Noticias Uruguayas 11 abril 2019

Publicidad

EE.UU. revoca el visado a la fiscal de la Corte Penal Internacional (CPI) por indagar presuntos crímenes de guerra en Afganistán //CPI: afirma que seguirá trabajando «inmutable» pese a las amenazas de EE.UU. // Washington: La «ilegítima» Corte Penal Internacional «ya está muerta para nosotros» // Irán declara a las Fuerzas Armadas de EE.UU. como organización terrorista // Irán insta a Irak a expulsar «lo antes posible» a las tropas de EE.UU. // Terrorismo, un concepto vacío // Pompeo: EE.UU. sancionará a Egipto si adquiere aviones Su-35 a Rusia // Erdogan: «Nadie nos puede obligar a no comprar los S-400 rusos» // Arabia Saudita amenaza con dejar de vender el petróleo en dólares // URUGUAY: Convocatoria 11 de abril // Mauro Conti (FEUU): “No puede haber una democracia sólida si sigue habiendo gente que reivindica y que cree que estuvo bien haber matado, asesinado y torturado” // Familiares de desaparecidos: Ejército habla como si se siguiera en dictadura

 

URUGUAY

Convocatoria 11 de abril

Mauro Conti (FEUU): “No puede haber una democracia sólida si sigue habiendo gente que reivindica y que cree que estuvo bien haber matado, asesinado y torturado”

Martes, 09 Abril 2019 17:11 – PORTAL PIT-CNT

La FEUU resolvió parar el próximo jueves 11, a partir de las 17 horas, para asistir a la concentración por la democracia y contra la impunidad en la Plaza Libertad.
Como es de público conocimiento, a partir de la difusión de la confesión de José Nino Gavazzo en el tribunal de honor, revelada por una investigación del periodista Leonardo Haberkorn, se sucedieron hechos de alto impacto político nacional, como la remoción de la cúpula de generales y la plana mayor del Ministerio de Defensa. Empero, las declaraciones de nuevo
comandante en jefe del Ejército, Claudio Feola, de las últimas horas, incorporaron un nuevo elemento de tensión cuando puso en duda la existencia de detenidos desaparecidos durante la dictadura. A los pocos minutos y como consecuencia de la indignación generalizada por sus declaraciones, Feola se desdijo o intentó explicar que no quiso decir lo que dijo. En este marco, el PIT-CNT junto a Madres y Familiares de Detenidos Desaparecidos y distintas organizaciones sociales, resolvieron convocar a una movilización masiva en la Plaza Cagancha, la plaza de la Libertad, por la democracia y contra la impunidad.
Mauro Conti, responsable de asuntos gremiales de la FEUU, explicó al Portal del PIT-CNT que los estudiantes estarán presentes “como siempre” han estado en la construcción de la memoria, por la verdad y la justicia.
“Las declaraciones de Gavazzo y de Silveira son preocupantes, muestran  una vez más lo que se viene denunciando desde hace años, que los integrantes de la FFAA saben lo que ha pasado en dictadura y también como muestra de estos testimonios, lo que sucedió antes de que empezara  formalmente la dictadura, es decir, en los periodos autoritarios tanto de Pacheco como de Bordaberry”. En relación al presente, Conti dijo que es necesario “seguir insistiendo” en que “no puede haber una democracia sólida y fuerte si sigue habiendo impunidad, si sigue habiendo gente que reivindica que cree que estuvo bien haber matado, asesinado, torturado compañeros y compañeras por el simple hecho de pensar diferente”.
Respuesta inmediata
Para el dirigente de la FEUU, la reacción de la sociedad en general y parte del periodismo, al salir al cruce de las recientes declaraciones del nuevo comandante en jefe del Ejército, Claudio Feola, poniendo en duda la existencia de desaparecidos, fue una “buena señal” de “reflejo social”. En este sentido, dijo que el comandante Claudio Feola “se equivoca  rotundamente y la indignación espontánea que se manifestó fue una muy buena señal”. De todos modos, Conti entiende que el problema de fondo “es estructural”  y no se acota a los generales removidos. “Sigue habiendo en las FFAA, especialmente en este caso en el Ejército, señales que no son positivas, que muestran -más allá de haber participado o no concretamente- que las personas que ha sido formadas por estos mismos militares, siguen teniendo esa semillita que muestra que todavía esas heridas no se han tratado, que la Institución todavía tiene muchas cuentas pendientes con toda la sociedad. Necesitamos que más allá que en sus declaraciones digan que están en contra de los hechos del pasado que lo demuestren en los hechos, en sus acciones. Creo que la única manera de exigir eso es que la sociedad y todo el campo popular se pueda movilizar. Por ello, no puede haber acontecimiento  más importante que la necesidad de que todos y todas nos movilicemos, que seamos muchos en la calle para demostrar que seguimos reivindicando que haya verdad, que haya memoria, que haya justicia, que nunca más haya terrorismo de Estado, pero también la necesidad de que esa impunidad no siga presente ni en los hechos ni tampoco en el discurso” enfatizó.
Jueves 11
La FEUU resolvió un paro estudiantil a partir de las 17 horas del jueves 11 para concurrir masivamente a la Plaza Cagancha, “tal como concurrimos todos los años, los 20 de mayo a la Marcha del Silencio, que este año seguramente será aún más multitudinaria” concluyó.


 

Cosas que no cambian

Familiares de desaparecidos: Ejército habla como si se siguiera en dictadura

El comunicado emitido por Feola luego de sus declaraciones fue una forma de «emparchar» la situación.

10.04.2019 06:25  – MONTEVIDEO PORTAL

El integrante de la agrupación civil Madres y Familiares de Detenidos y Desaparecidos Nilo Patiño. EFE/Raúl Martínez

Nilo Patiño, integrante de la organización Madres y Familiares de Detenidos Desaparecidos, dijo en declaraciones a la agencia noticiosa Efe que hay «toda una camada de oficiales del Ejército» que hablan como si el país siguiera en una dictadura.
Las palabras de Patiño se dan después de que el recién nombrado jefe del Ejército, Claudio Feola, declarara a la prensa este lunes que no estaba en condiciones de afirmar si las denuncias respecto a las violaciones a los derechos humanos durante la dictadura cívico-militar eran reales.
Los dichos a los medios de Feola se dieron después de que un periodista le preguntase sobre la solicitud que le habían hecho la organización de Madres y Familiares de Detenidos Desaparecidos para repudiar los hechos ocurridos durante el Golpe de Estado.
Si bien Feola rectificó a las horas en un comunicado que no pretendió «desconocer la existencia de desaparecidos» en el país, Patiño consideró que ese escrito fue una forma de «emparchar» la situación y que el texto no fue escrito por el comandante.
«(Las declaraciones) son horrorosas, es una nueva confirmación de una cosa que sostenemos nosotros desde hace mucho tiempo, que uno de los problemas más graves que tenemos nosotros es la formación de los nuevos oficiales», señaló el integrante de la organización.
Para Patiño, no poder confirmar los crímenes del pasado por falta de certezas es como dar un paso adelante y retroceder tres y que el también recién nombrado ministro de Defensa, José Bayardi, salga a «taparlo» es algo «muy grave».
Bayardi dijo a la prensa, entre otras cosas, que el comandante no quiso desconocer a los desaparecidos y que lo afectó la inexperiencia con los medios de comunicación.
Sin embargo, Patiño subrayó que el comandante es «una persona hecha y derecha, profesionalmente formada», por lo tanto, las justificaciones del ministro son «inaceptables».
«Hay toda una camada de oficiales del Ejército que tienen la cabeza perdida, tenemos 30 años de democracia y sin embargo siguen hablando como si estuvieran en dictadura», subrayó Patiño.
En las últimas semanas ha habido una ola de destituciones en la cúpula del Ejército tras la filtración de las confesiones de delito del exmilitar José Gavazzo durante la dictadura que habían sido omitidas por las autoridades.
Las declaraciones de Gavazzo salieron a la luz después de que el diario El Observador publicara el 30 de marzo contenido de las actas del Tribunal de Honor del Ejército.
Respecto a todo lo sucedido, Patiño dijo que desde la organización les preocupa que la información haya salido por la prensa y no por el Poder Ejecutivo y eso les hace dudar si el Gobierno pensaba ocultarlo.
«No tuvo la iniciativa el Poder Ejecutivo, si bien nosotros estamos de acuerdo con la barrida que hace de todos», acotó.
Sobre la marcha «Por la democracia y contra la impunidad» del próximo jueves, en la que participarán varias organizaciones sociales, dijo que lo fundamental es luchar «contra la impunidad».
«La impunidad es como un mal bicho que está dentro de la sociedad y está instaurado desde arriba hacia abajo. De alguna manera es un deber para nosotros tratar de romper ese muro, aunque sea de a pedazos», concluyó el que es primo de un desaparecido.
EFE

Los generales se comieron la pastilla de la  eterna impunidad

Esta semana el Presidente de la República pasó a retiro a tres generales en actividad, entre ellos el Comandante en jefe del Ejército y solicitó la venia parlamentaria para el retiro obligatorio de otros  tres generales. Lo hizo al tomar conocimiento de lo actuado, como integrantes de tribunales de honor que juzgaron la conducta de connotados criminales del pasado reciente. Por primera vez, desde el retorno a la vida democrática en 1985, un Presidente de la República ha actuado enérgica y decididamente, asestando un golpe decisivo a la impunidad y sobre todo a la cultura de la impunidad. Como corresponde.

“El País” y la derecha mediática

Las actuaciones del tribunal de honor y del tribunal de alzada hieren la sensibilidad ciudadana por los testimonios brindados por los involucrados y por la mentalidad de quienes los juzgaron. También interpela, masivamente, a todos quienes estos años promovieron y defendieron la Ley de Caducidad (Ley 18 548) otorgándoles una inmerecida amnistía: expresidentes, políticos, operadores judiciales, centros militares y el propio vocero oficial del terrorismo: “El País”.

Ahora, han tejido una gran campaña mediática para poner el acento en los aspectos menores y rutinarios de lo ocurrido, ocultando lo central y medular. Todos los programas televisivos dedicados a frivolidades se han transformado en expertos constitucionalistas.  Hasta el delirante Guido Manini Ríos, un egocéntrico con aires de estatua, es presentado como un héroe nacional con tal de oscurecer la realidad. Quieren sentar en el banquillo de los acusados a quienes están a favor de la verdad, de la justicia y combaten la impunidad.

Desprecian al Poder Judicial y fueron encubridores

Una parte importante de los generales siguen despreciando la Constitución y el sistema democrático republicano de gobierno. Se nota claramente al leer la Resolución de los Tribunales de Honor que juzgaron las conductas de los criminales  José Nino Gavazzo, Ricardo Maurente y Jorge “Pajarito” Silveira. El Honor de nuestras actuales Fuerzas Armadas acepta, sin ninguna molestia o malestar, las acciones que el conjunto de la sociedad uruguaya considera abominables y sancionables penal  y moralmente.

Es lo que surge en la interpretación que los generales que integraron dichos tribunales, Juan  Fajardo, Alfredo Erramún y José González, realizaron y realizan de las normas vigentes y de la doctrina de honor de las Fuerzas Armadas. La firma de los tres militares en las conclusiones amerita haber sido  pasados a retiro forma inmediata por el Presidente de la República y el pasaje a la justicia ordinaria por encubrimiento.

Lo mismo sucede con aquellos que integraron el Tribunal de Alzada. Demostraron ser absolutamente antidemocráticos, desconociendo las normas constitucionales. Revelaron una complicidad alarmante con los principales criminales de nuestro país, un desprecio absoluto por las decisiones del poder judicial.

Para los tres generales, torturar, asesinar y desaparecer ciudadanos, son conductas honrosas que no dañan ni  la moral ni el prestigio de la institución. Revelan un ideal de institución absolutamente contrario a las normas constitucionales vigentes y a la sensibilidad de la inmensa mayoría de la población. El Poder Ejecutivo hizo bien en pasarlos a retiro sin más, para afirmar las normas constitucionales y las normas de Derechos Humanos. Son indignos de permanecer como generales en actividad por su claro pronunciamiento golpista. Hemos apoyado su actuación sin cortapisas en una coyuntura histórica.

Guido Manini Ríos: un farsante

Las actas de los Tribunales de Honor han puesto claramente de manifiesto que mintió en forma contumaz. Fue indigno de ocupar el cargo que ostentó. Su informe al Presidente de la República presentando el resultado de la acción de los tribunales fue una puesta en escena con pretensiones políticas y objetivos estratégicos institucionales y personales.

Intentó  presentar a las Fuerzas Armadas como víctimas de los desmanes del poder judicial en una coyuntura en que  comienza el tratamiento parlamentario de la reforma de la Ley Orgánica militar. Dicha ley, vigente desde el año 1974, se basa precisamente en la doctrina de la seguridad militar y ha llevado a que Uruguay tenga fuerzas armadas hiperdimensionadas y que son una enorme carga fiscal.

El Gral ® Guido Manini Ríos quedó  al descubierto  como encubridor de un crimen atroz, y de otras atrocidades que han sido reveladas. Sus groseros insultos a las organizaciones que promovemos históricamente la causa de la justicia no evitarán su condena histórica.  La historia ya lo juzgó: un auténtico farsante con delirios de grandeza.

Más y mejor democracia

La institucionalidad democrática, el Estado de derecho, es una conquista histórica del pueblo uruguayo. No es gracias a las Fuerzas Armadas y a la generosidad del gobierno de Estados Unidos que nuestro pueblo tiene derecho a elegir a sus gobernantes y disfruta de libertades y derechos que se han expandido. El proyecto político institucional de las Fuerzas Armadas fue derrotado en el plebiscito de 1980. Es precisamente a pesar de ellos que tenemos democracia, asentada en el dolor y el sufrimiento de miles y miles de uruguayos que resistieron desde el 13 de junio de 1968 y levantaron la bandera de la libertad y de la democracia.

Como colectivo de ex presas y de ex presos políticos seguiremos demandando que sean sometidos a tribunales de honor y separados de las Fuerzas Armadas, todos los procesados y condenados por las graves violaciones a los DDHH. La implementación de la Resolución 60/147 de las Naciones Unidas es el estándar de calidad al respecto, en todos los planos.

Reiteramos nuestro apoyo a la decisión del Poder Ejecutivo de pasar a retiro a los integrantes de los Tribunales de Honor y del Tribunal de Alzada y apoyamos todas las iniciativas destinadas a una firme actuación del poder judicial. Es lo que corresponde para afirmar la democracia, las normas de DDHH y sentar las bases de un auténtico Nunca Más terrorismo de Estado.

Opinando N° 4 – Año 8 – Viernes 5 de abril de 2019

Uruguay: Inédita confesión de ex militares uruguayos.

“El estado debe hacer comparecer ante la justicia a todas las personas sospechosas de crímenes durante la dictadura” 

Luego de hacerse pública la confesión, el presidente de Uruguay ordenó el 1° de abril enviar a la Fiscalía General de la Nación los testimonios de tres ex militares condenados por crímenes cometidos durante la dictadura cívico-militar (1973-1985). Los mismos habían sido registrados por un tribunal de honor del Ejército.

En las declaraciones ante el tribunal, José Nino Gavazzo Pereira admitió que en 1973 arrojó el cuerpo del prisionero político Roberto Gomensoro al río Negro para hacerlo desaparecer. Por su parte, Jorge Silveira Quesada (alias Pajarito Silveira) indicó a Gavazzo como responsable de la muerte de Gomensoro y de Eduardo Pérez Silveira, así como de la desaparición forzada de María Claudia García de Gelman.

Ante esta confesión Amnistía Internacional demanda una vez más a las autoridades uruguayas que adopten de inmediato todas las medidades necesarias para llevar ante la justicia a todas las personas sospechosas de responsabilidad penal por crímenes de derecho internacional, incluidos los crímenes de lesa humanidad, sin importar en la fecha que fueron cometidos.

Amnistía Internacional recuerda al estado uruguayo, incluida la Suprema Corte de Justicia, que los crímenes de lesa humanidad son imprescriptibles, tal como lo establece la Convención sobre la Imprescriptibilidad de los Crímenes de Guerra y de Lesa Humanidad, de la que Uruguay es estado parte.

Uruguay debe saldar su deuda persistente con respecto a la verdad, la justicia y las garantías de no repetición de los crímenes del pasado, los que se encuentran impunes hasta el presente.

2.9.1.0
También podría gustarte

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More