Los trabajadores de Coca-Cola cargan contra el PSOE por la petición de cárcel para dos compañeros

Publicidad

Los trabajadores de Coca-Cola han puesto en su punto de mira al PSOE. Todo comenzó hace año y medio cuando los socialistas no cumplieron una promesa a los conocidos ‘espartanos’ en un Pleno en Leganés. La abstención de cinco de los ocho concejales que tenía el partido en la anterior legislatura, incluida la del exalcalde de la localidad, Rafael Gómez Montoya, permitió la ampliación del polígono de Legatec. Ampliación no abalada por los trabajadores de la fábrica fuenlabreña asegurando que Coca-Cola Iberian Partners, gracias a la iniciativa, instalaría una plataforma logística y distribuidora que “podría suponer la no reapertura de la planta de Coca-Cola en Fuenlabrada”.

Una advertencia de los ‘espartanos’ que recogió el PSOE de Leganés en los contactos previos al Pleno y que, una vez llegada la hora de la votación, se saltó con las cinco abstenciones. Decisión que llevó a Tomás Gómez, por ese entonces líder del PSM, a expedientar a los cinco concejales.

Pero el conflicto no finalizó con la emisión del voto: dos representantes de la plantilla de Coca-Cola estuvieron presente en el Ayuntamiento de Leganés en el momento de la decisión para protestar por la aprobación de la ampliación. Una acción que terminó con la Policía Municipal desalojando a los trabajadores.

A partir de ese momento, los problemas para los representantes de los trabajadores se multiplicaron. Gómez Montoya, hoy diputado socialista en la Asamblea de Madrid, y un policía local presentaron una denuncia por presuntas agresiones y amenazas contra los dos ‘espartanos’ que estuvieron presentes en el Pleno. Una serie de acusaciones que el portavoz del Comité de Empresa de la antigua fábrica embotelladora, Juan Carlos Asenjo, sigue calificando de “falsas” y de “montaje”.

Querella por la que la Fiscalía pide una pena de seis años de prisión para uno de los trabajadores y de dos para otro. Valoración inaceptable para los ‘espartanos’ que han intensificado su lucha contra el PSOE en el último acto de la formación en Fuenlabrada, localidad donde ha estallado el conflicto laboral entre trabajadores y Coca-Cola Iberian Partners.

Esta semana Pedro Sánchez ha protagonizado un acto electoral en el municipio del sur de Madrid y la plantilla de la empresa no ha faltado a la cita. Con la pancarta “El PSOE pide prisión para Coca-Cola en Lucha ¡Solución! ”, varios manifestantes han exigido, a las puertas de donde Sánchez ha celebrado el evento de campaña, que el candidato socialista ponga de su parte para resolver el problema judicial “lo antes posible”, así como que se establezca un diálogo con la formación.

Por todo esto, los trabajadores no escurren las responsabilidades políticas que tiene el PSOE en el asunto, como ha denunciado su portavoz Asenjo: “El PSOE está alabando lo que Rafael Montoya ha planteado en una querella con acusaciones falsas pidiendo prisión para dos trabajadores de Coca-Cola en Lucha. Rafael Montoya estaba como concejal en el Pleno de Leganés cuando se produjeron unos incidentes de protesta, nada más, y, hoy en día, sigue ocupando un asiento en la Asamblea de Madrid como diputado:el PSOE tiene que solventar esta situación que está basada en acusaciones falsas”.

http://www.elboletin.com/nacional/135907/trabajadores-coca-cola-psoe-carcel-sanchez.html

También podría gustarte

Los comentarios están cerrados.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More