Kosovo y su independencia

Es vergonzoso que con los datos que hoy ya tenemos y que se puede constatar hoy sobre el terreno, como son los campos de refugiados de serbios que ya no pueden volver a sus casas, ni de Croacia, Bosnia o Kosovo. Y también se puede constatar cómo viven los serbios que todavía viven en Kosovo. La verdad fue que en todos los bandos hubo asesinos, pero la llamada comunidad internacional solo presento los horrores de un campo y así demonizar a una parte.

Yo solo quiero reproducir aquí unas líneas de un artículo que se publicaba en el periódico El Mundo el 7 de octubre del 2000. Este artículo lo firmaba Robert Kaplan, miembro de la Fundación Nueva América y autor del libro Fantasmas Balcánicos.

…..”En los años 30, los nazis eran quienes ejercían presión militar y apoyaban con fondos, servicios secretos, imprentas y otros tipos de ayuda a determinados partidos políticos de los Balcanes. Como era de esperar, el fascismo estaba en alza en esa época…..

……..No debemos engañarnos pensando que la propagación del ideal de la sociedad abierta en los Balcanes y en otras partes del mundo es un acontecimiento natural. Es el resultado directo de la expansión de la AUTORIDAD IMPERIAL DE LOS ESTADOS UNIDOS, aunque sea comedida y no declarada……………

………Por supuesto, el mundo es demasiado grande, y sus problemas muy complejos, para que la autoridad de Estados Unidos pueda estabilizarlo, PERO LOS BALCANES, una zona contigua a la Europa dirigida por la OTAN, es un área natural para nuestra expansión. Una de las tareas de la próxima administración será AMPLIAR LA OTAN AL MAR NEGRO e impedir que los Balcanes se reincorporen a Oriente Próximo…………….

Aquí Kaplan nos confirma que las cosas no son por casualidad, y aquellos que nos acusan de tener ideas conspirativas les aconsejamos que lean lo que plantea Brzezinski en su libro El Gran Tablero, donde habla de cómo controlar Europa, debilitar Rusia y garantizar la hegemonía global de América.

Los que no quieran ligar lo que ha pasado en Yugoslavia, con lo que pasa en Irak, o en Palestina, o en El Congo, o en Afganistán, es que no quieren ver la realidad que nos esta tocando vivir.

El ejército de Estados Unidos y la OTAN por todo el mundo, no hay Continente que no estén presentes de una u otra forma u otra. Ellos nos venden los conflictos como si fuesen casos únicos y sin ninguna relación con otros. Esa es su obligación, la de mentir para mantener su hegemonía. Pero nos tenemos que preguntar si nosotros hacemos bien nuestros deberes.

¿Alguien puede afirmar que la destrucción de Yugoslavia, nada tiene que ver, los famosos oleoductos? Que por cierto Rusia acaba de firmar un acuerdo con la actual Serbia sobre este tema. O la pugna entre Alemania y Estados Unidos por el control de la zona.

No me creo las guerras humanitarias ni las limpiezas étnicas de un solo lado. Detrás de cada guerra hay unos intereses muy claros sobre la hegemonía mundial y el señor Kaplan lo explica muy bien.

Getafe 19 de febrero de 08

Manuel Espinar

NOTICIAS ANTICAPITALISTAS