El Padre Ángel dice en Melilla que las vallas «sólo sirven para que la gente llegue al CETI con el cuerpo acribillado»

Agencias

El Padre Ángel García, presidente de Mensajeros de la Paz, se ha reunido este pasado viernes con el vicepresidente del Gobierno de Melilla y le ha dicho que las cuchillas de las vallas de la frontera «sólo sirven para que los inmigrantes lleguen al Centro de Estancia Temporal (CETI) con el cuerpo acribillado a cuchilladas», por lo que deben retirarse.

   Esta ha sido una de las conclusiones de su viaje a la ciudad autónoma este viernes, cuando ha visitado el CETI y ha charlado con algunos de los inmigrantes que allí residen. «Hemos visto decenas de jóvenes con heridas producidas por estos cuchillos que no impiden nada», ha señalado.

   Para el presidente de Mensajeros, un haz de un helicóptero en la noche es más eficaz que esas navajas en las alambradas de la frontera. «Wue no vengan con tonterías de que si las puso uno o las puso otro; Que las quiten, se les tendría que caer la cara de vergüenza», ha asegurado.

   En cuanto a los habitantes del CETI, el Padre Ángel ha destacado que «tienen caras alegres, como si hubieran alcanzado la tierra prometida» y ha puesto el acento en que «no vienen a hacerse ricos, solo quieren vivir».

   Durante su paso por Melilla, ha visitado además al obispo emérito Ramón Buxarrais, con el que departió sobre la situación de los inmigrantes, y un centro de las Hermanas de María Inmaculada que trabajan en uno de los barrios musulmanes prestando apoyo a niños y mujeres.

   Como balance, el Padre Ángel señaló que se iba «triste por ver el elevado número de personas que están en el centro, pero satisfecho al

ver la cara de estos jóvenes que parece que han conseguido una gran meta».

NOTICIAS ANTICAPITALISTAS