Israel bombardea una sede de la ONU, un hospital y un centro de prensa

El Ejército ha bombardeado la sede de la agencia de la ONU para los refugiados (UNRWA), un hospital de la Media Luna Roja Palestina y un edificio que alberga las oficinas de varios medios de comunicación.

Tanques israelíes han penetrado a primera hora de esta mañana en el barrio de Tal al Hawa, en el sur de Gaza, y han continuado su avance hasta llegar al núcleo urbano de la ciudad. En la incursión participan vehículos blindados, excavadoras militares y fuerzas de infantería, bajo el paraguas de helicópteros de asalto y avinones.

Testigos han relatado que los blindados avanzaban hacia Gaza disparando sus cañones y en medio de intercambios de fuego entre fuerzas terrestres y milicianos palestinos.

Imágenes de televisión han mostrado la zona centro de la ciudad sometida al intenso fuego de la artillería israelí y explosiones repentinas en bloques de viviendas.

Atacada la sede de la UNRWA

Uno de los bombardeos ha alcanzado la sede de la agencia de la ONU para los refugiados (UNRWA) y ha herido al menos a tres personas.

Richard Gunnes, portavoz de la UNRWA, ha explicado que el ataque se ha producido poco antes de que tres proyectiles han impactado en el complejo de la agencia, causando un gran incendio.

Un funcionario de la organización, Francesc Claret, ha relatado que el Ejército israelí también ha disparado bombas de fósforo contra el inmueble cuando unas 700 personas se encontraban en su interior refugiándose de la incursión israelí y ha señalado que uno de los heridos sufre lesiones provocadas por esa sustancia, que ha atravesado el chaleco antibalas que llevaba.

En el interior del edificio había almacenado combustible y los vehículos que distribuyen ayuda humanitaria no podrán salir hoy dada la situación de emergencia y las infraestructuras que rodean el complejo atacado.

El ministro israelí de Defensa, Ehud Barak, ha dicho al secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, que el ataque se ha debido a "un grave error".

Dos hospitales

La cadena Al Jazeera ha informado de que un&nbsp hospital de la Media Luna Roja Palestina también ha sido objeto de bombardeos por las tropas sionistas, en el barrio de Tal al Hawa. De acuerdo con esa fuente, la farmacia del hospital Al Quds y el segundo piso de un edificio que alberga varias oficinas administrativas están en llamas como consecuencia de los ataques. En ese momento había unas 500 personas, inclluidos médicos y enfermos, dentro del hospital.

De momento no se ha podido comprobar si hay víctimas.

Además, las fuerzas israelíes han rodeado el hospital Al Aqsa, según han indicado cooperantes extranjeros que trabajan en el centro. "El hospital ha recibido más de 150 llamadas de ayuda de personas de los alrededores, incluidos muchos niños, que han resultado heridas y están desesperadas por obtener ayuda. El Ejército israelí ha rodeado el hospital y nadie puede entrar o salir", ha denunciado una voluntaria.

Oficinas de medios árabes y occidentales

Otro de los proyectiles lanzados por el Ejército israelí ha impactado en un edificio del barrio A-Shuruk que alberga las oficinas de varios medios de comunicación árabes y occidentales, entre ellos de la agencia Reuters, la cadena de televisión estadounidense Fox, la británica Sky News, la luxemburguesa RTL y las cadenas árabes Al Arabiya y MBC.

Dos reporteros gráficos palestinos que trabajan para la televisión de Abu Dhabi han resultado heridos, según la agencia Maan.

20 días de ataques

La ofensiva israelí cumple hoy su vigésima jornada y el número de víctimas mortales palestinas es de 1.054 y el de heridos 4.580. El 40% de las víctimas mortales son civiles y una tercera parte niños, según fuentes palestinas. 80.000 personas se han visto obligadas a abandonar sus hogares.

Trece israelíes han fallecido desde el pasado 27 de diciembre.

Hamas reiteró ayer al Gobierno egipcio sus condiciones para que se dé un alto el fuego: la inmediata retirada de las tropas sionistas de Gaza, la apertura de los puntos de paso y el fin del bloqueo.

NOTICIAS ANTICAPITALISTAS