NO me gusta PUIGDEMONT ni su partido

Publicidad

Ya comienzo a estar cansado de ver como se sobredimensiona la figura de quien fuera President de la Generalitat, el Sr. Puigdemont, hasta elevarlo a los altares patrios de la catalanidad. Reconozco públicamente que este supuesto mártir de ciertas élites y de un buen número de proletarios catalanes, aparentemente desconocedores de su clase y condición, a mí no me gusta, al igual que no me siento representado por sus actos y mucho menos por sus ideales; dejando al margen el no del todo justo ensañamiento de la maquinaria del estado, lo cual también ha ayudado a sobre dimensionar su figura retroalimentándola. Otra cosa es mi sentir y rechazo a la judicialización de todo lo acontecido a partir del 1-O y de quienes promovieron dicha consulta o referéndum y todo lo que vino después.

Recomiendo la lectura del artículo publicado por la Directa hace ya algún tiempo (12/01/2016), para conocer más sobre la figura de quien fuera President de la Generalitat en su etapa como alcalde de Girona. Artículo en cuyo subtítulo ya se puede leer: “El relleu d’Artur Mas al capdavant de la Generalitat ha governat Girona amb escassa sensibilitat social…”.

Directa.cat/El-fosc-llegat-de-l’alcalde-carles-puigdemont

Mis pocas simpatías hacia Carles Puigdemont, como se hace evidente, no son sólo un tema personal sino que en buena parte vienen motivadas por la animadversión que le tengo a su partido por un tema de ideario político y económico, llámese Convergència, PDECat o Neoliberalismo Europeista Procapitalista Antisocial de Catalunya –que es a fin de cuentas lo que son-.

Sigo pensando como proletario, socialista (en la verdadera acepción de la palabra) y dados mis ideales cada vez más anticapitalistas que cualquier proyecto político o constituyente de un nuevo sujeto territorial plenamente independiente del estado español promovido y encabezado por la burguesa derecha catalana en poco o nada beneficiará a una amplia mayoría de catalanas y catalanes. Al margen dejo mi respeto a los legítimos deseos y sentimientos de buena parte de los catalanes en reivindicar y trabajar por hacer realidad su anhelo independentista, aunque no lo comparta.

Los principios antisociales y neoliberales del partido de los mil nombres, para beneficio de unos pocos y perjuicio de muchos, y su manifiesta hipocresía, sin olvidar la pesada losa de la corrupción, es algo que está fuera de toda discusión haciendo un repaso a su trayectoria política tanto en Catalunya como a nivel estatal y los proyectos legislativos presentados, apoyados, aprobados o no desarrollados. Sea la famosa y criminal reforma laboral (RDL3/2012). La amnistía fiscal de Montoro (RDL 12/2012). El apoyo incondicional a la Ley Orgánica sobre la Estabilidad Presupuestaria (LO 2/2012), aprobada siguiendo los dictados de la UE tras la modificación del artículo 135 de la Constitución, y que representó por parte del estado renunciar a su soberanía económica a favor de los mercados y la UE incluso bajo la amenaza de intervenir a golpe del artículo 155 de C.E (¿les suena?) a las CC.AA que no cumpliesen con la estabilidad y el control del déficit. Ir de la mano del PP a la hora de decidir la constitución de la Mesa del Congreso, elegir las vicepresidencias, y permitir que la exministra de Fomento, Ana Pastor, se hiciera con la presidencia de la cámara. Apoyar el Decreto Ley de reforma de la estiba (RDL8/2017). Ser los impulsores, apoyados en este caso por la derecha española, de la nueva Ley de Desahucios Exprés. Así como un largo etcétera de apoyos y complicidades con el partido del Gobierno Central.

Pero aquí no queda la cosa pues también a la hora de juzgar quiénes y cómo son y se las gastan estos “Convergents” también podríamos recordar sus tropelías en el Parlament o en el Ayuntamiento de Barcelona donde intentaron arrebatarle la alcaldía a la Sra. Ada Colau negociando con el PP.

A la hora de exponer los puntos negros del partido del Sr. Puigdemont no hay necesidad de ir muy lejos, ni hablar de desfalcos millonarios, simplemente vasta con fijarse en simples detalles de leyes sociales aprobadas probablemente para satisfacer a sus socios de gobierno o como en un simple ejercicio de maquillaje, ya que tanto la Ley-ILP sobre la Pobreza Habitacional y Energética (Llei 24/2015) como las más reciente Ley-ILP sobre la Renda Ciutadana Garantida (Llei 14/2017) no han tenido el apoyo que debieran.

La Ley 24/2015, antes de ser cercenada por el Tribunal Constitucional, nunca fue dotada del presupuesto que permitiese su implantación, ni fue desarrollada. En cuanto a la Ley la Renda Garantida, tras un total secretismo sobre su implantación hemos sabido hace pocos días que sólo se han estimado un irrisorio 1,6% del total solicitado.

Tampoco me quisiera olvidar de la modificación de la Ley de Cooperativas Catalana (del 28 de marzo del 2017) la cual, tras más de un año, ni se está cumpliendo ni se está haciendo nada para obligar a su cumplimiento. A lo cual podríamos encontrarle una respuesta, sobre el porqué de esta poca voluntad de ir contra las empresas que se enriquecen con este fraude de ley en detrimento de miles de trabajadores, viendo los buenos contactos que tienen desde Convergència con las empresas del sector cárnico, como lo demuestra el fichaje del abogado Francesc Xavier Sánchez Vera, hombre de confianza de Artur Mas, como portavoz y asesor de uno de los más importantes grupos cárnicos del estado, famoso por enriquecerse usando falsas y esclavistas cooperativas que trabajan para sus mataderos.

Por último me gustaría recordar una vergonzosa votación llevada a cabo en el Parlament de Catalunya (10/07/2014) cuando la entonces CiU unía sus votos al PP, PSC y C’s para no dar apoyo a una iniciativa de ICV al derecho a la autodeterminación del pueblo palestino, kurdo y saharaui, lo que tal vez fuera motivado por las muy buenas relaciones que el partido del señor Puigdemont, así como él mismo, tenían y tienen con el régimen sionista de Israel.

MSNoferini

También podría gustarte

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More