Madrid: Una desalojo, una ocupación!! Recuperado CSO Casablanca, ahora CSO magerit

 una imagen vale más que mil palabras. «un desalojo otra ocup... on Twitpic

Así lo informaba el diario Público hace instantes:

Ya no es «Casablanca», pero vuelve a estar habitado. El Centro Social Ocupado del barrio madrileño de Lavapiés, donde el 15-M había instalado su Biblio-Sol y el Archivo del movimiento, ha sido recuperado hoy por un grupo de personas que se ha rebelado contra el desalojo que sufrieron hace unas semanas.

El pasado 19 de septiembre la Policía Nacional rompió el encanto del edificio que, durante dos años, había servido como sede de actividades culturales y sociales, aunque nunca como vivienda. Pero esta tarde, los manifestantes que acudieron a una concentración en protesta por el desalojo, se encontraron con una grata sorpresa. El centro, su centro, volvía a estar ocupado. 

Unas 200 personas celebraron la buena noticia frente al espacio situado en el número 23 de la calle Santa Isabel, siempre en presencia de la Policía. Dentro, los nuevos «ocupas» han desplegado una pancarta en la que han rebautizado el local como CSOA Magerit, en honor a un centro para personas discapacitadas que corrió el riesgo de desalojo bajo el mando de Esperanza Aguirre.

Con esta nueva ocupación, la misma asamblea de Lavapiés pretende continuar haciendo lo que hacía hasta el momento, servir de lugar de encuentro para movimientos sociales como 15-M o el movimiento estudiantil, para llevar a cabo talleres, charlas y exposiciones.

Desde las ventanas del edificio, poco después de las 19:00 horas, se asomaban varias personas a saludar a la concentración que acababa de llegar desde la Plaza Lavapiés y que había sido convocada por BiblioSol y Archivo 15-M.

«Queremos una alternativa a este mundo cada vez más inhabitable», explicaron 

Al poco tiempo, mientras los okupas desde las ventanas y los concentrados desde la calle gritaban lemas como “Un desalojo, la misma ocupación”, han llegado varias furgonas de la UIP, los antidisturbios, que se han desplegado alrededor del edificio. En ese momento, los concentrados se han colocado delante de las puertas. Tras un rato de tensión, la Policía se marchado.

«Las razones que nos han llevado a elegir este lugar tienen que ver con la situación que vivimos actualmente. La crisis económica en la que nos encontramos ha sido motiva en gran medida por la codicia de quienes están jugando con nuestras vidas”, declara la asamblea de okupas en el comunicado que han lanzado desde las ventanas. Así, agregan que “al liberar este espacio de la especulación, queremos poder construir en él, junto a mucha gente, una alternativa a este mundo cada vez más inhabitable”, concluyeron.

NOTICIAS ANTICAPITALISTAS