Nicaragua: «We are Ready». Alemán se hace el Obama y se lanza a candidato para el 2011

El ex presidente Arnoldo Alemán, quien recientemente fue sobreseido de todos los delitos por los cuales había sido sentenciado a veinte años de cárcel, aceptó sentarse con los medios extranjeros acreditados en Nicaragua y contestar a las numerosas preguntas que le fueron dirigidas.

Mencionando repetidas veces al recién electo presidente norteamericano, Barack Obama, el ex presidente nicaragüense se declaró listo para enfrentarse a un nuevo reto: lanzarse a la candidatura presidencial para las elecciones del 2011.

"We are ready", dijo parafraseando el anuncio del presidente Obama durante la toma de posesión. "Han pasado siete años desde que me acusaron. Fueron momentos muy duros en que mi familia y yo sufrimos mucho, pero no hay plazo que no venza, ni deuda que no se pague, y ahora quiero vivir el presente. Estamos listos para enfrentarnos a lo que viene. Ahora que ya no hay chantajes ni pistola puesta en mi sien, puedo decirles a los nicaragüenses que si no me fui en la época dura del frentismo, ni cuando personas ingratas, que ayudamos a llegar al poder, nos obstaculizaron (en clara referencia al ex presidente Bolaños n.d.r.), mucho menos me voy a ir ahora: Por el contrario, estoy listo para lo que el partido decida. Soy un soldado del partido y es por eso que vamos a elecciones primarias con todos los que quieran participar, porque nuestro objetivo es sumar y no restar", dijo Alemàn.

Sin embargo, resulta casi imposible imaginar a alguien con la suficiente capacidad, personalidad y liderazgo para competir con el ex presidente en una elección primaria, y muchos menos al ex banquero Eduardo Montealegre y al ex vicepresidente José Rizo, ambos candidatos perdedores en las últimas elecciones presidenciales y municipales.

"El Plc -continuó el ex presidente- acaba de presentar un documento en que se deja sentado su compromiso en rechazar una reforma constitucional que incluya la reelección presidencial inmediata y el cambio del sistema político actual (presidencialismo). Por el contrario, queremos que se apruebe la Ley de Declaración de Nulidad de las elecciones municipales del 9 de noviembre, que se cree un Instituto de Cedulación con autonomía económica y funcional que administre de forma independiente la cedulación, que desaparezca el Consejo supremo electoral, Cse, y que se cree en su lugar un Instituto o Tribunal Electoral con el único objetivo de administrar las elecciones. Queremos además que se incremente el porcentaje mínimo de votos requeridos para adjudicar la presidencia de la República, pasando del 35 al 51 por ciento y que se establezca en la Ley Electoral la obligación clara y precisa de la observación electoral nacional e internacional", señaló.

Sin embargo, sobre estas declaraciones existen muchas dudas.

Si por un lado por primera vez el ex presidente Alemán y su partido declararon públicamente que no habrá negociación con el Fsln sobre temas como la reelección presidencial y el cambio de un sistema presidencialista a uno parlamentario, temas a los que está muy interesado el actual presidente Ortega, por el otro el Plc no tiene suficientes votos para poder desarrollar reformas constitucionales o introducir leyes de carácter constitucional. Sumando todos los votos, la oposición -Plc, Bd, Aln, Mrs y los diputados independientes- no llega a tener los 56 votos necesarios.

Es por eso que lo más probable es que, tarde o temprano, las dos fuerzas mayoritarias vuelvan a acercarse para iniciar una nueva y amplia negociación que incluya también a estas dos temas. Una primera prueba será el próximo año cuando la Asamblea Nacional tendrá que elegir con voto calificado a los nuevos magistrados de la Corte suprema de justicia, Csj, y de la Contraloría de la República.

Alemán abordó también el tema de la supuesta relación entre su sobreseimiento y la elección del sandinista René Núñez al cargo de presidente de la junta directiva del Parlamento nicaragüense.

Según el ex presidente, los dos hechos no estarían vinculados, pero las repetidas preguntas formuladas por la Lista Informativa "Nicaragua y más" y los otros periodistas de los medios extranjeros dejaron en claro que hubo algo parecido a un eufemístico "acuerdo necesario".

"No es cierto -dijo Alemán- y la prueba es que nadie dijo nada cuándo el tribunal de Atlanta, en los Estados Unidos, me declaró inocente y mandó a devolverme todo lo que habían embargado. La política -continuó- no es una cancha de tenis ni una mesa de ping pong, sino que se trata de inteligencia. Actuar y estar presente en el momento más oportuno. La verdad es un sola: me hicieron justicia y estoy libre. ¿Cómo? No lo sé, pero hubo la capacidad de escoger el momento, con inteligencia, aprovechando la coyuntura que nos favorecía a nosotros y que Nicaragua necesitaba.".

Alemàn dijo además que pidió un favor personal a Eliseo Núñez de la Aln, al diputado independiente Mario Valle y a Guillermo Osorno, aliado del Plc. "Les pido un favor personal. Y aunque se que tienen asegurado un cargo en la directiva, les pido que si de aquí al viernes no se ha producido mi sobreseimiento definitivo del juicio injusto en mi contra, no asistan a la sesión del viernes".
Hasta el momento nadie desmintió estas declaraciones.

Durante la entrevista, el ex presidente acusó al ex banquero y candidato perdedor en Managua en las elecciones de noviembre pasado, Eduardo Montealegre, de haber boicoteado las negociaciones que supuestamente iban a fortalecer la unidad del "liberalismo" en Nicaragua y entregarían el control de la junta directiva del Parlamento a esa fuerza.

Pero las acusaciones fueron más allá, en un claro intento de retomar el control de su partido y sacudirse de encima la sombra del ex candidato de Managua, que en este momento se encuentra entre la espada y la pared. Sin partido, con una bancada que se cae en pedazo, con dos derrotas electorales y el escándalo de los Cenis que lo apremia.
Según Alemán, el ex banquero planeó sembrar el caos en el país a través de una campaña mediática repleta de falsedades, con el objetivo de convencer que era él la única persona con la que tenía que negociar el presidente Ortega para que el país no se derrumbara.

En una entrevista publicada por "Trinchera de la noticia", el ex presidente Alemán reveló los detalles de la negociación que llevó a la elección de la nueva junta directiva del Parlamento, acusando al mismo tiempo a Montealegre de haber planeado en contra de la unidad liberal.

"Según Núñez Morales -escribe el boletín del Plc "Trinchera de la Noticia"- lo que convenía a la oposición era hundir la economía, estimular los factores para que el régimen orteguista perdiese los hilos que sostenían su programa económico, como estadio previo a su derrumbe.
Montealegre aprobó esa estrategia que por demás ya estaba en marcha. De hecho era una corriente de pensamiento que había permeado en el contorno del dirigente de ese movimiento: quebrar la economía nacional para botar a Ortega.
Esa misma tarde, el vocero eduardista Santiago Aburto, desde su programa de Radio Corporación, desató una ola de especulaciones que sembró el caos en parte del mercado y entre los ahorrantes, tuvo un duro impacto en la banca privada y en el ya sombrío ánimo de los inversionistas nacionales y extranjeros. En su programa de dos horas anunció que el plan económico del gobierno incluía la devaluación de la moneda, el "corralito" para los ahorrantes, el aumento del encaje legal para los bancos, el cierre de las ventanillas para los exportadores e importadores, entre otras medidas.
La mañana de ese mismo día -continúa la nota-, Montealegre y otros de sus asesores, habían hecho la "cama" en el programa de Jaime Arellano, en la misma estación radial, pronosticando un caos para la economía del 2009 y pidiendo al pueblo que saliera a las calles a protestar contra el régimen.
La campaña duró casi toda la semana. Para el día martes 13 y miércoles 14, la fuga de los depósitos era de más de un millón de dólares diarios. Unos 20 millones de dólares se fueron en menos de una semana. Las empresas extranjeras y nacionales enviaron mucho más dinero a plazas como Miami, Panamá, Guatemala y Costa Rica. El plan de derrumbar al gobierno, derrumbando la economía, estaba en marcha. Pero no por mucho tiempo".
NOTICIAS ANTICAPITALISTAS