El líder de CC.OO se alía con el gobierno y ataca con dureza la Huelga General en el País Vasco del día 30 de enero

Publicidad

La huelga general convocada por diversos sindicatos y organizaciones en el País Vasco no le gusta a CC.OO, más acostumbrada a pactar, consensuar, y defender el salario de sus liberados. Unai Sordo, líder del sindicato, salió en defensa de sus correligionarios del PSOE como si no llevara gobernando lo suficiente como para que la clase trabajadora más consciente no los conociese.

Por eso en referencia a la huelga general convocada por los sindicatos nacionalistas para el 30 de enero, Sordo se muestra a su celebración en el actual momento. «Un Gobierno que no ha echado aún a andar, que no se conoce aún su programa… convocar una huelga general no nos parece ni medio normal», sentenció el dirigente sindical.

Esta es la noticia competa:

El secretario general de CCOO, Unai Sordo, afirmó ayer que «no se entiende muy bien» la convocatoria de huelga general para el próximo 30 de enero en la CAV y Navarra con «las pensiones como principal banderín de enganche» ya que, a su entender, «lo razonable» es esperar a que se conforme en nuevo gobierno y ver «qué propuestas hace».

En una entrevista concedida a Onda Vasca, el dirigente de CCOO se pronunció de este modo en relación a la huelga general convocada por los sindicatos y organizaciones integrantes de la Carta de Derechos Sociales, junto a pensionistas y otros colectivos.

A su entender, la convocatoria es «bastante sorprendente» porque la huelga se producirá «probablemente veintipocos días después de la constitución del gobierno» y cuando «todo parece indicar que en materia de pensiones va a conllevar la garantía de revalorización de las pensiones otra vez en la ley general de la Seguridad Social».

Asimismo, espera que la formación del nuevo ejecutivo también suponga abrir un espacio de diálogo para mejorar toda la estructura de ingresos de la Seguridad Social y «la garantía de que va a haber aportaciones adicionales del Estado para mantener el nivel de calidad de las pensiones».

En este contexto, Unai Sordo insistió en que «no se acaba de entender muy bien una huelga general que precisamente tiene las pensiones como principal banderín de enganche». «No parece muy lógico», opinó el dirigente de CCOO, que advirtió de que «seguramente sí va a tener como efecto meter un conflicto donde no lo había» en relación a los movimientos de pensionistas de Euskadi.

Además, apuntó que se podría pensar que la convocatoria «tenía una deriva más política, pensando que en Euskadi estaríamos cerca de un adelanto electoral, donde la petición de pensión mínima iba a acabar siendo subir la RGI hasta 1.080 euros», aunque ahora «ese escenario parece que no se va a dar».

El líder de CC.OO se alía con el gobierno y ataca con dureza la Huelga General en el País Vasco del día 30 de enero

También podría gustarte

Los comentarios están cerrados.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More