La universidad pública indolente: caso Universidad Autónoma de Sinaloa, Mexico

Ismael Bojórquez

Lunes 01 de noviembre de 2010

La imagen más elocuente donde al vacío de autoridad que priva en la Universidad Autónoma de Sinaloa se une la estulticia, es esa del miércoles, cuando el rector formal, Víctor Antonio Corrales Burgueño (el rector real es Héctor Melesio Cuen) pasa por un lado de los trabajadores sindicalizados que realizan un plantón en la Vicerrectoría de la zona sur desde hace dos meses y ni siquiera voltea a verlos.

Como si no existieran. A esa misma hora que el rector acudió a presidir la sesión del Consejo Académico Regional, en Culiacán se realizaba un parapeto de asamblea “sindical” donde un Colegio Electoral, que terminó capeado, leía un dictamen en el que se anulaba el proceso donde Marco Antonio Medrano Palazuelos fue electo dirigente del Suntuas Administrativos.

Mientras el rector formal pasaba frente al plantón, desde el cual los trabajadores le solicitaban dialogar, en Culiacán una horda de porros contratados por la propia Universidad se adueñaban del salón Las Flores, protegiendo a punta de garrotes que la “asamblea” se llevara a cabo. Pero el colmo fue cuando el rector fue cuestionado por la prensa respecto al conflicto y dijo que este era sindical y que llamaba a las partes a dialogar, como si la Administración Central fuera ajena a los hechos.

Fue desde la (ex) rectoría, esto se sabe desde el origen del movimiento, que se urdió el plan para que Marco Medrano no llegara a la dirigencia porque su planilla representa la antítesis del cuenismo. Primero negándole la toma de nota y luego despidiendo al dirigente con el argumento de que “ofendió” a la institución durante una protesta frente al edificio central.

Por eso el rector formal no puede ahora engañar a la opinión pública con el argumento de que este es un movimiento meramente sindical en donde la administración central solo puede jugar el papel de mamá buena que llama al diálogo a las partes. La Rectoría y la ex rectoría son parte del conflicto y este no es estrictamente sindical sino político. No puede la administración llenar un local con porros y empleados de confianza al tiempo que dice que el problema es sindical. Pudo ser sindical pero se transformó desde que las planillas andaban en campaña y la administración central compró votos e inhibió otros bajo amenazas de todo tipo para vencer a Medrano.

Hacia… el fondo

Este es el primer plano del conflicto, el árbol, pero lo que se avizora desde aquí es mucho peor, pues se está induciendo a la Universidad a un estadio que no tiene precedentes. El único referente histórico de lo que ahora ocurre fue el armientismo —ocurrido a principios de los años setentas— pero el contexto estatal y nacional era muy distinto. Gonzalo Armienta Calderón fue apoyado por las fuerzas policiacas y cientos de porros, hasta que tuvo que salir huyendo de Sinaloa, no sin antes dejar a la UAS entre muertos y el olor a pólvora. También en aquellos años se usaron estudiantes y empleados como fuerzas de choque contra el movimiento estudiantil que exigía democracia. Ahora la rectoría acude a empleados de confianza —un enfoque especial merece lo que ocurre en la Escuela de Educación Física y en algunas casas del estudiante— y a porros traídos de las colonias para contener un movimiento sindical.

A Gonzalo Armienta lo impuso el entonces gobernador, Alfredo Valdez Montoya; a Víctor Corrales lo ungió Héctor Melesio Cuen Ojeda. En los dos casos, con casi 40 años de distancia, el eje principal de la coyuntura es el autoritarismo. Hace cuatro décadas hubo fuerzas que lucharon contra la imposición, ahora, poco a poco, están surgiendo de nuevo movidas por los propios yerros de quienes pretenden el poder absoluto en la Casa Rosalina.

La Universidad tiene historia y, lo peor, es que Corrales y Cuen la conocen porque provienen de aquellas gestas. Por eso es más peligroso que sigan empeñados en pasar por encima de ella. Melesio Cuen se ufana de las reformas que logró y que en su momento fueron aplaudidas por la sociedad. La misma sociedad que ahora debe reclamarle distancia de la máxima casa de estudios de Sinaloa.

Bola y cadena

DAÑOS AL PATRIMONIO, es lo que el Departamento Jurídico de la UAS esgrime cada vez que despide a un maestro o un trabajador administrativo. ¿Cómo puede llamarse el hecho de que Melesio Cuen haya cobrado en la UAS mientras hacía campaña por la Presidencia Municipal de Culiacán? ¿Cómo puede llamarse, doctor Carlos Alfonso Ontiveros Salas?

Haz de Ríodoce tu página de inicio

Principio del formulario

Final del formulario

En la tierra del nadie a salvo

Alejandro Sicairos

Lunes 01 de noviembre de 2010

Universidad bárbara

Debería la Universidad Autónoma de Sinaloa estar construyendo la ruta de evacuación en el actual estado de salvajismo pero infortunadamente le está agregando mayores atrocidades a la barbarie sinaloense. Ya estuvo bien rector Víctor Antonio Corrales Burgueño, ya basta alcalde electo Héctor Melesio Cuen Ojeda, porque al atropellar la vocación democrática de la institución se está orillando a la casa de estudios al desfiladero de la anarquía. Les guste o no, sea o no servil a ustedes el dirigente electo del Suntuas Administrativos, Marco Medrano, respétenle el lugar que le asignó a este una mayoría sindical. Urge en la Universidad un destello de cordura para que frenen este episodio de autoritarismo, porrismo e involución política. En la tierra del nadie a salvo, al menos hay que rescatar a la UAS.

Bebesaurio en apuros

Impaciente porque caiga el último día de un trienio que lo exhibe como lo peorcito de la última cría de dinosaurios del PRI, Jorge Abel López Sánchez acude al “sanador” francés René Mey para encontrar la paz consigo mismo. Lo dicho: agotadas las alternativas coherentes, vayan todos con los curanderos a buscar ahí lo que natura no da.

Cartón de la semana

CONFLICTO EN SUNTUAS

Entrega Medrano pruebas de triunfo

José Abraham Sanz

02-11-2010

Marco Antonio Medrano.
Fotografía: Noroeste.

CULIACÁN._Marco Antonio Medrano, el secretario electo de la sección Administrativos del Suntuas, cuyo triunfo en las urnas fue invalidado por el Colegio Electoral del Sindicato Único de Trabajadores de la Universidad Autónoma de Sinaloa, ya tuvo un acercamiento con algunos miembros de la comisión que el Consejo Universitario conformó para atender el problema.
Aunque Medrano aseguró sigue en espera del llamado, después de intercambiar impresiones y entregar toda la documentación que desde su punto de vista avala su victoria.
«Nos reunimos una comisión, todavía no la del consejo, fue con el vicerrector y el secretario general. Cruzamos algunas impresiones de los puntos que íbamos a tratar», explicó Medrano.
«Lo primero que pidieron, contrario a la situación de que sabemos que ellos están enterados de todo, era la documentación».
En la reunión participaron también el secretario general de la universidad, José Alfredo Leal Orduño, y el vicerrector de la zona Centro, Juan Eulogio Guerra.
Y Medrano, ayer, hizo la entrega de los paquetes a Leal Orduño, como se había acordado.
«Se le hizo un paquete a cada uno, ahí está toda la documentación con que nosotros demostramos que el proceso inició y concluyó legalmente. Y hacemos la aclaración de la situación de Colegio Electoral, que está al margen de la legalidad», explicó.
«Él se comprometió a entregárselas personalmente, y en cuanto tuvieran opinión se iba a comunicar con nosotros. Dijeron que no iban a salir, iban a darle tratamiento a esto. La verdad es que no me han hablado».

NO SE RINDEN
Las personas que apoyan el triunfo electoral de Medrano continúan con la toma del edificio de la sección Académicos, que dirige Javier Félix.
Mario Robles, el empleado al que se le rescindió el contrato por no asistir a trabajar, mantiene todavía la huelga de hambre.

Culiacán

Comisión analiza documentos del conflicto Suntuas

Sólo esperan que informen del día y la hora en que se reunirán

debate.com.mx | Redacción | Actualizado: 02/11/2010 6:00:00

Marco Medrano Palazuelos.

PUBLICIDAD

Culiacán, Sinaloa.- Marco Medrano Palazuelos, secretario general electo del Suntuas, señaló que entregaron la documentación necesaria para que la comisión de consejeros universitarios analizara el conflicto sindical.

Medrano Palazuelos indicó que sólo está esperando que le informen del día y la hora en que se reunirá esta comisión y para estar al pendiente de que el rector de la UAS, Víctor Antonio Corrales Burgueño, cumpla con el compromiso.

Expresó que tiene confianza en que se resuelva el conflicto y se decida actuar para que se lleve a cabo la toma de nota del nuevo comité del Suntuas, porque lo analizará una comisión parcial.

NOTICIAS ANTICAPITALISTAS