Publicado en: 18 abril, 2019

Nación Andaluza contra el plan de Red Eléctrica Española de construir una red de transporte de energía en la Alpujarra

Por La Otra Andalucia

Basta de colonialismo españolista, protejamos lo que es nuestro. 

¡Por una Andalucía Libre y verde! 

La red entre Almería y Granada atravesaría el Valle de Lecrín, espacio protegido, con torres de 80 metros de altura por 250 m2 de base, destruyendo fauna y flora, poniendo en peligro el patrimonio local y con consecuencias para la salud de las habitantes. Este proyecto, además, incumple varias normativas impunemente, no cuenta con los estudios mínimos requeridos y es incompatible con todos los modelos de desarrollo y sostenibilidad de la comarca. Actualmente la red existente tiene un amplio superávit con respecto a las necesidades de consumo, lo que no justifica en modo alguno nuevas construcciones de este tipo, ni en espacio protegido ni en ningún lugar de Andalucía.

Sin embargo, parece que esto no es suficiente para que ni la reaccionaria y rapaz Junta de Andalucía ponga por delante los intereses de las andaluzas a los del capital y el neoliberalismo. Andalucía sigue siendo una simple colonia, para expoliar sus recursos y poner las industrias más contaminantes, envenenando un patrimonio único e irrecuperable si prosiguen con estas acciones. Ya se nos ha condenado a vivir con algunos de los contaminantes más tóxicos que el estado español nos ha impuesto: Las balsas de fosfoyesos de Huelva, el cementerio nuclear de El Cabril, el depósito de residuos industriales peligrosos de Nerva, radiaciones de uranio en Andújar. Andalucía cuenta con un escalofriante historial de situaciones peligrosas, que además nunca se han tratado o se han hecho incorrectamente, como el Lago de la Poza de Guzmán, el vertido de Aznalcóllar o la contaminación radioactiva de Palomares. Todo esto ha repercutido en que las andaluzas tenemos una esperanza de vida de hasta 4 años menos con respecto a las madrileñas.

Los planes actuales de los gobiernos españolistas y capitalistas, tanto en la Junta como en la Moncloa, han dejado claro que van a terminar de esquilmar los últimos territorios naturales de Andalucía, desde Doñana hasta Cabo de Gata, en pos de cualquier beneficio económico que puedan obtener a título personal, destruyendo no sólo la tierra, sino cualquier oportunidad para que la clase obrera pueda explotarla de manera responsable.

Desde Nación Andaluza denunciamos esta invasión y menosprecio a nuestra gente, esta destrucción del patrimonio natural y de los recursos que tenemos, esta pérdida de calidad de vida de nuestras gentes. No nos quedaremos de brazos cruzados mientras se vende nuestra vida, nuestra tierra al mejor postor.

Basta de colonialismo españolista, protejamos lo que es nuestro.

¡Por una Andalucía Libre y verde!

Asambleas locales de Nación Andaluza en Granada, Motril y Almería.

Andalucía, a 15 de abril de 2019

http://laotraandalucia.org/?p=32818

COLABORA CON KAOS