuncia están sosteniendo cosas que no están en el programa de la fuerza y que son una barbaridad, como que Uruguay no tenga Fuerzas Armadas”. “Para nosotros, eso no tiene ningún asidero”, aseguró Agazzi a El País
El senador comentó que el MPP no hizo ninguna declaración porque le “satisface” la realizada por la Mesa Política del Frente Amplio. Si bien se desmarcó de los dichos de Huidobro, Agazzi defendió la gestión del Ministerio de Defensa.
“Siempre ha colaborado en lo que institucionalmente le compete en cuanto a la violación de los derechos humanos en el pasado reciente. Para nosotros, eso es lo importante desde el punto de vista político del Frente Amplio. Las afirmaciones de Huidobro son responsabilidad de él”, indicó.
La presidenta de la coalición de izquierda, Mónica Xavier, dijo en declaraciones a En Perspectiva, que comprendía el pedido de remoción de Huidobro y señaló que hay una “contradicción” entre sus dichos y la actitud encabezada por el presidente Vázquez que creó la Comisión Por Verdad y Justicia.
“Si esto fuera la primera vez, un yerro que pudiera ser subsanado, pero en realidad esto es parte de las convicciones del compañero ministro, y muchas veces estamos convencidos de cosas, pero si no son las que nos representan a todos debemos abstenernos de hacerlas públicas”, aseguró.
Esta no es la primera vez que la Mesa Política manifiesta su malestar con Fernández Huidobro. Antes de que el ministro asumiera el cargo, en diciembre de 2014, se le llamó la atención por declaraciones sobre Serpaj.
Fernández Huidobro había dicho “que si Serpaj lo autoriza a torturar, capaz que conseguía información” sobre los detenidos desaparecidos. A su vez, el ministro tildó de “imbéciles” a los integrantes de Serpaj.
Xavier comentó que la situación es “indeseada” y “dolorosa” y afirmó que debe ser “encauzada rápidamente” para no distraer al gobierno.

Comunicado.

El Ministerio de Defensa salió al cruce ayer de estas críticas, no sólo del Frente Amplio sino también de representantes de Familiares de Detenidos Desaparecidos que aseguraron que Huidobro ha sido un obstáculo para la Justicia.
En la misiva, la cartera detalla las actividades que se realizaron con el objetivo de encontrar información que permita dar con el paradero de los detenidos desaparecidos durante la dictadura. El documento, que fue analizado en el Consejo de Ministros del lunes, asegura que la actitud del Ministerio “ha sido siempre la de aportar” información al alcance de sus posibilidades y que en todo momento se le abrió el camino a las investigaciones. “La Universidad de la República y su equipo de historiadores liderado por Álvaro Rico, actuando por la Presidencia de la República y la Secretaría de Derechos Humanos para el Pasado Reciente, trabajaron durante meses en el archivo pasivo de Sanidad Militar revisando cientos de miles de historias clínicas, encontrando 23 historias caratuladas de detenidos políticos”, relata.
Entre 2011 y 2015 se tramitaron, según el documento, 237 oficios con respecto a este tema, de los cuales 211 recibieron respuesta y los restantes 26 se encuentran en trámite. En total, desde que Huidobro asumió en 2011, se dio trámite a un expediente por semana.
Las demoras en la tramitación, explica, son consecuencia de la “complejidad” para ubicar la información y documentación requerida.
El documento aclara que dar una copia autenticada de los legajos a la Suprema Corte de Justicia, “es complicado” porque cada uno tiene entre 200 y 300 hojas y cada una de ellas debe ser revisada para asegurar de que no se brinde datos de terceras personas protegidas por la legislación, y luego certificar cada página.
“Otra parte de las dificultades radica en la complejidad de determinar los datos completos de personas que son identificadas por alias. Los juzgados solicitan que se proporcione nombres completos y domicilios de personas identificadas como el galgo, el gato, el tomatera, el negro”, detalla.

Batlle: “Sin la guerrilla no hubiera habido golpe”.

El expresidente Jorge Batlle disparó duro en una columna publicada en su cuenta de Facebook contra la guerrilla tupamara y contra el decreto del presidente Tabaré Vázquez, con el que oficializó al Grupo por Verdad y Justicia que investigará crímenes de lesa humanidad ocurridos durante la última dictadura militar. Batlle afirma que “fue en 1962 cuando los uruguayos se enteraron de que existía en el país un movimiento armado que pretendía, por las armas, ocupar el gobierno”.
“La guerrilla fue enfrentada por la policía, particularmente por el comisario Alejandro Otero, que ya había denunciado su existencia a las autoridades policiales de Montevideo. Este proceso violento, con robo de bancos, empresas, asaltos a mano armada, muertos por la acción de la violencia, prosiguió con creciente intensidad hasta que el Parlamento del Uruguay, elegido en forma libre, resolvió encargarle a las Fuerzas Armadas la tarea de concluir con la violencia armada del movimiento MLN-T (Movimiento de Liberación Nacional Tupamaros). Esa decisión del Parlamento le permitió a las Fuerzas Armadas rápidamente, a partir de setiembre de 1971, enfrentar y derrotar a la sedición”, escribió Batlle en la red social.
Siguiendo su relato, el expresidente afirma que “la conclusión más que clara es que si no hubiera habido un movimiento sedicioso revolucionario, no hubiera habido Golpe de Estado Militar. Sin guerrilla no hubiera habido Golpe de Estado Militar. Mujica, Fernández Huidobro y todos los demás, son los responsables del Golpe de Estado y fueron los beneficiarios del Golpe de Estado”.

Los gráficos de Gabriel “Saracho” Carbajales

María Topolansky

Cuñada de Mujica lo llama “traidor”

El expresidente José Mujica, que pregonó durante su mandato el superar los sentimientos que aún hoy se viven por los enfrentamientos ocurridos a fines de la década de 1960 y principios de 1970, firmó dos días antes de dejar el gobierno un decreto para realizar una escultura con la fundición de armas de tupamaros y militares utilizadas durante esos años.
mié may 27 2015 El País uy
A la cuñada de Mujica y hermana de la senadora Lucía Topolansky, la exguerrilera María Topolansky, la noticia publicada por el semanario Búsqueda no le gustó y cuestionó la decisión del expresidente a través de un poema del extupamaro Miguel Ángel Olivera, alias “El Cristo”. El texto fue publicado por María Topolansky en la red social Facebook.
El poema, que habla de “traición” y “decisiones cobardes”, está acompañado por fotos de algunas de las armas usadas por los tupamaros.
“De querusa la merluza: a escondidas, calladitos, por la espalda y a traición; usaron el gobierno para esta basura de decisiones cobardes, entreguistas y claudicantes, imperdonable. En nombre de nosotros, ¡no!”, dice.
El texto continúa: “en un arma de aquellas que nunca cayeron, que no van a ser parte de la infame escultura, me costaba meter en la recámara una bala que guardo como penúltima, una que tiene estampada en el blindaje de la munición la palabra TRAIDORES… (ya no lo dudo más se la ganaron ¡¡mala suerte!! NI OLVIDO NI PERDÓN, corro el cerrojo, ya son solo adjetivos: setentones/octogenarios/alcohólicos/hechos mierda decrépitos/sepultureros de la dignidad y de los principismos acorralados/encrucijados/ embretados/arrepentidos puestos entre la espada y la pared”.
El texto asegura que “se los comió la historia en dos panes” y sigue: “ahora firman este decreto inmundo: es la peor ortibeada conocida —ni amodio— ahí están sus firmitas seniles y emboscadas para matar por la espalda a la memoria…”.
El texto culmina con las imágenes y una leyenda que reza “Estas NO se funden, son expropiadas de la Aduana de Bella Unión y NO se funden EN NOMBRE DE NOSOTROS: NO !!!!!”.
Consultado por el semanario, el presidente Tabaré Vázquez había asegurado que no tenía “la más mínima idea” sobre esa decisión del presidente Mujica.

INDISCIPLINA PARTIDARIA, la columna de Hoenir Sarthou:
Partiendo las aguaspublicado  por Semanario Voces

Las señales son todavía incipientes, pero algo significativo está pasando.

Hace apenas seis meses, durante las elecciones, parecía que el destino del país y de cada uno de nosotros se jugaba en el resultado electoral. “¿Y si ganan los rosaditos…?”, decía mucha gente, con temor.

Las elecciones pasaron, los “rosaditos” no ganaron y, sin embargo, como me decía anoche un amigo, “No hay alegría”

Y es cierto. No hay alegría ni grandes expectativas. Lo que empieza a haber es preocupación y señales de malestar, que, curiosamente, provienen en principio de lo que podría considerarse el riñón histórico de la izquierda uruguaya.

El movimiento sindical y numerosas figuras de izquierda, con destacada trayectoria universitaria, sindical, intelectual y política, han hecho declaraciones públicas contrarias a una decisión adoptada por el gobierno del Frente Amplio.

Esa decisión es la incorporación de Uruguay al “TISA”, es decir, al conjunto de países que, liderados por los EEUU y por la Unión Europea, negocian un gigantesco acuerdo global para la liberalización del comercio de servicios.

Los inconvenientes y riesgos del TISA han sido denunciados por los economistas Antonio Elías y José Manuel Quijano, incluso en las páginas de “Voces”, de modo que poco puedo agregar al respecto que no se haya dicho ya.

Baste recordar que es un acuerdo internacional para reducir la regulación del comercio de servicios, y que suscribirlo implicará restringir la potestad del Estado de regular la actividad de empresas extranjeras que actúen en el área de “servicios” y obligará además al Estado a someterse al poder jurisdiccional de tribunales y de cortes no nacionales en caso de conflicto con cualquiera de esas empresas. En suma: el Estado renunciaría al pleno ejercicio de las funciones legislativas y judiciales en su territorio.

Para colmo, todas las tratativas del TISA, y en particular las de la incorporación del Uruguay, han sido hechas en secreto, sin brindar oficialmente información sobre el asunto. Esas son las reglas del TISA, que impone el secreto a cualquier país que participe de las negociaciones.

No debemos confundirnos. El problema no es solamente el TISA. Porque el mismo tipo de medidas que prevé ese “prototratado” vienen abriéndose camino en decenas de otros tratados y acuerdos comerciales que los Estados en general, y el Estado uruguayo en particular, vienen firmando desde hace tiempo.

Así, los tratados de “protección de inversiones”, como el firmado en su momento con Finlandia, o el tratado que se pretende firmar entre el MERCOSUR y la Unión Europea, y los acuerdos firmados con ciertas empresas, como “Montes del Plata, contemplan muchas de las condiciones previstas en el TISA, incluidas reglas que protegen excesivamente a las empresas involucradas, como, por ejemplo, la garantía por parte del Estado de que no adoptará decisiones legislativas o administrativas que reduzcan los niveles de ganancia de la empresa. ¿Alguna pequeña o mediana empresa nacional ha recibido alguna vez semejante garantía?

En el fondo, el TISA no es más que uno de los tantos nombres que asume la necesidad de las corporaciones transnacionales de liquidar o neutralizar al Estado y a las instituciones democráticas de los países en los que quieren invertir. Por eso el secreto en las negociaciones, por eso aparece siempre la exigencia de maniatar al Poder Legislativo y de excluir al Poder Judicial.

El asunto, bajo una apariencia compleja, es en realidad sencillo: hemos llegado a un punto en que el desarrollo del capitalismo global se ve obstaculizado por los Estados nacionales y por las instituciones democráticas. Es obvio: los Estados implican reglas que cumplir, controles que sortear, e impuestos que pagar. Además, ¿cómo explicarles a millones de votantes pobres, que pagan impuestos y soportan reglas y controles, que a las inversiones de muchos millones de dólares no se les aplican las mismas reglas y controles que a ellos? Es casi imposible. Por eso es necesario el secreto.

En mantener el secreto están de acuerdo tanto las corporaciones transnacionales como muchos gobernantes locales. Estos últimos porque, si dijeran la verdad sobre lo que están negociando, perderían la confianza y el voto de sus electores.

El último alarido de la moda en política internacional ya no es dar golpes de Estado (cosa poco “paqueta” y bastante engorrosa). Es mucho más efectivo vaciar la democracia, dejar la cáscara de la voluntad popular, pero tomar las decisiones serias, las que de verdad importan, a puertas cerradas y en secreto, a menudo disfrazadas como decisiones técnicas. Es sencillo: basta con encontrar a dirigentes políticos que se presten a ello y con contratar a tecnócratas que les hagan los discursos justificatorios.

Así las cosas, el TISA, no solo en sí mismo, sino como muestra del modelo de sociedad y de Estado al que aspiran las corporaciones multinacionales, puede convertirse en un verdadero parteaguas para la sociedad y para el sistema político uruguayo.

Quizá el escenario político nacional tenga que reacomodarse en función de ese megaproyecto económico, político, jurídico y social, impulsado y virtualmente impuesto desde fuera del país.

Ante la eventualidad de que el Poder Legislativo se vea impedido de legislar respecto a cierto tipo de inversores, de que el Poder Judicial se vea impedido de juzgarlos, y de que el Estado, no sólo no pueda controlarlos ni reglamentar sus actividades sino que además pueda ser enjuiciado en el exterior, ¿sigue siendo tan importante decirse blanco, colorado, independiente o frenteamplista, o incluso socialista, comunista o tupamaro? ¿No hay acaso una esfera de soberanía, de autodeterminación política democrática que a todos nos convendría defender?

En el Frente Amplio, ese conflicto ya parece planteado. Notoriamente, muchos de los dirigentes sindicales y de las personalidades que se manifestaron contrarios al ingreso al TISA, y por ende críticos con la decisión del gobierno, son frenteamplistas de larga data. Otras son personas de izquierda, también de larga data. Pero –me consta- se oponen al TISA también personas que no son ni se han declarado nunca “de izquierda”. Se oponen por convicciones republicanas, en algunos casos fundadas además en sus convicciones de matriz nacionalista o batllista.

Creo no equivocarme al pensar que la realidad que se aproxima impondrá cambios en los viejos compartimientos estancos de la política uruguaya. Porque los nuevos desafíos globales no pueden ser respondidas con viejos esquemas locales.

TISA

Nin Novoa negó “secretismo” sobre el TISA como sostiene documento contra el acuerdo

El ministro de Relaciones Exteriores, Rodolfo Nin Novoa afirmó que “no hay ningún secretismo”, con respecto a la firma del tratado TISA. En las últimas horas dos ministros del expresidente José Mujica, Daniel Olesker (Mides) y Roberto Kreimerman (Industria), junto a exlegisladores y funcionarios de los gobiernos del Frente Amplio, dirigentes sindicales e intelectuales de izquierda, se pronunciaron en una extensa carta contra el Acuerdo de Comercio y Servicios (Trade in Services Agreement, TISA).

22 de mayo de 2015 a las 10:45 hs Actualizado a las 12:20 hs LR21

Ministro de Relaciones Exteriores, Rodolfo Nin Novoa. Foto: Presidencia del Uruguay.

En relación a las críticas de los exministros del gobierno de José Mujica, Nin Nova afirmó en el programa Tiempo Presente de Radio Rural que el TISA “no es una idea de este gobierno, según reproduce en esta jornada el diario El País. Esto se discutió en el Consejo de Ministros en el 2013″.
Además, el canciller agregó que “no hay ningún tratado que se haya discutido a través de la prensa”.
TISA es un tratado internacional que se está negociando en Ginebra en estos días y que apunta a liberalizar un sector crucial de la economía. Estados Unidos y la Unión Europea (ambos con gran fortaleza en el sector de servicios) son sus grandes impulsores aunque no los únicos. Hay 23 partes involucradas.
La Unión Europea reúne a 28 estados, por lo cual participa en las tratativas un total de 50 países. La Unión Europea (el actor que más servicios exporta a nivel mundial) difundió oficialmente su oferta en julio del año pasado, luego de que la “filtrara” la organización WikiLeaks que acusó a sus impulsores de estar actuando con secretismo.
Nin Novoa aseguró en Radio Rural que “es muy temerario decir que se está en contra del TISA cuando no se sabe cuál es el alcance que va a tener”.
Asimismo, frente a una intimación judicial para dar información sobre el TISA, elevada semanas atrás por el fiscal Enrique Viana, la Cancillería respondió que “las negociaciones internacionales de ese tenor tienen un carácter reservado” por lo que negó toda información sobre el asunto.

Reclaman debate público y profundo

En el documento los firmantes cuestionan el “secretismo” con el que el Gobierno maneja el tema y lo califican de “antidemocrático”. Además reclaman un debate ”público y profundo” y establecen los “peligros” para el desarrollo del país.
En el texto que hoy reproduce La Diaria, se define como “especialmente condenable” a la “naturaleza secreta de las negociaciones del TISA y la falta de información y participación de las y los ciudadanos, en lo que configura una verdadera práctica antidemocrática, mientras las grandes corporaciones de los países desarrollados definen la agenda de temas, controlan y pautan la negociación e imponen las grandes definiciones”.
“Los gobiernos de los países desarrollados que impulsan el TISA siguen una estrategia que ha sido calificada con acierto como de ”patear la escalera”, impidiendo la evolución del resto de los países al desarrollo de capacidades y tecnologías que ellos ya han alcanzado”, agrega el escrito.
Además se observa como ”particularmente preocupante” la concesión de trato nacional a las empresas extranjeras (salvo excepciones) con la consiguiente eliminación de las prioridades a las empresas nacionales en general, públicas o privadas, y a las pequeñas y microempresas.

COLABORA CON KAOS