Fallece tras quemarse a lo bonzo hace un mes ante Bienestar Social de Málaga

Agencias

El hombre de 36 años que se quemó a lo bonzo en la puerta de la Delegación de Bienestar Social de la Junta de Andalucía, en la capital malagueña, el pasado 3 de junio, ha fallecido en el Hospital Virgen del Rocío de Sevilla a causa de las heridas que le causó el fuego, según han confirmado a Europa Press fuentes del Gobierno andaluz.

   El joven, que llevaba un mes en coma, no ha podido superar las graves heridas que sufría, según ha informado este viernes el periódico ‘SUR’. El hombre se roció una garrafa de gasolina en la puerta de unas dependencias de la Junta en Málaga, situadas en la confluencia de la avenida Manuel Agustín Heredia y la calle Alameda de Colón.

   Como consecuencia, sufrió quemaduras de segundo grado en más del 60 por ciento de su cuerpo, principalmente en cabeza, brazos y tórax, de las que finalmente no ha podido recuperarse.

   El joven solicitó una ayuda ante la Consejería de Bienestar Social una pensión no contributiva por discapacidad que le fue denegada, pero acudió a los tribunales y se le concedió una prestación mensual de algo más de 300 euros. El Ejecutivo autonómico recurrió y el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA) revocó la primera sentencia y le dio la razón a la Junta. En la actualidad estaba cobrando una ayuda de 420 euros pero se le iba a agotar en breve.

NOTICIAS ANTICAPITALISTAS