Nicaragua. 7 días después de las elecciones.

Una vez publicados, por el CSE, los resultados preliminares de las elecciones realizadas el pasado 9 de Noviembre, los datos no difieren demasiado de los resultados provisionales preliminares. Queda abierto un periodo hasta el 17 de Noviembre para que los partidos puedan solicitar un reconteo aritmético de actas, ya que las impugnaciones al resultado de las actas deberían haber sido hechas en los días anteriores.

Hasta el momento, el FSLN tendría 103 localidades (entre ellas Managua y 11 cabeceras departamentales más), el PLC 39 municipios (entre ellos 4 cabeceras departamentales) y ALN 4 municipios.

Algunas de las impresiones (personales) de los resultados son las siguientes.

1.Mitos que caen.

Diferentes analistas han publicado, dese haces años, que el techo electoral del FSLN estaba alrededor del 40% de la población (este también es un argumento para los que ahora gritan fraude). Para ello se han basado en datos de anteriores elecciones, y han supuesto que el comportamiento de la población es estático. Se dice que el electorado del FSLN es fiel, que siempre acude a votar, pero que el mensaje del FSLN no llega al resto de la población. En parte es cierto, difícilmente un simpatizante del FSLN va a votar al PLC, pero no al revés. Si observamos la política de alianzas del FSLN, durante los últimos 8 años empezó el acercamiento a sectores nicaragüenses que no participaban de la idea de un partido dependiente de la voluntad de los USA y que buscaban un desarrollo nacional. Se inició con la Convergencia Nacional en el año 2000 y siguió con la Alianza Unida, Nicaragua Triunfa del año 2006. Durante este periodo diferentes sectores liberales se han adherido a estos postulados.

Asimismo, durante estos dos últimos años, la política del Gobierno de apoyar las zonas rurales más empobrecidas mediante programas cómo Hambre Cero, Usura Cero, Casas para el Pueblo,… han contribuido a que los “olvidados” vean el futuro de una forma diferente.

A modo de ejemplo, el corredor central de Nicaragua (Nueva Segovia, Jinotega, Matagalpa, Boaco), departamentos donde tradicionalmente ganaba el PLC, por donde las fuerzas de la Contra entraban en los años 80 y disponían de una importante base social, el FSLN ha incrementado de forma importante su apoyo. En algunos lugares aún ha perdido (por ejemplo Waslala, donde pasa de unos 400 a más de 6.000 votos) pero en otros ya consolida su posición.

Otro mito que cae es que el FSLN nunca podría ganar a la derecha unida. En las elecciones del 1990, el FSLN perdió ante la UNO; y las victorias en las municipales 2004 (donde la derecha estaba dividida entre el PLC y APRE) y en las presidenciales del 2006 (donde estaba dividida entre el PLC y la ALN) eran la prueba de este mito. En estas municipales la cuádruple alianza PLC-Vamos Con Eduardo-MRS-Partido Conservador no ha conseguido arrebatar el triunfo al FSLN. Aún sumándole los votos de los otros partidos (ALN, PRN, AC) a esta cuádruple alianza, la victoria sigue siendo para el FSLN.

Otro mito caído es que un representante de las familias ilustres del país (un Montealegre), con toda la derecha unida, con el apoyo de los principales medios de comunicación, no pueda ganar a un exboxeador que nació en los barrios pobres de Managua. Aún se nota en Nicaragua el trato “respetuoso” que se da a personas con determinados apellidos. Estas familias, cada vez con menos importancia económica, habitualmente emparentadas entre ellas,siguen siendo un referente para parte de la población, esta imagen ha quedado seriamente debilitada con la nueva derrota de Montealegre.

Y por último, la independencia de los medios de comunicación. La polarización ya había llegado a los medios antes del domingo, pero a raíz de estas elecciones se han destapado. El imperio mediático Chamorro (La Prensa – El Nuevo Diario – Canal 2 – Confidencial) ha optado por defender los intereses del PLC en su ansia de desgastar al Gobierno y a difundir noticias, cómo mínimo tendenciosas por no decir sólo falsas. Por otra parte, los medios sandinistas (básicamente portales electrónicos por Internet, algunas radios y el Canal 4), si bien los dos primeros días después del domingo solo estaban informando de la victoria desde su visión parcial, a partir del tercer día empezaron ya a proclamar la idea de que “si nos provocan, nos encontrarán”.

Cómo ejemplo de falsedad, podemos informar que El Nuevo Diario, conocido por sus tendencias amarillistas, ha publicado, cómo mínimo, dos noticiasinventadas para, ami juicio, provocar altercados. Informó que en los “ataques” de los sandinistas a la caravana liberal el lunes día 10, habían dos simpatizantes liberales muertos de bala (entre ellos una niña de ocho años). Noticia falsa, el ataque fue de los liberales a los puestos de los vendedores informales de la zona del Zumen, porque estaban decorados con símbolos sandinistas. El único herido grave fue un vende agua, simpatizante sandinista. El otro ejemplo, titular del día 10: “sandinistas cuentan solos”, nueva falsedad, el periodista William Grynsby informó, con nombres, apellidos y número de cédula, de los 10 fiscales del PLC que estaban en la sala de cómputos.

2.Ganadores y perdedores.

Desde el punto de vista exclusivamente político partidario, el FSLN es el claro ganador de las elecciones. Más del 50% de los votos son para este partido. Aún así, dentro del FSLN se puede habar que los ganadores principales son los de la zona rural y Managua. En otras ciudades principales, el crecimiento es menos espectacular, o bien se retrocede, como en Granada y Jinotega.Puede ser debido a varias causas, las ciudades no han estado tan “privilegiadas” como el campo en proyectos sociales y productivos; candidatos no adecuados; en las ciudades es donde se concentra el poder mediático Chamorro, y también parte del electorado del MRS pasó a votar por la derecha.

Desde otro punto de vista, el FSLN recupera algunos cuadros que se habían ido hacia el MRS (en Estelí y León dirigentes del MRS hicieron campaña a favor del Frente) disconformes con el giro definitivo a la derecha de la dirigencia de ese partido.

Sin poderse considerar perdedor, está el Partido de la Resistencia Nicaragüense (los antiguos contras), mantienen su apoyo habitual de unos 20.000 votos, realmente meritorio teniendo en cuenta que una parte del partido se fue al PLC y otra al FSLN.

Otro perdedor claro es ALN, con la fuga de Montealegre al PLC perdieron mucha proyección pública. Obtienen 4 alcaldías y queda fuerte en estas ciudades. Es un partido del que se debe estar pendiente, pues dispone de varios diputados en la Asamblea Nacional y será indispensable para la gobernabilidad del país. De Alternativa por el Cambio (de tendencia evangelista) no vale la pena hablar, sí tuvo en su momento importancia pero ahora está prácticamente desparecido.

Y por último, la coalición de derechas, PLC-Vamos con Eduardo-MRS-PC.

Hay diferentes grados de derrota. Para el MRS es una derrota que puede acabar con la disolución real del partido. A la perdida de cuadros ya mencionada, hay que sumarle que otra parte de la coalición formada en el 2006 (el Movimiento por el Rescate del Sandinismo) pidió el voto nulo para estas elecciones, disconforme con la entrega del partido a Eduardo Montealegre. Es previsible una ruptura de esta coalición en dos sectores.

El gran derrotado es Eduardo Montealegre y el proyecto de la embajada USA, y el derrotado (pero menos) es Arnoldo Alemán y el PLC.

Para Montealegre es el fin de su carrera política, perdió las presidenciales en el 2006 y la Alcaldía de Managua ahora (que sólo le era necesaria como trampolín para las presidenciales del 2011), acosado por juicios como el caso CENIS o injurias al economista Néstor Avendaño (por el mismo caso), su huida hacia delante le obliga a declarar las elecciones municipales en todo el país como fraude, actuando más como líder del PLC que como candidato a Alcalde.

En este punto hay que destacar la actitud de Arnoldo Alemán, reo por corrupción y el máximo dirigente del PLC.Su apuesta fue y es que Montealegre no sea alcalde de Managua, ya que sería un rival dentro del partido, para su candidatura a presidente el año 2011. La actitud que sostuvieron altos dirigentes del PLC (incluido el mismo Alemán),así como la de sus magistrados en el CSE, fue distanciarse de Montealegre durante los primeros días, posteriormente, ante la magnitud de la derrota a nivel nacional, su posición es más beligerante, no reconociendo el resultado global, pero no haciendo una causa principal el resultado en Managua. Los mismo magistrados del PLC en el CSE han abonado los resultados de Managua cómo correctos.

Asimismo, empiezan a aparecer interrogantes ¿Por qué Montealegre hizo campaña por todo el país en lugar de centrarse en Managua? Parecía una campaña presidencial, lo que no gustó a Alemán, y al mismo tiempo le permite tener un “chivo expiatorio” de la derrota ¿Quién suministró las actas a Montealegre?Una denuncia para alegar fraude fue que los fiscales del PLC habían sido expulsados de las JRV, entonces ¿Cómo obtuvieron las actas? Y estas actas ¿son las verdaderas? Dejo las preguntas en el aire para esperar alguna respuesta por parte del PLC.

3.Repercusiones

Ya el propio domingo, a las 6 y media de la tarde, el PLC anunció que ganaban por un 18% de los votos en Managua, ahora se conforman con tener un 5 % mas de votos que Alexis. El plan ya estaba diseñado desde hace meses, primero denunciar al CSEpor “sandinista” (olvidando que 4 de sus siete magistrados fueron nombrados por el PLC, incluido el presidente), después denunciando la falta de observadores internacionales (los 120 observadores internacionales del CEELA y el protocolo de Tykal que asistieron no cuentan), luego manipulación de actas, mas tarde aparición de boletas electorales. Poco a poco fueron creando un ambiente de deslegitimación de las elecciones, en el cual también participaron previamente declaraciones de la embajada USA y de algunas embajadas europeas.

Apenas el lunes por la noche, Montealegre empezó su recorrido por el Consejo Superior de la Empresa Privada (COSEP), la Conferencia Episcopal Nicaragüense (CEN), la embajada USA y embajadas europeas para denunciar el “fraude”. Y poco a poco se han ido posicionando, el COSEP y la CEN piden recuento de actas. La embajada USA anuncia que deberá replantearse la ayuda USA a Nicaragua, lo mismo en alguna embajada Europea. El Secretario General de la OEA (más preocupado por su posible candidatura a la presidencia de Chile) también pide revisar las elecciones.

Frente a esta posición, en una declaración conjunta, los países del ALBA denuncian la injerencia USA en las elecciones nicaragüenses y exigen respeto al resultado de las elecciones. Asimismo han convocado a una reunión de la OEA (apara el próximo martes) para denunciar las injerencias USA y las declaraciones del Secretario General. Sin duda, estos países prevén que el guión establecido para Nicaragua va a aplicarse la próxima semana en Venezuela y en Diciembre en Bolivia.

4.Perspectivas

Varias posibilidades se abren en un futuro inmediato.

A nivel internacional dudo que la ingerencia USA pase a más que simples declaraciones, creo que quedará pendiente hasta el cambio de administración. Además, tanto Europa como USA están demasiado preocupadas por la crisis económica mundial y la probable quiebra de los USA. La injerencia en Nicaragua no es por el país en sí, sino por su implicación en el proyecto del ALBA (al cual se sumó hace poco Honduras y espero que el próximo año El Salvador, tras el previsible triunfo del FMLN), la desestabilización es para todo el proyecto, no solo para Nicaragua, por lo que pienso que ahora trasladaran sus “argumentos” hacia Venezuela y Bolivia. La consolidación del ALBA, en un momento de crisis económica, debe contribuir a la estabilización económica de Nicaragua y permitir más avances en los programas del gobierno.

A nivel interno,destacar que la jerarquía católica se ha dividido. La “luna de miel” con el gobierno se acabó. Hay dos sectores enfrentados, el reaccionario encabezado por prácticamente toda la Conferencia Episcopal Nicaragüense, presidida por Leopoldo Brenes, y otro (al cual no calificaría de progresista sino de dialogante) con el cardenal Obando al frente.

Y en cuanto a opciones políticas, quizás la más probable sea que Alemán tome el control completo del PLC, desplazando a Montealegre y aliados. Esta sería una explicación a la ola de violencia que ha desatado el PLC. Después del resultado de las elecciones, el PLC ha quedado debilitado y Alemán necesita recuperar fuerzas para negociar con el FSLN la posibilidad de poderse presentar de nuevo como candidato a presidente del país. En este contexto podríamos ubicar las amenazas de paralizar el estado (no asistiendo a las instituciones que el PLC controla), no aprobar el presupuesto para el 2009, y legislar una ley marco para anular las elecciones municipales. Asimismo, el FSLN (del cual recordemos que no tiene la mayoría de votos en la Asamblea Nacional) debe negociar lo anteriormente descrito, además de unas reformas constitucionales. Los votos del FSLN, ALN y bancada independiente no llegan a la mayoría necesaria para realizar estas reformas y establecer leyes.

En este caso, la desaparición política de Montealegre y del proyecto actual de los USA, representaría crear un nuevo proyecto “democrático” entre Vamos con Eduardo y la dirección actual del MRS, para el cual ya suena un candidato a presidente: Carlos Fernando Chamorro, periodista “perseguido” por el gobierno actual, cercano al MRS, de pasado sandinista pero muy bien visto por gobiernos europeos, hijo de Pedro Joaquín Chamorro (asesinado por Somoza) y Violeta Barrios (presidenta neoliberal del 1990 al 1996), cuñado de Edmundo Jarquín (MRS), pariente d los directivos de La Prensa y el Nuevo Diario y presidente de una o­nG.

La posibilidad que Montealegre consiga el control del PLC es prácticamente descartable. El PLC fue fundado por Alemán, sus estructuras son fieles a él, y un intento similar hace tres años significó la ruptura del PLC y la formación de ALN. En el caso hipotético que Montealegre consiguiera la mayoría en el PLC, no dudo que se produciría una escisión del sector de Alemán, el cual sigue aún considerando a Montealegre un traidor.

Como apunte final, por primera vez en Nicaragua se han realizado elecciones sin miedo en el ambiente (1990: acabada la guerra; 1996: amenazas de vuelta ala guerra si ganaba el FSLN; 2001: a los tres meses del derribo de las torres gemelas y denuncias al FSLN cómo terrorista; 2004 municipales: Abierto injerencismo de la embajada USA con la creación del APRE; 2006: amenaza de parar las remesas USA si ganaba el FSLN). Se ha comprobado como en estas elecciones se ha consolidado la posición de rechazo a 16 años de gobiernos neoliberales ya que, sin ser el gobierno del FSLN, una ruptura total con el pasado, sirepresenta un proceso de cambios gradualesen el sistema socioeconómico nicaragüense. Quedan 3 años para las próximas elecciones, si el proyecto nicaragüense se consolida (dentro del marco del ALBA) el cambio ya puede ser irreversible. Habrá dudas y errores, a los cuales se debe criticar, y proponer alternativas, pero nunca la alternativa puede ser volver al modelo anterior.

NOTA FINAL: una vez redactado e intentado estructurar lo anterior, la actualidad del día de hoy impone un breve resumen.

Eduardo Montealegre convocó una marcha contra el “fraude” hoy domingo en León, y el martes en Managua. Hoy, una columna de varios vehículos salió de Managua hacia León, dirigida por Eduardo Montealegre, Quiñones y Edmundo Jarquín. Sus simpatizantes blandían poderosos argumentos contra el fraude: barras, piedras y bates de béisbol (se han agotado los bates en el Huembes). Se han encontrado con tranques de simpatizantes del FSLN en Nagarote, después de una pelea, la marcha ha vuelto a Managua. Hay tranques del FSLN en Telica, La Paz Centro y Posoltega para impedir que los derechistas no leoneses accedan a la ciudad. Veremos cual va a ser la presencia en esta marcha con los propios simpatizantes liberales leoneses.

Curiosamente, en la noticia de El Nuevo Diario solo habla de agresiones sandinistas, detallando su “armamento”, pero dos horas mas tarde, cuando dos de sus periodistas son agredidos dentro de la casa de campaña “Vamos con Eduardo” la descripción de los simpatizantes liberales cambia completamente, de “agredidos” a“fuerzas de choque”

Copia textual. “La agresión ocurrió propiamente en el interior de la sede del Movimiento “Vamos con Eduardo”, cuando el fotógrafo Manuel Esquivel tomaba fotografías de los simpatizantes liberales que portaban morteros, piedras, palos y machetes.”

“Posteriormente, varios de los miembros de las fuerzas de choque de Montealegre encapuchados y armados de palos y morteros empujaron al periodista y al fotógrafo hasta el portón de la sede partidaria, por lo que el equipo periodístico optó por retirarse del lugar.”

Rápidamente cambia el libro de estilo de “El Nuevo Diario”

NOTICIAS ANTICAPITALISTAS