La ‘ayuda’ de la UE surte ‘efecto’: Turquía arresta a 1.300 refugiados sirios tras recibir 3.000 millones de ‘los 28’

Por Andrés Velázquez

La mayoría de ellos procedía de Siria, Irak y Afganistán, y se dirigían en barcas a la isla griega de Lesbos.
El acuerdo entre Ankara y la UE acelerará la exención de visados para ciudadanos turcos, a cambio de la reducción del flujo de refugiados hacia Europa.
Los mandatarios europeos también prometieron al Ejecutivo de Ankara una reanudación de las conversaciones para el ingreso de Turquía en la UE.
El 13-N, el día de los atentados yihadistas de París, se ha convertido en la excusa ideal de Europa para cerrar sus fronteras a los refugiados…, que dan problemas.

Las autoridades turcas han arrestado hoy martes a 1.300 refugiados en una zona costera desde donde salen habitualmente las barcas que se dirigen a la isla griega de Lesbos, una de las vías más habituales de entrada en la Unión Europea (UE), informa el diario digital turco T24.

Los 1.300 refugiados detenidos, en su gran mayoría ciudadanos de Siria, Irak, Irán y Afganistán, fueron llevados en autobuses al centro de devolución de inmigrantes indocumentados de Ayvacik.

La prensa turca destaca que la operación se lanzó sólo un día después del acuerdo el domingo entre Ankara y la UE, por el que Turquía recibirá 3.000 millones de euros y “los 28″ acelerarán la exención de visados para ciudadanos turcos, a cambio de la reducción del flujo de refugiados hacia Europa.

Los jefes de Estado y de Gobierno de la Unión Europea ayudarán a Turquía con 3.000 millones de euros para que el Ejecutivo de Tayyip Erdogan atienda a los más de 2,2 millones de refugiados sirios que acoge en su territorio, e intente frenar el flujo migratorio hacia Europa reforzando la seguridad en sus fronteras.

A cambio de su colaboración, los mandatarios europeos prometieron al Ejecutivo de Ankara una reanudación de las conversaciones para el ingreso de Turquía en la UE y la eliminación del visado de turista para los turcos que deseen entrar en Europa, a partir de octubre de 2016.

Y es que el 13-N, el día de los atentados yihadistas de París, se ha convertido en la excusa ideal de Europa para cerrar sus fronteras a los refugiados…, que dan problemas.

Andrés Velázquez
andres@hispanidad.com

enlace

-->
COLABORA CON KAOS