[Fotos] Manifiesto y fotos de la manifestación por Amnistia de Donostia

Publicidad

En primer lugar, muchas gracias a todas las que habéis acudido a esta convocatoria. Poco a poco estamos extendiendo la reivindicación por la amnistía y cómo no, estructurando el movimiento pro-amnistía por toda Euskal Herria, siendo esta manifestación en Donostia claro ejemplo de ello.

No es fácil crear un movimiento con un significado político tan potente como la amnistía, y menos extenderlo a los diferentes sectores del Pueblo Trabajador Vasco. A esto hay que añadirle el estar bajo la vigilancia de los estados español y francés, y el proceso de normalización de la opresión que esta sufriendo Euskal Herria. Esto dificulta la consecución de la amnistía, pues además el Pueblo Trabajador Vasco no es consciente de la opresión estructural a la que se le somete. Nosotras lo decimos claro: las razones que llevaron a estos militantes a prisión, a huir o a la deportación siguen vigentes, y si no se superan, es decir, sin amnistía, seguirá habiendo presas, huidas y deportados. No se puede hablar de una normalización político-social mientras siga habiendo opresión, cuando a los gudaris se les quitan placas tachándoles de terroristas, mientras asesinan en las prisiones a las presas enfermas, mientras las fuerzas de ocupación siguen en nuestro pueblo. Hay dos victorias posibles: o el Pueblo Trabajador Vasco culmina la lucha iniciada hace 50 años, o la paz del enemigo, bajo el nombre de “normalización política” se impondrá.

Para nosotras la amnistía es una victoria al margen de la lógica jurídica del enemigo, sin ninguna condición, sin asumir ningún daño causado; sin que nadie se arrepienta. Como se ha apuntado antes, eso solamente alimenta la paz del enemigo, la mal llamada “normalización política”. Algunos dicen que aceptar la legalidad pone en evidencia las contradicciones del enemigo, olvidando que esas contradicciones no son sino la propia esencia de los estados. ¿Acaso el haber desenmascarado la tortura sistemática a la que el enemigo ha sometido a nuestro pueblo lleva a superarla? No, para nada. Solo hay una forma de superar estas contradicciones: la lucha. Y es en esta lucha en la que nos encuadramos.

Sabemos que no es fácil, no es cuestión de un día o dos; hay un gran trabajo por hacer. Pero una de las particularidades de Euskal Herria es que siempre está dispuesta a la resistencia, y para pasar de la resistencia a la victoria. Por tanto, os animamos a sumaros a la lucha por la amnistía, pues es trabajo de todas la liberación de las personas presas, huidas y deportadas políticas, es responsabilidad de todas cambiar la denominación de “terroristas” por la de “gudaris”.

¡Ánimo, y a trabajar!

También podría gustarte

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More