El sindicalismo combativo de Catalunya exige una Renta Básica universal ante la situación de emergencia social

Publicidad

En una declaración conjunta el Sindicalismo combativo de Catalunya (CO.BAS / COS / CGT Catalunya / CNT / IAC / Solidaritat Obrera) critican el Ingreso Mínimo del gobierno estatal y la Renda Garantida de Ciutadania de la Generalitat de Catalunya y proponen alternativas en el marco de un Plan de Choque Social.

 

Repartamos el trabajo y la riqueza

Sobre el Ingreso Mínimo del gobierno estatal y la Renda Garantida de Ciutadania de la Generalitat de Catalunya:

En los últimos días el gobierno del Estado Español, formado por PSOE y UP, ha puesto sobre la mesa una propuesta de Ingreso Mínimo que se acercaría a los 462 euros al mes, una propuesta que se suma a la que ya se aplica, en teoría, desde el Gobierno de la Generalitat de Catalunya de Renda Garantida. Ambas consideradas totalmente insuficientes por los sindicatos abajo firmantes.

Como sindicatos combativos hemos reclamado una serie de medidas de choque para este período, entre las cuales proponíamos una Renta Básica universal incondicional y digna mientras durase la pandemia. Cuál es pues la crítica?

-La propuesta del gobierno español, a la espera de los trámites con los que se aplicaría, no llega a garantizar en ningún caso salir del riesgo de pobreza para las personas que se podrían beneficiar, un umbral que se fija en los 750 euros.

PdCat y ERC dejan atrás a mucha gente destinando sólo 380 millones en el presupuesto de 2020 a la Renda Garantida de Ciutadania de la Generalitat, que alcanza sólo al 10% de las peticiones que recibe, lo que se traduce en 113.832 beneficiarios, de los cuales solo 64.000 reciben la Renda Garantida íntegra, en un país de 7 millones de personas.

Con trabajo contractual o no, nadie se debe quedar sin ingresos mientras dure la emergencia sanitaria o las consecuencias serán devastadoras. Por eso es imprescindible introducir una Renta Básica de cuarentena y con carácter retroactivo que garantice ingresos de manera universal e incondicional mientras dure el estado de alarma. El acceso a la Renta Básica ha de garantizarse a toda persona sin importar su nacionalidad, estatus de residencia o situación administrativa. La insuficiencia de las medidas vinculadas a estas pretendidas rentas garantizadas muestran, una vez más, que no hay interés alguno por parte de los diferentes gobiernos para eliminar la pobreza (actualmente el riesgo de pobreza afecta al 21’5% de la población): estas medidas perpetúan la precariedad y la pobreza.

Por qué no se revierte el fraude fiscal (calculado en 59.000 millones), reclaman la devolución del dinero del rescate a la banca, aplican impuestos sobre los grandes patrimonios?… No hay excusa para no acabar con la pobreza, tanto el gobierno del Estado Español como el Govern de la Generalitat de Catalunya tienen las competencias para hacerlo.

Como sindicatos combativos seguiremos luchando, pasamos a la ofensiva para acabar totalmente con la pobreza y gozar de unas vidas dignas. Junto a las organizaciones adheridas al Plan de Choque Social reclamamos medidas en materia de vivienda y suministros, en pensiones y servicios públicos 100%, que permita cambiar el modelo capitalista que fomenta desde la UE la desigualdad, la deuda y la especulación.

Luchamos por unas condiciones de trabajo dignas que pongan la vida y no al capital en el centro; reduzcamos drásticamente las jornadas laborales y repartamos el trabajo sin rebajar salarios ni derechos, pongamos en el centro los cuidados y las tareas reproductivas y reorientemos el modelo productivo desde la planificación democrática y ecologista, feminista y solidaria con todos los pueblos.

«Ya no nos alimentan migajas, ya queremos el pan entero».

CO.BAS / COS / CGT Catalunya / CNT / IAC / Solidaritat Obrera

 

También podría gustarte

Los comentarios están cerrados.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More