[Guadalajara] Comunicado de los convocantes de la marcha antifascista del 18 de abril

Cambio y Debate/ Redacción. Este comunicado ha sido remitido a todos los medios de comunicación de la provincia, fuerzas políticas y sindicales. Se señalan las responsabilidades políticas de las autoridades en Guadalajara y de determinadas fuerzas “de izquierda”, así como una clara advertencia a éstas: habrá respuesta social con todos los medios al alcance contra este tipo de abusos.

El pasado sábado (18-04-2009) se celebró en Guadalajara un torneo de fútbol de carácter racista organizado por el Movimiento Patriota Socialista (MPS) bajo el lema “Libertad presos patriotas” es decir, en solidaridad con agresores de migrantes y gente contraria a su ideología criminal. Dicho torneo carecía de permiso alguno para poder llevarse a cabo y pese a todo, se produjo bajo la permisividad de las fuerzas políticas y policiales de esta ciudad. Tras el torneo, Falange y MPS pretendían realizar una manifestación conjunta con lemas que culpaban a inmigrantes de la crisis actual y de la situación de este país. Dicha manifestación era legal al estar aprobada por la Subdelegación del Gobierno, permitiendo actos de intolerancia y que fomentan claramente el odio entre clases y pueblos, además de atentar contra los derechos humanos.

Esta manifestación sufrió un claro acto de represión por parte de la policía y de las instituciones políticas pertinentes, así como un claro boicot por parte de ciertos partidos que se declaran de izquierdas al hacer un comunicado llamando a la gente a no acudir a dicho acto. Este acto de cobardía y de cinismo por parte de estos partidos políticos que abogan por la tolerancia y el respeto entre nacionalidades es bochornoso. IU contó con la protección de las fuerzas policiales solicitadas por el partido para “garantizar la seguridad” de su acto, a la vez que demostraban su parsimonia ante los actos racistas y fascistas que se iban aconteciendo a lo largo del día.

Pero en esta historia hay muchos más responsables. Hay que mencionar la labor de los medios de comunicación de Guadalajara que no se cortaron un pelo a la hora de manipular la información de los hechos acontecidos durante la tarde del sábado, tanto es así que elogiaron a las fuerzas de seguridad del estado por su brillante intervención que consiguió evitar altercados y disturbios sin tener que recurrir al uso de la violencia. Pues bien esto es mentira. Los antidisturbios recurrieron al uso de la fuerza sin motivos aparentes prácticamente desde el momento en que se comenzó la concentración. Estos hechos se corroboran con partes de lesiones presentados por personas que estaban presentes en el acto y que abarcan desde menores hasta personas de avanzada edad. Casualmente en esos momentos los medios de comunicación habían desaparecido y estaban presentes en la manifestación fascista que estaba dando comienzo a esas horas.

También queremos resaltar la ilegalidad de la actuación policial de esa tarde. Los manifestantes fuimos retenidos a la fuerza durante 3 horas en un espacio cada vez más reducido sin posibilidad de abandonar la manifestación ni de uno en uno, y bajo un autentico chaparrón. A esto hay que sumar que recibíamos insultos y amenazas por parte de los antidisturbios, insultos que son usados únicamente por neonazis y que son términos con los que se refieren a gente de izquierdas y a antifascistas.

Como se venía advirtiendo por los colectivos antifascistas de Guadalajara, permitir estos actos conllevaría altercados y agresiones a migrantes y gente contraria a ellos.

Todos estos actos fueron permitidos por las fuerzas políticas de Guadalajara en la que tan ciegamente confían los ciudadanos por haber aprobado la manifestación y no impedir que llevaran a cabo el torneo promovido por el MPS.

Indignados por los acontecimientos del pasado sábado queremos hacer público este comunicado advirtiendo de que estos actos no serán respetados, y que si las autoridades no intervienen correctamente contra estos grupos racistas y a fascistas, será la gente la que responda contra ellos.

Pero nuestra indignación no es únicamente contra los políticos, la prensa y la policía, sino con todos aquellos ciudadanos que tanto aplaudís la parafernalia antirracista que emiten los medios de comunicación, y luego a la hora luchar, os quedáis en casa y mostráis vuestro descontento desde el sofá de vuestro salón, colaborando con el cinismo colectivo que afecta a esta sociedad.

¡¡BASTA DE CINISMO!!

¡SI LOS FASCISTAS SON PROTEGIDOS, EL PUEBLO RESPONDERÁ!

NOTICIAS ANTICAPITALISTAS