Ex-fiscal José María Mena: ‘Tengo la certeza de que son presos políticos’

Por Kaos. Països Catalans

Mena ha dicho que tiene ‘la certeza de que son presos políticos’, puesto que su acción ha sido política. ‘Estamos en un momento de preocupante falta de tolerancia con los disidentes del independentismo’, opina.

Dice que no ve ‘en absoluto que aquello que describen como violencia lo sea’

El ex-fiscal jefe de Cataluña entre 1996 y 2006, José María Mena, ha argumentado que la violencia que se atribuye a los líderes independentistas encarcelados como justificación de los delitos de rebelión y sedición no existe. ‘Si tengo que ser sincero, no veo en absoluto que lo que describen como violencia lo sea’, ha dicho en una entrevista en “Els Matins” de Tv3. Mena ha dicho que tiene ‘la certeza de que son presos políticos’, puesto que su acción ha sido política. ‘Estamos en un momento de preocupante falta de tolerancia con los disidentes del independentismo’, opina.

Mena ha puesto como ejemplo que ‘históricamente en la cola de las manifestaciones había unos salvajes que rompían vidrios’, pero que no por eso se señalaba a los promotores de las marchas como responsables, y ha expuesto que para considerar el delito de rebelión hace falta que los organizadores hayan previsto y calculado voluntariamente que se genere violencia. Es por eso que cuestiona que el atestado de la Guardia Civil ‘se construye a partir y en apoyo de la posición inicial de la querella de la Fiscalía’, y que esta querella se basó en defender que hubo un levantamiento violento.

Ha explicado que una de las pruebas más relevantes de la causa, el atestado de la Guardia Civil, se construye a partir de la querella inicial del entonces fiscal general del estado, José Manuel Maza, quien ya argumentó que había habido violencia: ‘Esta querella estaba construida a partir del delito de rebelión porque hay un levantamiento público y violento. Maza y su equipo redactaron unos hechos determinados para describir el que era la violencia.’ Habiendo leído el atestado, según Mena, no hay violencia en los hechos que la Guardia Civil describe como tal. ‘De verdad, tengo mi convicción personal que no veo la violencia determinante para un delito de rebelión’, ha valorado.

Según Mena, existe un argumento ideológico de rechazo de la legalidad vigente. ‘Manifestarlo es una mera opinión, ponerlo en práctica cuando hay unas órdenes de la autoridad vigente puede ser desobediencia para aquellos que recibieron la orden, no para el resto’, destaca. Ante esto, el ex-fiscal recuerda que el sistema jurídico español quien desobedece la orden ‘puede haber cometido delitos de desobediencia, de prevaricación o de malversación, si se han utilizado dinero público para organizar algo prohibido por la legalidad vigente, pero esto no quiere decir rebelión’. Mena ha manifestado que no propugna ‘la impunidad de unos comportamientos contrarios a la legalidad vigente’, pero que ‘no está dentro de la legalidad producir un artificio imaginativo para decir que hay violencia cuando no ha habido’.

También ha criticado ‘una sorpresiva coherencia y similitud de planteamiento’ en el atestado del Instituto Armado, la querella de la Fiscalía y el argumento de Llarena, en que ha subrayado que se dedican pocas líneas a abordar la violencia y, en cambio, una gran extensión a hablar del independentismo. ‘Y es sorpresivo, porque la voluntad independentista es perfectamente legal’ en el sistema español, ha afirmado, por lo cual rechaza que se pueda perseguir el independentismo mientras no persiga su objetivo con violencia.

 

Fuente: Vilaweb

-->
COLABORA CON KAOS