El PP utilizará su mayoría en el Senado para entorpecer los mandatos del Congreso para acabar con la ley mordaza

Publicidad

El PP utilizará su mayoría absoluta en el Senado para ‘entorpecer’ las decisiones del Congreso que no sean de su agrado. Al menos eso es lo que se visualizará este martes en la Cámara Alta, donde el grupo popular aprovechará su mayoría para aprobar una moción que insta al Gobierno “a seguir salvaguardando los derechos y libertades de todos los ciudadanos, articulando todas las medidas necesarias para permitir la correcta aplicación de la Ley Orgánica 4/2015, de 30 de marzo, de protección de la seguridad ciudadana”, la denominada ‘ley mordaza’.

De esta manera, el Partido Popular sale en defensa de una ley que ha sido reprobada por la mayoría del Congreso de los Diputados. Exactamente hace tres semanas, PSOE, Unidos Podemos, ERC, PNV y la antigua Convergència votaban a favor de una moción que pedía la derogación de la ley mordaza.

Sin embargo, el Partido Popular, que ni siquiera contó con el apoyo de Ciudadanos (abstención) en el Congreso, quiere amparar en el Senado una ley que, asegura, “nació para fortalecer las libertades públicas […]no coarta el ejercicio de las libertades para ningún ciudadano, ni tampoco ha prohibido el ejercicio de los derechos de reunión o de manifestación”.

Una opinión que no comparten la mayoría de los partidos políticos, la mayoría de las ONG ni la mayoría de los estamentos internacionales, como expresó la ONU el 23 de febrero de 2015. Ese día, el organismo informó que varios Relatores Especiales del Consejo de Derechos Humanos de las Naciones Unidas se habían dirigido al Gobierno de Mariano Rajoy para mostrar su frontal rechazo a la Ley de Protección de la Seguridad Ciudadana “por las limitaciones a las libertades de expresión y de reunión, así como en materia de delitos antiterroristas”.

En esa misma línea se posicionaron varios expertos jurídicos, como la Plataforma en Defensa de la Libertad de Información (PDLI), presidida por Virginia Pérez Alonso, que aseguró en su momento que esta ley nacía “del temor a que la ciudadanía ponga sus decisiones (las del Gobierno) contra las cuerdas a través de protestas públicas, ya sea en la calle o en las redes sociales”.

Para el Partido Popular del Senado, la ley mordaza “no trata de sancionar más, sino de sancionar mejor, es decir con mayor garantía y menor discrecionalidad. Con esta Ley, ni es la policía la que sanciona, ni se vulneran los principios que rigen el proceso penal, ni se imposibilita el recurso ante los Tribunales de Justicia”.

Agencias/Prensa

También podría gustarte

Los comentarios están cerrados.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More