Maniobras militares en tiempos de coronavirus

Publicidad

Afirmar que la inteligencia militar es un oxímoron[1] no es un insulto es una evidencia. La noticia la dio Manlio Dinucci desde las páginas del  ill Manifiesto hace unas semanas. 30000 soldados norteamericanos están desembarcando desde comienzos de mes en cuatro países europeos (Bélgica, Alemania, Letonia y estonia). Su objetivo: desarrollar las mayores maniobras militares desde la Guerra Fria[2], el territorio: el suelo que según fantasean militares estadounidenses será el campo de batalla ente la OTAN y Rusia. A estas tropas se les unirán 10000 efectivos acantonados en Europa y otros 7000 aportados por los países de la UE. También se ponen a disposición del complejo militar parte de los recursos sanitarios civiles ahora desbordados por la Pandemia y contarán con el apoyo necesario de decenas de miles de civiles movilizados para la ocasión. Las tropas se moverán a través de 4000 km de vías y realizaran ejercicios en 10 países, sólo en Polonia se han habilitado doce zonas de maniobras; en ese país serán enviados 16000 efectivos y más de 2500 vehículos de combate. La única referencia que se hace al problema de la pandemia en Europa por parte de la OTAN es del tipo: “tenemos el coronavirus vigilado” o “nuestras fuerzas están saludables”.

La tensión militar en el continente ha escalado nuevamente. El biólogo ruso y ex miembro de la comisión de Armas Químicas y Biológicas de las NNUU el científico  Igor Nikulin, a comienzos de marzo, afirmaba que el COVI-19 había sido diseñado en laboratorios estadunidenses.[3] Según este investigador EUU intentó, aunque sin éxito, crear un virus específico contra Rusia hace más de 20 años. Posteriormente lo intentaron contra la población china, aunque cosecharon una nueva derrota. Vistos los sucesivos fracasos en la guerra comercial para desestabilizar al gigante asiático y que la ”revolución de los colores” en Hong Kong  es también un fracaso; EEUU se decidió a hundir la economía China con la epidemia. Los informes sobre la autoría estadunidense se multiplican en la medida que pasan las horas. El canal TV Asahi Corporation de Japón también se hacía eco de esas informaciones. El día 12 era la cancillería china, de exteriores y su portavoz Zhao Lijian [4]el que obviando las formas diplomáticas señalaba directamente al ejército norteamericano. Acusaba al Pentágono de diseminar la epidemia por la región de Wuhan. Washington reaccionaba el 13 llamando a consultas al embajador chino. Según el gobierno chino

en octubre del 2019 un grupo de atletas militares estadounidenses (369 en total de los que sólo participaron 172 en las pruebas) compitieron a un evento deportivo en Wuhan, que como sabemos fue el epicentro de la epidemia. La actuación de los atletas militares norteamericanos fue tan lamentable que obtuvieron el apodo de “soldados de soja” por parte de otras delegaciones. El gobierno chino sospecha que los resultados tan pobres de las pruebas atléticas tenía su origen en que la delegación estaba para “otras cosas” y no para competir[5]. El 28 de octubre el equipo militar volvía a EEUU, dos semanas más tarde (comienzos de noviembre) la epidemia hacía su aparición.  Los chinos a pesar de todos los esfuerzos realizados no pudieron encontrar al “paciente cero”. A la tesis de la diseminación del virus se sumaron las declaraciones del ex primer ministro de Malasia, y el general en jefe de la Guadia Revolucinaria iraní. Estas tesis pudieran parece “conspiranoides”  aunque las cancillerías rusas y chinas tienen fama internacional de ser especialmente formales en aspectos de política internacional. No es el caso de Donald Tump.

La acusación china ente otras adoptó como prueba de cargo las declaraciones de altos cargos de la propia administración estadounidenses que parecen acreditar esta versión.  Robert Redfield el director de los Centros para el Control y la Prevención de enfermedades (CDC) de EEUU, confirmaba en una reunión con la Cámara de Representantes en Washington que varios fallecimientos diagnosticados como Gripe común en noviembre y diciembre en EEUU en realidad habían fallecido por el COVID-19; el director del CDC afirmó: “algunos casos que fueron diagnosticados previamente como gripe en los Estados Unidos fueron en realidad COVID-19”. En la misma línea Philip Giraldi, otro antiguo funcionario de la CIA y actualmente columnista especializado en guerra biológica, acusó a EEUU e Israel de crear y expandir el virus.

Mientas el pánico recorre Europa, la supuesta Unidad Europea recibe otro enorme mazazo. Sus vergüenzas han quedado nuevamente al desnudo. Cada gobierno actúa sin coordinarse con los demás. Cada político sólo aspira a salvar su propio mandato. En los próximos días la mayor parte del continente vivirá un escenario de guerra bacteriológica, con los ejércitos de ocupación de la OTAN desplegados en el territorio y la población civil confinada. Es, y no es fruto de una teoría conspiranoide, un ensayo general con todo. Curiosamente las maniobras cuya finalización está prevista para mayo o junio apuntan a un enemigo común: Rusia, precisamente cuanto este país celebra el 75 aniversario de su victoria sobre la Alemania Fascista.

El 4 y 5 de marzo se reunieron los ministros de Defensa de los 27 países miembros de la Unión Europea ‎(22 miembros están en la OTAN) y estudiaron no como ayudar a controlar el coronavirus , si no como favorecer la “movilidad militar” aunque se restrinja, como así se hará, los movimientos de la población civil en los próximas días. La sección del ejército norteamericano afincado en el continente denominada  US Army Europe ha impuesto una «Zona Schengen militar»; los civiles no podrá transitar por las carreteras europeas sólo lo podrán hacer los tanques.

Las maniobras son extraordinariamente caras para el presupuesto comunitario. En febrero del 2018 el Parlamento Europeo, estudió un documento titulado “Plan de Acción sobre la Movilidad Militar”, y que finalmente aprobó una dotación de 30000 millones de euros para remodelar aquellas infraestructuras viarias: puentes, líneas férreas, o carreteras que no puedan soportar el peso de los monstruosos tanques M-1 Abrans (70 tm) con blindajes de uranio empobrecido y la variada parafernalia que los acompaña. De esta forma si un puente no puede soportar el peso de una columna blindada, habrá de ser remodelado o reconstruido. Las líneas de comunicación en Europa serán puestas a prueba. Los miles  de efectivos militares circularán libremente. El 6 de marzo se produjo una imagen ciertamente curiosa: en Baviera, donde se detectó el primer caso europeo de coronavirus, los representantes alemanes daban la mano y besaban a decenas de soldados  norteamericanos que descendían de los aviones militares. En este momento ya se ha detectado el primer caso de contagio en el cuartel general de la OTAN en Bruselas.

Todo apunta a que no habrá una única oleada epidemiologia, habrán aceleraciones, puntas y valles en las curvas de afectados.  La dispersión de tantos miles de soldados es una pésima noticia para los sistemas europeos de salud, ya enormemente mermados por la privatización y los recortes que han sufrido durante años .Mientras Donald Trump prohíbe la entrada en su país de visitantes europeos, nosotros hemos de aceptar que miles de soldados sin medidas profilácticas, se muevan libremente por nuestras carreteras. ¿Y qué hace la Unión Europea?: Mira al techo, se tapa la boca, se cubre los ojos y se atasca los oídos.


[1] Real Academia Española: Combinación, en una misma estructura sintáctica, de dos palabras o expresiones de significado opuesto que originan un nuevo sentido, como en un silencio atronador.

[2] Defender Europa 2020 se denomina el ejercicio.

[3] https://www.hispantv.com/noticias/rusia/451473/coronavirus-arma-biologica-eeuu

[4] https://southfront.org/china-accuses-us-military-of-coronavirus-outbreak/

[5] Po cierto en el ranking de medallas los españoles quedaron los últimos tras Ruanda, Pakistán y Luxemburgo que no tiene ejército.

Fuente

 

 

También podría gustarte

Los comentarios están cerrados.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More