La Coordinadora Estatal de Pensionistas ante el producto paneuropeo de pensiones individuales (PEPP)

Por Coordinadora Estatal por la Defensa del Sistema Público de Pensiones (COESPE)

La COESPE llama a las parlamentarias y parlamentarios presentes en la Comisión Europea a rechazar el PEPP y en consonancia con los cientos de concejales de sus grupos políticos en España, que rechazaron el PEPP en los plenos de los ayuntamientos, rechacen la aplicación de dicho PEPP con su voto a favor de la retirada íntegra de dicho reglamento.

En junio de 2017 la Comisión Europea (CE) remitió al Parlamento europeo (PE) una Propuesta de reglamento sobre un producto paneuropeo de pensiones individuales (PEPP).

Transcurrido el plazo de estudio y presentación de enmiendas, el lunes, día 3, la Comisión de Economía del PE votó el reglamento dejando fuera nuestra  enmienda presentada por la eurodiputada Lidia Senra, en la cual  se solicitaba la retirada íntegra e inmediata de dicho reglamento.

Además  se tromó la decisión de que el texto  en vez de ir o pleno pasase directamente a trílogos( negociaciones entre comisión, consejo y parlamento), para así solo  votar el texto íntegro en el pleno cuando exista acuerdo, limitando de esta forma nuestra próxima  acción.

La COESPE hace un llamamiento a todas las parlamentarias y parlamentarios presentes que con su voto en contra, soliciten la retirada de dicho reglamento.

El PEPP propuesto por la CE es un paso en los intentos de sustituir los sistemas públicos de reparto y solidaridad entre generaciones por fondos privados de capitalización.

De la lectura del texto redactado por la CE se deduce (entre paréntesis La página del reglamento de la que se toma la cita literal):

  • Que la CE renuncia a exigir de los Estados miembros la existencia de pensiones públicas suficientes.
  • Que, por el contrario, propone complementar/sustituir las pensiones públicas por fondos privados de capitalización, “el aumento de los ahorros adicionales … destinados a la jubilación podría … mitigar las repercusiones de unas pensiones más bajas de los regímenes públicos en algunos Estados miembros … las pensiones complementarias podrían desempeñar un papel clave en los ingresos por jubilación, en particular cuando las pensiones públicas puedan ser inadecuadas” (p.5).
  • Que sugiere que los fondos inviertan en instrumentos derivados de alto riesgo semejantes a los que originaron la crisis financiera que explotó en 2008, ”promover un entorno que estimule la innovación en el sector de productos financieros” (p.3); “la inversión en instrumentos derivados será posible” (p.49).
  • Que, para promover la suscripción del PEPP, propone a los Estados miembros aprobar generosas desgravaciones fiscales, que benefician a las rentas más altas, las que pueden realizar importantes aportaciones a los fondos de pensiones. Estas desgravaciones reducen los ingresos de la hacienda pública y aumentan el carácter regresivo de los sistemas fiscales, “Al fin de animar a los Estados miembros a conceder una desgravación fiscal a los PEPP, la Comisión ha adoptado, junto con la presente propuesta, una Recomendación sobre el tratamiento fiscal de los productos de pensiones individuales, incluido el producto paneuropeo de pensiones individuales” (p.4).
  • Que el verdadero objetivo del PEPP no es mejorar la protección social, sino alimentar los mercados financieros y ofrecer un nuevo espacio de valoración a los capitales financieros, “canalizar … hacia los mercados de capitales, más ahorros de los hogares” (p.4). En el texto de la CE la expresión mercado de capitales aparece 24 veces, el adjetivo financiero, 60 veces, y UMC, Unión de mercado de capitales, 11 veces. En escandaloso contraste el sustantivo pobreza, no se cita nunca. Según Eurostat, en la UE-28, la población mayor de 65 años en riesgo de pobreza o exclusión social supera el 18%. Al promover el PEPP la CE sitúa la ampliación de los mercados de capitales por delante de su deber de garantizar una vida digna para los seres humanos vivos.

Cuando el reglamento vaya a Pleno, cada representante elect@ deberá decidir entre defender los sistemas públicos de pensiones y a sus electoras y electores o someterse a los intereses de los “bancos, compañías de seguros, gestores de activos, fondos de pensiones de empleo, empresas de inversión” (p.4). Votar en contra del PEPP es defender la igualdad entre los seres humanos y el derecho a una vejez digna. Votar a favor del PEPP es apuntalar el camino hacia una Europa más desigual y por el aumento de la pobreza entre las personas mayores. Las parlamentarias y parlamentarios deben decidir cuál es su compromiso.

Por todas estas razones la COESPE llama a las parlamentarias y parlamentarios presentes en la Comisión Europea a rechazar el PEPP y en consonancia con los cientos de concejales de sus grupos políticos en España, que rechazaron el PEPP en los plenos de los ayuntamientos, rechacen la aplicación de dicho PEPP con su voto a favor de la retirada íntegra de dicho reglamento.

 

Victoria Portas

Portavoz de COESPE 

 

 

COLABORA CON KAOS