El papa Juan Pablo I fue asesinado

Publicidad

Así lo explica en su libro ´Juan Pablo I. Caso abierto´, donde ofrece respuestas a las preguntas de un asunto que, 30 años después, “sigue abierto” y del que “el juicio no se hecho donde tenía que hacerse, pero está en la calle”. Analiza la figura del papa Albino Luciani, cuyo breve papado le ha hecho acreedor del sobrenombre del ´papa meteorito´ a quien todo el mundo conoció como ´el papa de la sonrisa´.

El motivo de la muerte de Juan Pablo I y las repercusiones si no hubiera fallecido son motivo de la obra de López Sáez, nacido en Aldeaseca en 1944 y responsable de la asociación Comunidad de Ayala, que promueve la renovación eclesial mediante grupos y comunidades en parroquias, colegios y casas, además de propiciar la Fundación Betesda, con el objetivo del desarrollo integral de minusválidos físicos y psíquicos.

Misterio del siglo XX

Según el autor, la muerte de Luciani es “uno de los grandes misterios del siglo XX”, ya que el sumo pontífice gozaba de buena salud, según su médico personal, y había tomado decisiones “importantes y arriesgadas”, entre las cuales había decidido terminar con los negocios vaticanos, incluso haciendo frente a la logia masónica ´Propaganda Dos´ y a la mafia.

La editorial andaluza Shepa, que ha publicado el libro, destaca que “no se puede pasar por alto que la figura de Juan Pablo I ha sido profundamente deformada”, llegándose a decir que estaba enfermo, que murió aplastado por el peso del papado o que no estaba capacitado para ejercer como papa.

Según la investigación, esta tesis que deforma la realidad “es mantenida por quienes defienden la versión oficial”, que supone adjudicar la muerte a un infarto agudo de miocardio o embolia pulmonar, “en cualquier caso, muerte natural”. Frente a esto, la obra “abre interrogantes al respecto y se dice si verdaderamente fue así, o le dieron una dosis letal por poner el dedo en la llaga” e incluso se llega a cuestionar si se le realizó la autopsia.

López Sáez se pregunta y cree inexplicable el silencio mantenido por los papas que le sucedieron, tanto Juan Pablo II como Benedicto XVI.&nbsp Entre otras publicaciones, como las dedicadas a la catequesis, que es su especialidad, el sacerdote ha publicado ´La incógnita Juan Pablo I´ y ´Se pedirá cuenta. Muerte y figura de Juan Pablo I´. El nuevo libro puede leerse en internet.

También podría gustarte

Los comentarios están cerrados.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More