Francia: La huelga contra la reforma a las pensiones ya es la más larga desde 1995

Publicidad

Desde este viernes 27 de diciembre la huelga en Francia se convirtió en la más larga desde 1995. Ese año la huelga duró 22 días, desde el 24 de noviembre hasta el 15 de diciembre. ¿El motivo de la discordia? Los regímenes pensionales. En particular los de los funcionarios y los agentes públicos. ¿El desenlace? El Gobierno de Alain Juppé tuvo que echar para atrás el proyecto.

Por su parte, el Gobierno no quiere dar su brazo a torcer y mantiene su determinación de remplazar los actuales 42 regímenes de pensiones por un «sistema universal» por puntos, y una edad pivote de 64 años para gozar de una pensión completa. En Francia la edad legal de jubilación es de 62 años.

Los sindicatos opuestos a este proyecto aseguran que »todo el mundo sale perdiendo» y continúan presionando. Esto a pesar de que el porcentaje del paro siguió disminuyendo este jueves en la SNCF (9.6% en general, y 42.1% de conductores contra 49.3% el martes).

Nuevas acciones de protesta este sábado

Los franceses vivieron este sábado un nuevo fin de semana complicado en los transportes, en plenos desplazamientos de fin de año, en el 24º día de huelga contra la reforma del sistema de pensiones, en el que se manifestaron varias decenas de miles de personas.

En vísperas de Nochevieja, el movimiento social contra el proyecto del sistema «universal» de jubilaciones, deseado por el presidente Emmanuel Macron, se dirige hacia un nuevo récord. Ya supera la huelga de 1995 en los transportes (22 días), y pronto podría ir más allá de los 28 días de paro en la SNCF (la empresa nacional de trenes) en 1986-1987, que tampoco dio tregua durante la Navidad.Especialmente porque la reanudación del diálogo entre el gobierno y las organizaciones sindicales y patronales está prevista para el 7 de enero.

En las manifestaciones el sábado participaron miles de «chalecos amarillos», el movimiento de protesta social y fiscal que nació en otoño de 2018. La delegación en el sector ferroviario de la CGT aseguró que «decenas de miles de personas» se manifestaron para «doblegar al gobierno». En la capital francesa, miles de manifestantes salieron de la céntrica plaza de la Bolsa poco antes de las 11’30 horas, con pancartas con lemas como «edad límite, edad tumba», en referencia a la «edad de equilibrio» de jubilación que el gobierno quiere fijar en 64 años para 2027, o «Huelga, bloqueo, Macron lárgate»,»No pensaba que seríamos tantos hoy (sábado), esto muestra que la gente sigue determinada», se felicitó Christian, un conductor de trenes en huelga desde el 5 de diciembre.

El ejecutivo ofreció a las bailarinas de la Ópera de París, uno de los sectores más movilizados junto con los transportes y la educación, que la reforma solo se aplique a las bailarinas que sean contratadas a partir de 2022, reveló el diario económico Les Echos. Pero la oferta fue rechazada.

Numerosas protestas se produjeron en otras localidades, como Toulouse, Saint-Etienne o Rennes. Para los viajeros, la situación sigue siendo complicada: de media circulan hasta el domingo por la noche 6 de cada 10 trenes de alta velocidad. En París, trece líneas de metro, de un total de 16, estarán cerradas el domingo.Tras días de silencio, el discurso de Macron de fin de año, el 31 de diciembre, es muy esperado.

 

Diálogo pugnaz entre el Gobierno y los sindicatos

Las conversaciones entre el Gobierno nacional y las organizaciones sindicales y patronales deben retomarse el próximo 7 de enero, antes de que el proyecto de ley sea presentado en Consejo de ministros el 22 de enero.

Sin embargo, Laurent Pietraszewski, el nuevo ministro de jubilaciones, ya puso el tono de la conversación. «De ninguna manera la supresión de los regímenes especiales estará en discusión». Sin embargo, el Gobierno, que se ha mostrado determinante con este tema, hizo una excepción con los policías. Ellos conservarán su régimen y podrán jubilarse a más temprana edad.

Pietraszewski también descartó las reinvindicaciones de los amarillos CFDT y de Unsa, ambos favorables a la reforma, que pedían que se reintegraran cuatro factores de penosidad del trabajo (posturas penosas, vibraciones mecánicas, porte de cargas muy pesadas y agentes químicos).

 

 

También podría gustarte

Los comentarios están cerrados.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More