La Comunicación Horizontal a la Vuelta de Treinta Años

La Comunicación Horizontal a la vuelta de treinta años
Encuentro auspiciado por el Movimiento Los Sin Techo
El Derecho del Pobre a la Comunicación
Santa Fe, Argentina, Mayo 17-18, 2005

Cuna de la “Comunicación Horizontal”

La reflexión sobre la comunicación social en la década de los 70 utilizaba los motes: comunicación participativa, comunicación participatoria. Algunos preferían el término “horizontal” porque expresaba en sí el rechazo de lo vertical y jerárquico.

Bajo cualquier nombre, la comunicación social latinoamericana sufrió las influencia de tres factores: la teoría clásica norteamericana, el marxismo, la represión política.

El punto de partida para el análisis de la comunicación social eran las contribuciones de los norteamericanos Schramm, Rogers, Pye etc. Luis Ramiro Beltrán resume los planteos de esta escuela en sus importantes trabajos. Los únicos libros disponibles en Castellano eran las traducciones de sus obras. No hay duda que estos autores contribuyeron a la reflexión sobre la comunicación en el llamado “tercer mundo”. No obstante, simultáneamente con la aceptación del marco teórico norteamericano por muchos, nació una crítica y rechazo de sus bases de parte de muchos otros. Esta reacción se fundó mucho en las ideas de Marx y Engels (en La Ideología Alemana) de la superestructura de la ideología impuesta por la clase dominante.

La influencia primordial era el Marxismo. Los comunicadores, tanto los teóricos como los activistas, se inspiraban en el Marxismo. Algunos eran miembros de partidos leninistas. Otros usaban el marxismo como marco teórico para su análisis de la sociedad. Entre ellos se contaron los educadores y alfabetizadores que empleaban el método Psico-Social de Paulo Freire. y los Católicos que enfocaron su compromiso con el mundo en la Teología de la Liberación

El ambiente en el cual se movieron los comunicadores de los 70 fue uno marcado por los regímenes represivos en la mayoría de los países latinoamericanos. Por consiguiente, las condiciones de la clandestinidad y la censura marcaron la naturaleza de la comunicación social en muchos países latinoamericanos. El ambiente era propicio para desarrollar una teoría de la comunicación menos masiva.

La Crítica
La generación de comunicadores de los 70 basó su crítica en los siguientes puntos:

· El resentimiento generalizado de la arbitrariedad en el uso del poder. Ya no se aceptaba la imposición desde arriba de una visión del mundo. Se rechazó la verticalidad en la comunicación.

· El reconocimiento de la influencia creciente de los medios masivos de comunicación. Creció un malestar con la imposición de culturas y visiones económicas ajenas.

Hubo una reacción doble: tanto contra los valores culturales (familiares, vecinales, políticos, religiosos etc.), como contra el consumo desenfrenado apadrinado por la televisión importada.

· El deseo de valorar la centralidad de la persona misma en su propia educación.

· La idea sentida de la lucha de clases influyó fuertemente en la insistencia de la auto representación. Este hilo, obviamente contribución del marxismo, del ideario de los 70 es la otra cara de la medalla del rechazo de la verticalidad.

· Una creciente familiaridad con las emergentes tecnologías de la comunicación. Un deseo de usar sus propias armas contra el enemigo.

· El deseo de descubrir tecnologías artesanales de la comunicación. Este afán se debía algo a la imposibilidad sentida de comprar los equipos caros, y otro tanto al deseo de mostrar que no todo tenía que venir de la metrópoli.

Logros de la Comunicación Horizontal de los 70

Después de los años de la represión, vino la “democratización” de la región, y luego la crisis económica. Nuestras teorías y prácticas hicieron poco para impedir estos cambios. Después de todo, no se pudo frenar la represión. No se cambió la sociedad. Las razones por el “fracaso” son las mismas de siempre: fallas teóricas, fallas programáticas, y fallas políticas.

Hasta hoy, creo que de teoría andábamos bien. Talvez dimos demasiada importancia a lo artesanal.

Similarmente, aprendimos que el entusiasmo no pudo mantener a flote los proyectos piloto llevados sin una adecuada administración o plan de financiación sostenible.

Pero, la explicación principal por que la comunicación horizontal no cumplió con su promesa ha sido

las “fallas” políticas. La comunicación social democrática tuvo la falla de no engranar bien al sistema antidemocrático de la década. Dar la palabra al pueblo, ayudarlo a hacerle lance a la imposición de la voluntad de los poderosos, resistir la colonización ideológica — todo estos planteos fueron tildados de inapropiados, irrealistas, peligrosos, y el acabose – comunistas.

Hoy
Teoría
Siguen válidos los principios teóricos que nos motivaron hace treinta años.

Una diferencia notoria entre las dos épocas es que ya no impera la visión marxista como motora de la visión de la comunicación. Hoy día hay nuevos aliados. Toda una generación de jóvenes ha entrado a la brecha con su entusiasmo, esfuerzo y conocimientos técnicos. Aunque los nuevos aliados ya no comparten una sola ideología, tienen varios rasgos en común. Aceptan la gama de causas anunciadas en el World Social Forum:

· oposición al neoliberalismo y al dominio del mundo por el capital o por cualquier forma de imperialismo

· una relación fecunda entre los seres humanos y de estos con la Tierra y el medio ambiente

· un proceso permanente de búsqueda y construcción de alternativas a la globalización, comandado por las grandes corporaciones multinacionales

· la justicia social, la igualdad, y la soberanía de los pueblos, la pluralidad y la diversidad

· oposición a toda visión totalitaria y reduccionista de la economía, del desarrollo y de la historia

· rechazo a la violencia y todas las formas de dominación o de sumisión de un ser humano a otro.

· resistencia a la globalización capitalista, con sus dimensiones racistas, sexistas y destructivas del medio ambiente

· la ciudadanía planetaria,

Obviamente son temas generales y poco precisos. Sin embargo, concuerdan perfectamente con las bases de la comunicación asentadas hace treinta años. Los nuevos aliados de los comunicadores populares ofrecen más que lo que ofrecían los teóricos de antaño. Dominan varias herramientas concretas que pueden servir a la moderna comunicación horizontal.

Práctica
No es posible hacer recomendaciones sobre lo que debe emplear un grupo dado. Todos tendrán que escoger los medios apropiados a su coyuntura específica. Todos los medios accesibles de la comunicación seguirán siendo importantes para la comunicación horizontal de nuestros días. Por ejemplo, sigue vigente el valor del uso de fotos y video para la descodificación de su realidad por los pobladores de una zona. Tales herramientas de “dar la palabra” al pueblo nunca pasan de moda.

La tecnología de la radio y TV de baja potencia (con o sin licencia del estado) se ha abaratado tanto que algunas agrupaciones populares incluyen estos medios entre los mecanismos portavoces de sus miembros. Sin embargo, como ya señalamos en otra época, hay que estar vigilantes que no nazca un grupo de personas encargadas que filtran y hasta censuran los aportes de las bases. La ventaja de las nuevas tecnologías de las mini-emisoras locales de radio y de TV es la posibilidad del uso participado y compartido. Sin embargo, persiste el peligro de que sean “fuentes” y “emisoras” uni-direccionales.

Pero hay nuevas herramientas. Esto es un corolario del hecho que hoy en día el marco teórico que nutre la comunicación se ha rebasado al marxismo. Los nuevos aliados son un surtido de grupos y de individuos anti-globalistas y hasta anarquistas y “punk” que desarrollan métodos y herramientas de facilitar el flujo de la comunicación. Los comunicadores y organizadores de ahora tendrán el apoyo de nuevas experiencias de “la publicación abierta”, la autogestión, de radio y TV de baja potencia, etc.

Una fuente inagotable de información sobre la democratización de la comunicación es el movimiento “indymedia” cuyo nombre evoca “medios independientes”. Presente en muchos países (y en varias ciudades de América Latina) Indymedia practica la auto publicación. Cualquier individuo o grupo puede publicar su noticia por toda la red de Indymedia, y de hecho por todo el Internet.

Indymedia tiene más que ver con las noticias, mientras que Wiki ofrece la posibilidad de la auto publicación de datos, información y documentación.

Aunque es probable que el lector ya sepa de Wiki y de Indymedia, las personas interesadas en aprender más de estas iniciativas pueden navegar mediante los siguientes enlaces:

http://es.wikipedia.org/wiki/Wiki
http://argentina.indymedia.org/process/about.php
Terminaremos esta reflexión con las mismas palabras encontradas en el prefacio de cierto libro de ese entonces:

… la capacidad humana fundamental es la capacidad de auto expresión creadora, la necesidad del libre control de la propia vida y del pensamiento en todos sus aspectos. Una proyección particularmente importante de esta facultad es la utilización creadora del lenguaje en cuanto libre instrumento de pensamiento y expresión. Pues bien, al tener esta idea acerca de la naturaleza y de las necesidades humanas, uno se siente inclinado a pensar sobre las formas de organización social que permitan el desarrollo más libre y completo del individuo. Noam Chomsky, Sobre Política y Lingüística, pp 27 y 28, Anagrama Barcelona, 1971

Notas:
Luis Ramiro Beltrán, Comunicación para el desarrollo en Latinoamérica; Una evaluación sucinta al cabo de cuarenta años. Publicado en el Boletín del Internet “La Iniciativa de Comunicación” accesible en: http://www.commiinit.com/la/pensamientoestrategico/lasth/lasid-754.html

Carta de Principios del Foro Social Mundial El Comité de entidades brasileñas que organizó el primer Foro Social Mundial, Porto Alegre del 25 al 30 de Enero 2001 http://www.forumsocialmundial.org.br/main.php?id_menu=4&cd_language=4

Frank Gerace, Comunicación Horizontal: Cambios de Estructuras y Movilización Social, Librería Studium, Lima, 1973

Epílogo:
Un amigo, veterano del entusiasmo de los 70 y de la represión de los 80, me ofreció su comentario sobre el pequeño escrito de arriba. Teme que los “nuevos aliados” no tienen una visión global que pueda resistir la fragmentación de su unidad. Señala la falta de la visión que nutría a su generación; y no vislumbra cómo la presente generación vaya a encontrar formas de lograr nuevas instancias de comunicación horizontal en los próximos años. Tenemos que esperar que aparezca y campee una nueva visión unificadora ( o que se renueve la pasión marxista) que sirva de base e inspiración para los luchadores del futuro.

++ VER TAMBIÉN RADIO KAOS. NUESTRA EXPERIENCIA >>

NOTICIAS ANTICAPITALISTAS