Haití. La violencia vuelve durante celebración de la independencia

Publicidad

Al menos cuatro personas resultaron heridas de bala durante una pequeña manifestación en la capital de Haití tras un discurso del presidente Jovenel Moïse, según atestiguaron periodistas de The Associated Press y AFP.

Este lunes conmemoración del 216 aniversario de la batalla de Vertières, clave en la revolución haitiana.

Cada 18 de noviembre, Haití celebra la Batalla de Vertières que, en 1803, dio la victoria del ejército nativo sobre las tropas napoleónicas, dando pie la independencia de la primera República negra de la Historia el 1 de enero de 1804.

El presidente Jovenel Moïse conmemoró la batalla que llevó al país a la independencia, bajo protección policial y sin llevar a cabo la ceremonia en el histórico sito de Vertières, ubicado a 240 km al norte de Puerto Príncipe, donde tradicionalmente se hace la celebración.

varios cientos de personas marchaban  por la tarde del vecindario de Delmas al de Petionville cuando alguien cerca de allí disparó unos tiros. Periodistas de la AP no pudieron ver el origen de los disparos, pero vieron a un periodista local, un policía y dos manifestantes siendo sacados del área con aparentes heridas de bala. Entre los heridos se encuentra un periodista de una radio local.

La persecución a periodistas

La Asociación de Periodistas Haitianos (AJH) hizo un llamado a la Policía Nacional para que identifique a los autores de los asesinatos y para que se haga justicia.

La semana pasada fue asesinado en Mirebalais (centro del país) el periodista de Radio Mega, Nehemie Joseph

La muerte de este periodista se suma a la de Pétion Rospide, fallecido el pasado junio también en el marco de manifestaciones  contra el presidente Moise. Antes, se denunció la desaparición del reportero gráfico Vladjimir Legagneur, de la que se cumplió un año en marzo sin que se haya resuelto el caso según informaciones de la agencia EFE.

Aumento de las manifestaciones
Ya va para año y medio que los haitianos piden la renuncia del presidente Jovenel Moïse. El hartazgo generalizado contra el aumento continuo de los precios, la corrupción de las élites, los abusos del gobierno, la mala calidad de vida  hicieron que el pueblo estallara.  La escasez de combustible, fue solo la gota que colmó el vaso.
A principios de noviembre, los partidos de oposición y los grupos de la sociedad civil llegaron a un acuerdo para “organizar una transición política: elegir lo antes posible el futuro presidente entre los jueces del Tribunal de Casación y el próximo primer ministro entre los partidos de oposición”.
Moïse emprendió reformas a su Gobierno con el objetivo de reducir los gastos e incrementar los ingresos, e insiste que no va a renunciar.
El lunes, horas antes de la celebración, Moïse había rechazado los llamados a que renuncie. El presidente dijo que seguiría tratando de negociar con la oposición. Durante la ceremonia admitió que las condiciones de vida de la población haitiana son precarias y manifestó su decisión de iniciar reformas para cambiar las cosas.
Mientras Moise pedía diálogo, sus opositores tomaron las calles de Puerto Príncipe y ciudades del interior como Les Cayes, Miragoane, Petit Goave, Saint-Marc y Cap-Haitien, para exigir su salida del poder.
Según lo informa Prensa Latina, los manifestantes pedían también la realización de una investigación y juicio contra los malversadores de fondos públicos .

.

Fuentes: France 24, Prensa Libre,  Radio Canadá, El Caribe

 

Publicidad

También podría gustarte

Publicidad

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. AcceptRead More