El sindicato de manteros considera que el Ayuntamiento de Barcelona fomenta el racismo

Publicidad

El Ayuntamiento de Barcelona ha echado a los vendedores del paseo de Borbón

El Sindicato Popular de Vendedores Ambulantes ha emitido un comunicado este domingo, en el que valora las últimas actuaciones del Ayuntamiento de Barcelona y el Departamento de Interior de la Generalidad de Cataluña. «La instalación del parque para patinadores tiene como único objetivo contentar a los grandes empresarios y los medios y, además, demuestra que la ciudad-refugio es perfectamente compatible con la limpieza social, sin que ello despierte ningún síntoma de contradicción» , arranca el escrito elaborado por los portavoces sindicales. En este sentido, consideran que, cuando se trata de la venta ambulante, «se dejan de lado los principios y la coherencia». Hacen referencia al despliegue conjunto de los Mossos y la Guardia Urbana que, el viernes pasado, ocupó el paseo de Borbón para proteger una decena de operarios que instalaron una pista de skatepark de unos sesenta metros. La medida es la materialización del mensaje de tolerancia cero consensuado por Ada Colau y Jordi Jané (consejero de Interior) en una reunión celebrada el 12 de julio en la sede de la Sindicatura de Greuges.

El viernes, los manteros optaron por evitar el conflicto y se redistribuyeron por el centro de la ciudad, las playas y el entorno de la Sagrada Familia y el Park Güell. Desde hace 72 horas, equipos de agentes antidisturbios de la Guardia Urbana y los Mossos patrullan por el paseo de Borbón -a tocar los yates de super lujo del Puerto Viejo-, estos últimos armados con ostentosos subfusiles. Paralelamente, el consistorio mantiene la previsión de una hoja de ruta para ofrecer «alternativas laborales» a los vendedores.

La campaña de carteles para desincentivar la compra de productos a los manteros «contribuye a fomentar los prejuicios, nos criminaliza y fomenta el racismo», afirman desde el sindicato
Según el sindicato, la instalación del skatepark: «Es una acción planificada para contentar a los grandes empresarios y comerciantes, que no nos quieren junto a sus yates ni de sus Ferrari del paseo de Borbón, que nos tratan como si fuéramos desecho social «. La campaña de carteles para desincentivar la compra de productos a los manteros «contribuye a fomentar los prejuicios, nos criminaliza y fomenta el racismo contra nuestro colectivo», añaden. Además, denuncian que son objeto del «asistencialismo», que les niega constantemente «la interlocución y el reconocimiento». Por último, muestran el deseo de que «este gobierno no se convierta en la mano izquierda de la derecha racista, que sólo nos ofrece dolor y cárcel».

La respuesta del sindicato no se acotará el comunicado. Avanzan que, en los próximos días, convocarán asambleas y charlas para dar a conocer las próximas acciones que les permitirán «resistir la limpieza de la ciudad-refugio y luchar por un trabajo digno y contra la discriminación y el racismo» que viven cada día.

 

https://directa.cat/actualitat/sindicat-de-manters-considera-que-lajuntament-de-barcelona-fomenta-racisme

También podría gustarte

Los comentarios están cerrados.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More