La privatización y los recortes deterioran la Sanidad Pública. Listas de espera, el gran negocio

Publicidad

Hace pocos días hemos visto en diferentes medios de comunicación, que el Sindic de Greuges Rafael Ribó (que en su día fue líder del Partido Socialista Unificado de Cataluña –PSUC- y de Iniciativa per Catalunya Verds) decía que la Sanidad en Cataluña tiene unos sobrecostes, debido a las listas de espera generadas por personas de fuera de Cataluña que van allí a operarse, ver noticia.

Lo dice sin aportar ningún dato más, en un Servicio Catalán de la Salud que se transfirió en julio de 1981 a la Generalitat y que desde entonces hasta ahora ha sido el mayor experimento de colaboración público-privada (PRIVATIZACIÓN) de todo el estado, desde Primaria hasta Atención Especializada. Según los datos del Ministerio de Sanidad, Consumo y Bienestar Social en la Serie 2002-2017 (Gasto sanitario público según criterio de devengo: Gasto real), en las cifras provisionales del año 2017, de un gasto total de 10.448.-millones de euros, de los que 2.677.-millones fueron a conciertos, lo que supuso más del 25% del total del gasto. Después de 38 años de transferencias sanitarias, los problemas de lista de espera, en todo caso, serán producto de las políticas sanitarias de los diferentes gobiernos de Cataluña. Teniendo en cuenta que los datos de las listas de espera de Cataluña han sido tan llamativos: 181.862.-pacientes en el caso de intervenciones quirúrgicas y 498.856 en consultas externas (según los datos del Servicio Catalán de Salud), ¿hay alguien que pueda creerse que la gente elije ir a Cataluña para sufrirlas?, ¿hay algún dato que informe de los las listas de espera que soportan en sus comunidades los que supuestamente van a Cataluña?

Pero este tipo de justificaciones que dan en Cataluña (echando la culpa a los de fuera) se dan también en otros sitios, sin ir más lejos en la Comunidad de Madrid. Aquí, el propio Consejero de Sanidad, es el que justifica el aumento de las listas de espera y del deterioro del Servicio Madrileño de Salud en que hay unas «185.000 tarjetas sanitarias más -no exclusivamente físicas- que ciudadanos empadronados en alguno de los 179 municipios» de la Comunidad de Madrid, y que se deben principalmente a «personas desplazadas temporalmente procedentes de otras comunidades autónomas u otros países de la Unión Europea». Para afirmar esto tampoco ofrece ningún dato sobre cuántas forman parte de las listas de espera de su respectiva comunidad, que también son abultadas , en el caso de intervenciones quirúrgicas en el mes de octubre han sido 79.671.-pacientes (62.803 son estructurales, 10.787 han rechazado su derivación y 6.081 son transitoriamente no programables) y en el caso de consultas externas son 430.397.-pacientes (de los que 216.492, un 50%, llevan esperando más de 60 días).

En Madrid la sanidad fue transferida en diciembre de 2001 por el gobierno de Aznar (que llevaba desde 1996 en el poder),  los 23 años de gobierno del Partido Popular (PP) han supuesto un cambio importante en la Sanidad Pública introduciendo la colaboración público-privada (PRIVATIZACIÓN) desde la llegada de Esperanza Aguirre al poder.

Desde su llegada al poder, hasta hoy, se han abierto 6 hospitales privados de tipo PFI (más el hospital Puerta de Hierro que pasa a ser de tipo PFI) y 4 hospitales privados de tipo PPP. Que unido a los recortes en Sanidad Pública han traído estos resultados de lista de espera.

En Madrid los datos del Ministerio de Sanidad, Consumo y Bienestar Social en la Serie 2002-2017 (Gasto sanitario público según criterio de devengo: Gasto real) ofrecen, en 2017 las cifras provisionales del gasto sanitario. De un total de 8.164.-millones de euros, 915.-millones fueron a conciertos, más de un 11% del total del gasto. Aunque como dijimos a principios de noviembre (Presupuestos privatizados para la Sanidad Pública de Madrid (03/11/2019)) el desvío de dinero público a empresas privadas en los presupuestos para el año 2019 es mayor si tenemos en cuenta más partidas presupuestarias, no sólo los conciertos, y sería un total de 1.210,87 millones de euros, un 15% del presupuesto.

Tal vez tanto en Cataluña como en Madrid, sus responsables políticos deberían dejar de mirar hacia personas de otras comunidades y otros estados y ver si sus políticas neoliberales, de privatización de la Sanidad Pública, junto con los recortes, son las verdaderas responsables de estos datos en las listas de espera, que no benefician en nada a los/las usuarios/as y que solo suponen una buena partida de ingresos para empresas privadas.

Echar la culpa a los de fuera es un recurso que usa mucho en estos tiempos, ahí tenemos el caso Vox, que dice, también sin ningún dato que lo avale, que los migrantes del llamado tercer mundo, hacen turismo sanitario.

Mientras la ley que permite la privatización de la Sanidad Pública 15/97 siga en vigor la privatización de la sanidad seguirá adelante.

NO A LA PRIVATIZACIÓN DE LA SANIDAD PÚBLICA

POR LA DEROGACIÓN DE LA LEY 15/97.

Comunicado completo.

 

Enlace

 

 

También podría gustarte

Los comentarios están cerrados.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More