Honduras. Equipo usado y vencido de «hospitales móviles» confirma estafa del régimen de JOH

Este 24 de julio, agentes del Ministerio Público continuaron la revisión de los contenedores de los dos supuestos hospitales móviles, que llegaron al país hace 14 días, donde encontraron insumos y equipo médico usados, en mal estado y algunos que caducaron hace 4 años.


Tegucigalpa. La estafa ha quedado confirmada este 24 de julio, cuando agentes del Ministerio Público (MP), han decomisado equipo en mal estado de dos de los siete supuestos hospitales móviles, que vendió Axel Gamaliel López al ex director de Inversión Estratégica Honduras (Invest-H), Marco Bográn, a un costo de al menos 1,200 millones de lempiras, después que el mandatario Juan Hernández autorizara a Invest-H manejar las compras durante la pandemia producida por el Covid-19.

Esos centros hospitalarios serían para atender a pacientes contagiados con el virus. Y a cuatro meses de que destinaran esos recursos del pueblo hondureño, ni un solo hospital ha sido instalado y oficialmente más de mil personas han perdido la vida.

Y a 14 días del arribo de los dos hospitales móviles, el MP continúa con la revisión de los 78 contenedores enviados desde Turquía. Este 24 de julio, el portavoz de la Agencia Técnica de Investigación Criminal (ATIC), Jorge Galindo, confirmó a este rotativo que han encontrado insumos y equipo médico usados, en mal estado y algunos que caducaron hace 4 años.

“Este día se ha realizado el decomiso de 44 vaporizadores de los hospitales móviles por encontrarse en mal estado, usados, deteriorados o con fecha de vencimiento en el año 2016, lo que representaría un riesgo para los pacientes con el nuevo coronavirus o Covid-19”, ha dicho Galindo. Y trascendió que también fueron decomisados 54 circuitos de flujo de anestesia.

Galindo detalló que 22 vaporizadores pertenecen al hospital a instalarse en Tegucigalpa y 22, al de San Pedro Sula; estos artefactos son esenciales para el tratamiento de enfermedades respiratorias, entre ellas afecciones que causa el virus que aqueja al mundo.

“Este es un elemento que suma al expediente en este caso y sin duda es un indicio racional para el Ministerio Público; lo que sigue ahora es corroborar y cotejar la información del precio al que se compraron estos equipos médicos, de igual forma plasmarlo en el informe a presentar”, ha dicho.

«Son basura y han traído basura», reaccionan médicos por estafa

El pueblo hondureño, órganos de sociedad civil y varios profesionales de la medicina han reaccionado indignados al conocer que los insumos de los hospitales móviles, que le han costado al pueblo 1,200 millones de lempiras, llegaron en mal estado, inservibles e incluso caducados hace cuatro años.  

Tegucigalpa. La estafa de los hospitales móviles, que le han costado al pueblo hondureño 1,200 millones de lempiras, se confirmó anoche con la pesquisa del Ministerio Público (MP) y la auditoria del Consejo Nacional Anticorrupción (CNA), quienes encontraron insumos usados, en mal estado e incluso vencido e inservible.

El portavoz de la Agencia Técnica de Investigación Criminal (ATIC) del MP, Jorge Galindo, dijo a EL LIBERTADOR que en la inspección de ayer se encontró 44 vaporizadores en estado precario e incluso los materiales con cuatro años de vencimiento.

Del equipo mencionado, la mitad eran para el centro que se instalará en San Pedro Sula y el resto para Tegucigalpa, los artefactos son esenciales para el tratamiento de Covid y otras enfermedades respiratorias; sin embargo, esos insumos serían inservibles para el pueblo.

Luego que trascendiera la noticia, el presidente de la Asociación de Médicos del Seguro Social de San Pedro Sula, doctor Carlos Umaña, confesó estar “sorprendido”: “Al ver 44 vaporizadores de gases anestésicos en un hospital que no contempla quirófano… usados y circuitos anestésicos vencidos. Ver para creer”.

Valiéndose de su cuenta de Twitter, Umaña dijo que estos insumos no sirven para la emergencia por Covid-19, ya que dejando de lado que los materiales vengan en mal estado, su funcionamiento “no es acorde a una UCI (Unidad de Cuidados Intensivos)”.

Incluso criticó que: “En estos momentos no podemos alegar que no hay ventiladores en el mercado mundial. O sea que nos quieren dar atolito con el dedo”.

En tanto, la presidenta del Colegio Médico de Honduras (CMH), Suyapa Figueroa, ha reaccionado virulenta ante la noticia, también a través de Twitter: “Sé que sonará duro. Pero son basura y han traído más basura en los contenedores. Pero serán desechados al basurero por el mismo pueblo. Son una abominación”.

Pero eso no es todo, pues también el CNA publicó información al respecto, enfocándose en el aspecto de las instalaciones que “quintuplicarían” la capacidad hospitalaria del Sistema de Salud del país.

De acuerdo con el órgano civil anticorrupción, el cargamento que trajo el barco desde Turquía no son “hospitales móviles”, sino más bien salas de atención especializadas “pagadas a más de 397 millones de lempiras”. Y observa: “No vino con respiradores mecánicos para la Unidad de Cuidados Intensivos”.

Así se ha confirmado la denuncia del cónsul de Turquía en Honduras, Adolfo Facussé, quien días antes del arribo a Puerto Cortes del buque, dijo que el material que venía era apenas un “cascaron” de los hospitales.

La administración de Marco Bográn en Inversiones Estratégicas Honduras (Invest-H), ha hecho daño al pueblo, la red hospitalaria ha colapsado a pesar de los 82 mil millones de lempiras que el Gobierno dispone luego de varios decretos de emergencia y donaciones de cooperación internacional.

.

web.ellibertador.hn/index.php/noticias/nacionales/2125-honduras-equipo-usado-y-vencido-de-hospitales-confirma-estafa

NOTICIAS ANTICAPITALISTAS